#Género

Nicolasa, el inmenso legado de una mujer pequeña a contra género

5 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Este alzamiento rebelde femenino fue un ícono contra el sistema capitalista patriarcal winka (no mapuche), que todavía no logra entender cómo un par de mujeres de baja estatura, lograron retrasar la construcción de la mega represa y que, además, marcaron a toda una generación de jóvenes mapuches, que vemos en ellas el caudal ancestral que nos mantiene vivos/as, con más fuerza que nunca y proyectándolas en nuestros/as hijos/as.

Ha muerto Nicolasa Quintreman Kalpan, mujer mapuche, dirigenta y lideresa del territorio mapuche pehuenche. Por todo el Wallmapu (país mapuche) se escuchan cantos, pifilkas y trutrukas ancestrales. Ha partido en viaje con las abuelas y los abuelos, una gran mujer pequeña que ha dejado una senda inmensa.

Que Nicolasa sea mujer mapuche no es coincidencia. Las mujeres mapuches tienen una fortaleza sin igual, curtida en la piel a fuerza de trabajo, mucha alegría y por sobre todo rebeldía. Bien lo sabemos quienes hemos sido criados/as por madres y abuelas mapuches, derechitos/as como pellin (firme como roble) y para nada apilguados/as (sin fuerza) a la sombra de mujeres cálidas, amables y de muy buen humor, pero tremendas cuando se enojan. Se nubla el cielo y sentimos pasar su mirada como un relámpago por nuestra columna vertebral: “la abuela se enojó”. Muy pocas cosas hacen enojar a las abuelas mapuches, pero cuando esto ocurre ¡por el wenumapu (cielo mapuche/tierra de arriba) que tienen razón!  Nicolasa Quintreman, la dirigenta de Ralko Lepoy, se había enojado, estaba dolida y enrabiada, porque nuestro azmapu (cosmos mapuche) peligraba.  El rio Biobío, ya no era la última frontera libertaria protectora.

Nicolasa, mujer mapuche, junto a otras mujeres mapuches, levantaron su voz, su cuerpo, sus entrañas, su todo, contra el megaproyecto que pretendía constreñir el Biobío. Este alzamiento rebelde femenino fue un ícono contra el sistema capitalista patriarcal winka (no mapuche), que todavía no logra entender cómo un par de mujeres de baja estatura, lograron retrasar la construcción de la mega represa y que, además, marcaron a toda una generación de jóvenes mapuches, que vemos en ellas el caudal ancestral que nos mantiene vivos/as, con más fuerza que nunca y proyectándolas en nuestros/as hijos/as.

Nicolasa, desafiando las reglas del género winka femenino, que mandata a ser mujeres sumisas, pasivas y femeninas, emprendió con todo contra las cinco reglas del mercado, la oferta y la demanda, el bien superior de un país, capitales extranjeros, estudios de impacto ambiental, y todos aquellos conceptos masculinizados provenientes de una hegemónica economía anacrónica winka, con todo el newen (fuerza) de las mujeres mapuches de todos los tiempos.

El alzamiento rebelde femenino de Nicolasa es notable. Su ruka junto al gran río, fue una matriz primigenia de mucha sabiduría, un útero en que se escuchaba, se dialogaba, se compartía en nutram (conversación) la resistencia. Aunque muchos gustaron de recordar la caricatura de las abuelas “quiebra platos en la cabeza del director de CONADI”. Este acto, mirado desde una perspectiva de género, fue utilizado como una bomba racista y machista en contra de ellas, puesto que buscó desacreditar a las hermanas Quintreman zambulléndolas en la histeria y la violencia, que sólo dos mujeres solas, viejas y más encima mapuches eran capaces de perpetrar. Irracionalidad pura ante tanta promesa de progreso nacional, mujeres indias tenían que ser.

Para la dirigencia masculina mapuche tradicional, Nicolasa y las demás también emergieron de forma sorpresiva, no acostumbrados a que las mujeres mapuches ejercieran en la arena política del espacio público fuera de sus rukas (casas). A más de alguno le hicieron fruncir el ceño y su buen retorcijón de apoy (estómago) le dieron. Al inicio, pensaron en ellas como unas ñañas esencialistas, que reaccionaban al igual que la ñuke mapu (madre tierra) a tanto atropello winka (no mapuche). Claro está, ante tamaño descalabro de la naturaleza, las mujeres tenían que irrumpir, para defender su esencia. Pero no, Nicolasa y las demás no sólo se alzaron rebeldemente, sino que hicieron política, ejercieron poder político femenino y dieron cátedra de cómo se hace, al más alto y puro estilo de la diplomacia mapuche, alejadas del mito del joven weichafe (guerrero) mártir.

