#Internacional

La parábola de Pablo Escobar como el Patrón del Mal

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

La violencia no la instala en Colombia Pablo Escobar y el narcotráfico, ellos la emplean con la misma“normalidad” como lo hace el Estado y su contra poder, la guerrilla. No olvidar que el narcotráfico en su actividad de producir y proveer drogas es un “delito sin víctimas”, es decir, sin denuncias de la población.

La parábola de Pablo Escobar como el Patrón del Mal, en la serie televisiva de igual nombre, que terminó ayer en la TV local, tiene muchas inexactitudes históricas y lagunas políticas, pero a la vez tiene el gran mérito de poner de presente que el uso de la muerte es un método para resolver conflictos, imponer  condiciones y alcanzar objetivos  que la clase dominante y el poder del Estado  ha usado históricamente.

La historia contemporánea de Colombia se inicia con el asesinato de Jorge Eliecer Gaitán, líder liberal populista, el 9 de abril de 1948. Con el “ Bogotazo” se inicia La Violencia –así  con mayúscula-, esa guerra en el campo entre liberales y conservadores, que dejó una indiscernible cifra entre 30.000 a  300.000 muertos y de la que la familia de Pablo Escobar fue víctima.

Aquella Violencia es suspendida en 1953 por  el golpe de estado del general Rojas Pinilla, un conservador populista que derrota al gobierno del conservador tradicionalista de Laureano Gómez y pone fin a la hegemonía política de lPartido Conservador, católico, agrarista y latifundista. Aquel a su vez  es derrotado por un movimiento social y político que instala una alianza liberal conservadora en 1957, el FrenteNacional, que al ser  incapaz de resolver el problema agrario generaliza la violencia rural y como duopolio en el poder del Estado congela la política induciendo a quienes quieren ejercerla a “irse al monte”, cuyo caso más emblemático de conversión a guerrillero es el padre Camilo Torres Restrepo, seguido por otros sacerdotes radicalizados.

El país vive hasta el presente una “violencia perpetua”, que permite controlar al movimiento social con unos 30.000 muertos al año y mantener una tasa de crecimiento económico constante. La otra política mediante la violencia organizada la hace FARC (Fuerzas Armada Revolucionarias de Colombia), originada en 1964 desde la resistencia campesina a los despojos de sus tierras cohonestados  por el Frente Nacional. Así nace la guerrilla más antigua del mundo y larga dela historia, luego  le siguen el ELN (Ejército de Liberación Nacional) y otros movimientos guerrilleros.

La violencia no la instala en Colombia Pablo Escobar y el narcotráfico, ellos la emplean con la misma“normalidad” como lo hace el Estado y su contra poder, la guerrilla. No olvidar que el narcotráfico en su actividad de producir y proveer drogas es un “delito sin víctimas”,  es decir, sin denuncias de la población. Finalmente, en los años ochenta  las fuerzas regulares en alianzas con los narcotraficantes organizan el“paramilitarismo” para luchar contra la guerrilla con sus mismos métodos, pero llevando el horror en contra de la población civil a niveles superiores inenarrables.

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

#Coronavirus

VER TODO
El teletrabajo surge como una práctica común para la mayoría de los hogares donde hay mujeres que trabajan y que tienen responsabilidades domésticas, que hacen difícil la posibilidad de conciliar los r ...
+VER MÁS
#Género

Para que el teletrabajo no sea una ilusión óptica

La normalidad migrante es una realidad muchas veces marginada, ligada a los estándares de la vulnerabilidad y no reconocida institucionalmente
+VER MÁS
#Todos somos ciudadanos

La ´nueva normalidad`que vive la población migrante en Chile

No podemos ser un país donde la gente come según la voluntad del otro. No podemos ser un país que depende de la solidaridad.
+VER MÁS
#Ciudadanía

El Pueblo de Chile

No estamos ante la típica reforma administrativa y ni siquiera constitucional, sino frente a la necesidad de una reconceptualización, “un reseteo”, de los conceptos y categorías que la política ha u ...
+VER MÁS
#Política

La política es incapaz de gestionar la creciente complejidad

Popular

El teletrabajo surge como una práctica común para la mayoría de los hogares donde hay mujeres que trabajan y que tienen responsabilidades domésticas, que hacen difícil la posibilidad de conciliar los r ...
+VER MÁS
#Género

Para que el teletrabajo no sea una ilusión óptica

La normalidad migrante es una realidad muchas veces marginada, ligada a los estándares de la vulnerabilidad y no reconocida institucionalmente
+VER MÁS
#Todos somos ciudadanos

La ´nueva normalidad`que vive la población migrante en Chile

No podemos ser un país donde la gente come según la voluntad del otro. No podemos ser un país que depende de la solidaridad.
+VER MÁS
#Ciudadanía

El Pueblo de Chile

No estamos ante la típica reforma administrativa y ni siquiera constitucional, sino frente a la necesidad de una reconceptualización, “un reseteo”, de los conceptos y categorías que la política ha u ...
+VER MÁS
#Política

La política es incapaz de gestionar la creciente complejidad

Popular

La forma en que se retrata a Prat, nos plasma las siete virtudes del Bushido en un hombre real y contemporáneo.
+VER MÁS
#Cultura

Arturo Prat y el Código del Bushido: ¿Por qué los japoneses le rinden honores?

Pese a esta supuesta normalidad y actuación conforme a la ley, es del todo preciso señalar que no existe norma alguna que faculte a carabineros a decomisar ni mucho menos a la destrucción de los bienes e ...
+VER MÁS
#Justicia

Decomiso y destrucción de mercadería ambulante: Doble ilegalidad

Es necesario avanzar en nuevas dinámicas que favorezcan la colaboración y la corresponsabilidad de las labores domésticas, de crianza y educativas, propiciando mecanismos que vayan entendiendo estas labo ...
+VER MÁS
#Género

Mujer, educación y conciliación en tiempos de Covid-19

Debemos sacar de nuestras cabezas que nosotros, por el simple hecho de ser nosotros, tenemos menos probabilidades de contraer la enfermedad y si nos llegamos a contagiar no será tan grave.
+VER MÁS
#Salud

COVID-19: Cambiar comportamientos es hoy nuestra única y mejor arma