#Internacional

Mandela consciente y el fin del apartheid personal

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

El fin del apartheid recién comienza, Mandela sólo nos muestra que hay caminos y que es posible, pero todo parte de manera individual, porque no hay sistema que cambie al hombre sino al revés.

La muerte de un grande conmueve al mundo. Un luchador incansable que pese a estar 27 años de su vida en la cárcel no cambió su convicción personal de que algún día esa injusticia en la que vivía su pueblo debía terminar. Deseaba una paz integral no solo para los de su descendencia étnica, si no también, junto a la raza que creó el apartheid. Un ser humano de espíritu libre quién difundía paz predicando con amor.

Llegó al poder y era tan fácil cobrar la revancha pero su temple era más fuerte, en su visión de paz no cabe la distinción ni los egoísmos personales y con sus virtudes pudo lidiar y mitigar ese, tan nefasto, sistema del apartheid que solo trae odiosidades. Lamentablemente ese sistema sigue presente no solo en Sudáfrica, sino en todo el mundo, aun hay barrios marginales, salud y educación deficiente para los desposeídos. Es un cáncer rabioso y obstinado que juega con la estupidez humana que comienza con nuestro ego que razona de manera personal y egoísta. Mandela debe haber suprimido su ego de manera natural, su conciencia despierta y global, seguramente lo desplazó, formando un líder íntegro como pocos durante el siglo XX. Lidiar contra el ego de su propia etnia y la que gobernaba a punta de opresión fue un reto de proporciones, pero que trajo momentos de paz que son difíciles de mantener si todo se idealiza en una imagen,  personaje o salvador. Él lo sabía y no buscaba aquella connotación, solo deseaba alentar la libertad del hombre desde el interior mismo de cada individuo.

El fin del apartheid recién comienza, Mandela sólo nos muestra que hay caminos y que es posible, pero todo parte de manera individual, porque no hay sistema que cambie al hombre sino al revés. La responsabilidad de despertar conciencia comienza con dejar el ego de lado, con dar gracias a la simpleza de la vida, ayudar al vecino y quién lo necesite –hoy más que nunca la naturaleza- es el paso a la armonía y la concreción de la paz.

Por el contrario, nuestro ego atrapado en un sistema basado en posesiones materiales sólo mantiene el apartheid, busca dividir para gobernar, para acaparar y alcanzar lo más alto pretendiendo ser un dios, ese juego de divinidad que estará por siempre condenado al fracaso, pero en el cual se persiste. El ego busca alianzas similares para imponer sus ideales y sacar provecho individual, asistiéndose la mayoría de las veces, de la brutalidad y el engaño. La historia se repite y se cansa de mostrarnos la mezquindad humana.

Es tiempo de asumir si la humanidad es bondadosa y está infectada de maldad o lisa y llanamente somos una especie cruel que tiene el virus de la bondad por eso seguimos en este interminable circulo de la vida sin poder darle termino y así evolucionar. Creo que somos inconscientemente malvados, porque nos educamos (e infectan) en un sistema violento. Debemos ser capaces de generar medios que nos lleven a una comunicación solidaria en el aprendizaje buscando siempre el bien común.

Un consciente Mandela  decía: “nadie nace odiando a otra persona por el color de su piel o su origen o su religión. La gente tiene que aprender a odiar, y si ellos pueden aprender a odiar, también se les puede enseñar a amar, el amor llega más naturalmente al corazón humano que su contrario.”

* Entrada escrita por Francisco Díaz, Raftguide, columnista invitado por Democracia Activa


Imagen

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

#EstoPasaEnChile

VER TODO
La incontenible codicia de esta elite es la causal del profundo malestar acumulado por el resto de la población, esa que no forma parte de la elite, esa población que paga la fiesta pero que no es invitad ...
+VER MÁS
#Sociedad

La rebelión de [email protected] [email protected]

Nos encontramos en un momento de impolítica, cuando el sistema político no logra acuerdos suficientes y adecuados para asegurar la participación paritaria de las mujeres y los pueblos originarios, entre ...
+VER MÁS
#Ciudadanía

Geografía de la Multitud y el otro orden contra-democrático: hacia nuevo contrato social

La violación de los Derechos Humanos “desordena” en vez de ordenar, atiza el fuego, asume que el orden se impone por terror, mediante el amedrentamiento
+VER MÁS
#Sociedad

Derechos Humanos: ¿de qué estamos hablando?

En este tipo de casos no existe una prescripción, es decir, en caso de que efectivamente sea en este contexto no existe un plazo para que la víctima pueda demandar,
+VER MÁS
#Justicia

Demandas al Estado por violaciones a Derechos Humanos, el estallido que se viene

Popular

La incontenible codicia de esta elite es la causal del profundo malestar acumulado por el resto de la población, esa que no forma parte de la elite, esa población que paga la fiesta pero que no es invitad ...
+VER MÁS
#Sociedad

La rebelión de [email protected] [email protected]

Nos encontramos en un momento de impolítica, cuando el sistema político no logra acuerdos suficientes y adecuados para asegurar la participación paritaria de las mujeres y los pueblos originarios, entre ...
+VER MÁS
#Ciudadanía

Geografía de la Multitud y el otro orden contra-democrático: hacia nuevo contrato social

La violación de los Derechos Humanos “desordena” en vez de ordenar, atiza el fuego, asume que el orden se impone por terror, mediante el amedrentamiento
+VER MÁS
#Sociedad

Derechos Humanos: ¿de qué estamos hablando?

En este tipo de casos no existe una prescripción, es decir, en caso de que efectivamente sea en este contexto no existe un plazo para que la víctima pueda demandar,
+VER MÁS
#Justicia

Demandas al Estado por violaciones a Derechos Humanos, el estallido que se viene

Popular

Tomémonos las calles con nuestras pañoletas moradas y verdes. Porque juntas somos más fuertes. Porque, como dice Rebeca Lane “Yo no elegí la guerra pero nací guerrera”
+VER MÁS
#Género

Y la culpa no era mía, ni donde estaba, ni como vestía

¿No sabían quién era? ¿No habían leído sus columnas? ¿No han visto sus intervenciones en otros programas de televisión? Era extraño. Estaban todos muy escandalizados de algo que era evidente que pa ...
+VER MÁS
#Política

El evitable show de Hermógenes en Bienvenidos

Vivimos en un país que no aprecia la ciencia, ya que el gobierno la ajusta y le corta las aristas necesarias para que esta funcionen en su realidad ficticia, lo que convierte a Chile en un país que no cre ...
+VER MÁS
#Ciencia

Las ciencias chilenas bajo un régimen de Procrustes

Hay ciertas características que permiten identificar al fascismo y su accionar en la actual coyuntura social y hay que distinguirlo para tomar las acciones debidas para oponerse a su avance por medio de la ...
+VER MÁS
#Política

Cómo reconocer el fascismo