#Justicia

Impunidad y Derechos Humanos: una deuda pendiente de octubre

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Fotografia: Andrés Vera Quiroz

“A nadie voy a dar de baja por procedimiento policial»

(Mario Rozas Córdova, General Director ® Carabineros)

Desde los sucesos acaecidos durante el estallido y posterior revuelta popular de octubre del 2019, la declaración de guerra y, a la postre, el estado de emergencia y toque de queda ha quedado en evidencia la regresión que ha enfrentado Chile y la sociedad frente a las graves y sistemáticas violaciones a los Derechos Humanos por agentes del Estado, en su gran mayoría por funcionarios de Carabineros de Chile.


Para el siglo XXI, Chile requiere dotarse de una robusta institucionalidad en materia de Derechos Humanos. De igual forma, se hace imperioso para efectos de garantías de no repetición: Juicio y Castigo a los responsables materiales, de mando y políticos

La crisis social forjada a partir de años de abusos, desigualdad, pobreza y goteo asistencial provocó que la sociedad en su conjunto se movilizará, que es un derecho inalienable e irrenunciable como se encuentra consignado en la Observación General N°37 del Comité de Derechos Humanos de Naciones Unidas sobre el derecho de reunión pacífica (artículo 21, Pacto de Derechos Civiles y Políticos) de julio del año 2020, que establece que la reunión es un derecho básico y que la policía está obligada a usar medios no violentos y cumplir con los principios de legalidad, necesidad, proporcionalidad, precaución y no discriminación. En dicha observación se limita rigurosamente el uso de la fuerza y el uso de armas menos letales, incluyendo gas lacrimógeno y carro lanzagua, dado que se señala que su uso debe estar restringido, debe además estar precedido de advertencias y deben tomarse medidas para evitar riesgos mayores.

La misma observación establece que el Estado es responsable por conducta de sus agentes y que debe llevar a cabo investigaciones en caso de violencia excesiva y debe transparentar el uso de la fuerza, como registro del uso de sus armas, y adoptando medidas contra los responsables de excesos. En causa de marzo de 2012, pero con fallo agosto del 2020, la Corte Suprema expresa claramente: “El Estado debe indemnizar por lesión ocular producto del disparo de balines de Carabineros. Resguardar el orden público tiene un fin. Si se genera un riesgo en esa acción, existe falta de servicio, sin necesidad de identificar a los autores del disparo”.

A pesar de dicho fallo, en la actualidad nos encontramos avanzando directamente a la impunidad, en medio de un escenario de lento y escaso avance de los procesos por violencia institucional que son todos los hechos delictivos cometidos por agentes del Estado, en el ejercicio y abuso de la función pública, contra personas.

Respecto a las cifras sobre delitos de violencia institucional cometidas durante el estallido social entre el 18 de octubre de 2019 a 31 de marzo de 2020, actualizadas al 14 de septiembre del año en curso, Fiscalía Nacional, refiere, “N° total de causas: 10.936; N° causas terminados: 7.917; N° causas vigentes: 2.999; N° formalizados: 130; N° imputados formalizados: 206; Sentencias condenatorias ejecutoriadas: 16 y N° condenados: 30”.

En dirección contraria, un uso y abuso de la prisión en decenas de manifestantes, que luego de casi dos ó tres años transcurridos los hechos aun siguen retenidos, a pesar incluso de las promesas del candidato y actual presidente de la república, Gabriel Boric Font.

Es decir, en Chile existe un proceso de encarcelamiento masivo que tiene que ver con un populismo penal y de un disciplinamiento en relación a vigilar y castigar. Lo anterior se ratifica en que las actuales autoridades del Ministerio del Interior y Seguridad Pública han presentado durante este año, 74 querellas por delitos asociados a desórdenes públicos, la gran mayoría por disturbios y desmanes en “liceos emblemáticos” de la comuna de Santiago.

Las acciones presentadas por las autoridades en contra de estudiantes adolescentes hacen resonar la frase del jurista soviético Yevgueni Bronislávovich Pashukanis, que planteaba que cada política criminal tiene el sello de clase del sector que la propone.  En este caso: desesperación y cobardía.

Pronto a cumplir tres años de la revuelta popular, en Chile reina la sentencia máxima en “la medida de lo posible” recluyendo a oficiales jefes y subalternos y no persiguiendo la responsabilidad de los altos mandos de Carabineros por tolerar y promover prácticas abusivas y lesivas, hasta el día de hoy no existe ningún oficial general que haya sido procesado. Cualquier parecido con la realidad vivida luego de la “recuperación de la democracia” en relación a los violadores a los Derechos Humanos durante el periodo 1973 a 1990, es una mera coincidencia.

Los desafíos continúan pendientes, más cuando Chile no supera aun el trauma de las sistemáticas violaciones a los Derechos Humanos ocurridas durante la dictadura cívica militar y pronta a cumplir 50 años. Uno de esos desafíos es que el imperativo de los Derechos Humanos no sea palabra de discurso etéreo, sino realidad concreta y asible para todas y todos. Pues como indicaba Benjamín, “los reclamos del pasado no se deben despachar a la ligera”.