Luego de las hermanas Quintreman, la clase política chilena y la mapuche no fueron la misma, no somos los mismos/as. Nicolasa y las demás, sembraron un camino que estamos recorriendo, un sendero que no tiene retorno, que entiende un Chile nunca más sin nosotras, en el cual los pewmas (sueños) de los ancestros/as están más vivos y presentes que nunca, rumbo a recuperar nuestra autonomía y libre determinación.

Nicolasa, sigues viva, más viva que nunca, caminas entre los cuentos y sueños reales de nuestras hijas, protagonizando el relato más bello y potente, el del newen (fuerza) de las mujeres mapuches.

Bello y hermoso viaje. Nicolasa, en esta mapu (tierra) nos quedamos muchas luchadoras de tu casta.

Marrichiweu (diez veces venceremos).

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:

26 de diciembre

Un hermoso texto que nos insta a pensarlo

Carlos Avendaño

27 de diciembre

A este gobierno y su sistema imperante no le creo mucho, siempre deja dudas, porque aplica los mismos procedimientos de la dictadura, tapa los hechos con un manto, a veces invisible casi imperceptible.
Los medios de comunicación hablaron de inmediato que había sido un accidente, hay constancia real de ello?, fue constatado ciertamente por algún hermano(a) mapuche?.
Favor, creo que es necesario averiguar y disipar las dudas, la lucha de Nicolasa es muy importante.
Por todas las Nicolasas del mundo.
Venceremos en la verdad.

27 de diciembre

Fuerza a nuestro pueblo mapuche, los verdaderos dueños de esta tierra, orgullo de lucha y valentía. Nocolasa, eres un gran ejemplo a seguir.

27 de diciembre

Recuerdo estar la en la Facso de la U de Chile cuando llegaron las hermanas Quintreman a hablarnos de la defensa del Alto Bio-Bio. También recuerdo que muchos compañeros de sociología, antropología y psicología emprendieron rumbo a esos lugares a vivir la resistencia y defensa del territorio mapuche… seguramente muchos de ellos hoy están tristes por la partida de esta gran mujer. Seguramente en este cruce de estudiantes de ciencias sociales y pueblo mapuche en resistencia, se formaron cauces de luchas y sentido de pertenencia que hoy se proyecta de forma solida y contundente.

27 de diciembre

Yo recuerdo lo mismo

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Nuevo

La reunión sostenida a mediados de junio entre los mandatarios de Corea del Norte, Kim Jong-Un, y de Estados Unidos, Donald Trump, generó expectativas respecto al congelamiento de las relaciones entre dos ...
+VER MÁS
#Internacional

La Cumbre de Singapur, se mueve el tablero del sudeste asiático

La aplicación del decaimiento del procedimiento administrativo, se vino a instaurar a través de la jurisprudencia de la Corte Suprema, como una verdadera sanción hacia los órganos de la administración ...
+VER MÁS
#Justicia

Decaimiento del Procedimiento Administrativo

El reconocimiento de las identidades indígenas se vuelve un pilar fundamental para estructurar las acciones del Estado
+VER MÁS
#Sociedad

Censo y pueblos indígenas: la importancia de un enfoque de derechos

Debemos generar facilidades para que jóvenes extranjeros vengan a estudiar a Chile, sobre todo a aquellas carreras que tienen poca matrícula nacional, pero que significan un capital humano fundamental par ...
+VER MÁS
#Uncategorized

Por un nuevo trato hacia los inmigrantes

Popular

Si bien hace semanas eran las municipalidades de La Florida y Viña del Mar las que estaban sobre la palestra comunicacional por sus faltas en la administración municipal, lo que llevó a sus municipios a ...
+VER MÁS
#Municipales

Maipú: Irresponsabilidad, malas decisiones y una crisis municipal

La crisis actual del Parque Cultural de Valparaíso, no es solo una crisis de presupuesto, es una crisis de modelo —como en muchos otros campos de la vida social—, de subvalorar procesos culturales comp ...
+VER MÁS
#Ciudadanía

Las huellas de las crisis. Repensar la gestión de espacios culturales

Y de esta manera, es como la manifestación de la escena artística y cultural de un país, a partir de la inserción brutal de la casta neoliberal, nos va esclareciendo la matriz de lo vivido y aprendido, ...
+VER MÁS
#Cultura

Lo mercantilizaron todo, hasta nuestra memoria

No puede seguir proyectándose Chiguayante con una conectividad interna precaria, limitada y a ratos egoísta y estresante.
+VER MÁS
#Ciudad

¿Es la línea férrea un mal vecino en Chiguayante?