Para el siglo XXI, Chile requiere dotarse de una robusta institucionalidad en materia de Derechos Humanos. De igual forma, se hace imperioso para efectos de garantías de no repetición: Juicio y Castigo a los responsables materiales, de mando y políticos; Refundación a Carabineros de Chile; y la instauración de una Comisión de Verdad, Justicia y Reparación Integral.

Solo de ese modo conseguiremos ir avanzando por nuevos caminos, donde un Estado que reconociendo su participación activa en el sufrimiento de cientos de familias víctimas de su actuar, se sitúe coherente y humildemente a su reparación y a la búsqueda del perdón y la reconciliación.

Los caminos que transita nuestro país hoy son confusos, la promesa de fundar un nuevo pacto social sigue pendiente particularmente con las víctimas de la represión. El estallido social no ha finalizado. Nada es igual. La vida se ha tornado más cara, dura y desigual. La indignación y la desesperanza siguen allí: Latiendo y Esperando.

TAGS: #CarabinerosDeChile #DerechosHumanos #EstallidoSocial

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Quedan 1500 carácteres.

#NuevaConstitución

VER TODO
Se observa una tendencia a mantener una inercia del proceso que desgaste los ánimos en perseverar en acordar un tercer procedimiento para cambiar la Constitución de 1980
+VER MÁS
#Política

¿Por qué no hay acuerdo en el proceso constituyente?

Se observa una tendencia a mantener una inercia del proceso que desgaste los ánimos en perseverar en acordar un tercer procedimiento para cambiar la Constitución de 1980

No puede haber soberanía popular si hay una entidad, formada por un grupo de personas, aunque sea en una democracia representativa, que están diciendo cuales van a ser los límites de una Nueva Constitución
+VER MÁS
#Política

No vamos a un segundo intento de nueva Constitución con soberanía popular

No puede haber soberanía popular si hay una entidad, formada por un grupo de personas, aunque sea en una democracia representativa, que están diciendo cuales van a ser los límites de una Nueva Constitución

El desafío es sumar y no menospreciar las dinámicas territoriales del país que mantienen el amargo resultado del rechazo y aún palpan a diario que el descontento, sumado a los crecientes problemas de se ...
+VER MÁS
#Política

Lo que no fue y, esperamos, ahora sí sea

El desafío es sumar y no menospreciar las dinámicas territoriales del país que mantienen el amargo resultado del rechazo y aún palpan a diario que el descontento, sumado a los crecientes problemas de seguridad, migración e incertidumbre económica, no son resueltos con la velocidad que se requieren

Obnubilada  por el aplastante 62% obtenido por el Rechazo en el plebiscito de salida, la derecha está dando por descontado que aquello significa, también, un cheque en blanco para proseguir en el mismo s ...
+VER MÁS
#Política

Estado Social Democrático de Derecho o Salmón Tipo Jurel

Obnubilada  por el aplastante 62% obtenido por el Rechazo en el plebiscito de salida, la derecha está dando por descontado que aquello significa, también, un cheque en blanco para proseguir en el mismo sentido al hegemónico hasta el 18-O de 2018

Nuevos

Para esto, es necesario, entre otras cosas, reforzar a los equipos que llevan adelante investigaciones de derechos humanos, mejorar los instructivos y robustecer las capacitaciones referentes a las obligaci ...
+VER MÁS
#Justicia

Fiscal Nacional y su rol en los derechos humanos

La industria petrolera actuó a modo del dios Apolo y maldijo al igual que a Casandra a científicos e investigadores ambientalistas, ellos tendrán la capacidad de predecir el futuro, pero nadie les va a creer
+VER MÁS
#Medio Ambiente

El Síndrome de Casandra y la Emergencia Climática

La excepción de seguridad de la nación, presente en la Carta Fundamental como uno de los casos en que se permite el secreto por ley de quórum calificado, para mantener la reserva de información, debe se ...
+VER MÁS
#Política

Artículo 8° CPR: Comentario sobre una solicitud a las FF.AA.

En su natal San Juan Chamelco, Alta Verapaz, Guatemala, vestía su indumentaria indígena, en los campos de manzanas usa pantalón de lona. Su ropa de Guatemala sólo la usa para eventos especiales, dejó d ...
+VER MÁS
#Sociedad

Un día tranquilo

Popular

Deborah Jones en la liberación del Ser sensual, metaforización del Eros y el Thanatos que nadan en un lago entre delicadas sábanas, acariciando los sentidos en el juego del deseo
+VER MÁS
#Cultura

Disección poética. Libro: Eróticamente poética de Deborah Jones

El amor por un hijo o un familiar a quien se cuida puede ser inigualable, pero la carga para una persona puede ser destructiva
+VER MÁS
#Ciudadanía

Mamá cuidadora

El descontrolado crecimiento de la población es una de las principales causas de: sobreexplotación de los recursos naturales, destrucción del medioambiente, pérdida de biodiversidad y de la gran generac ...
+VER MÁS
#Medio Ambiente

COP27: Y somos 8.000 millones, sobrepoblación un tema impopular

Quienes decidimos alzar la voz en algún momento de nuestra vida, y defender a quienes fueron injustamente tratados, sin saberlo, nos convertimos también en parte de una larga lista de sindicalistas, pensa ...
+VER MÁS
#Trabajo

¿En serio te despidieron por escribir Plaza Dignidad?