#Género

Cada día sin la ley de identidad de género es un día más de vejaciones

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Imagen

Siempre podremos decir, con la mayor solemnidad, que “el derecho a la identidad de género es un derecho humano”, pero la formalidad de este enunciado no parece expresar la urgencia de su necesidad. Así, el proyecto de ley que reconoce y da protección a la identidad de género duerme en medio de su accidentada tramitación, como si no fuera tan apremiante.


La suma urgencia en este proyecto de ley es permitir que cada persona trans, no importando su edad, pueda cambiar su nombre y lo que se dice de su “sexo” en el Registro Civil, y que se respete su derecho a que se reconozca su identidad de género, sin trámites.

Formalmente, el proyecto tiene “urgencia simple” en el Congreso. Y efectivamente, el reconocimiento y protección de los derechos de las personas trans es un asunto extremadamente urgente que no tiene nada de simple. Lo que tiene que vivir una persona trans cada día cuando sus derechos son vulnerados, lo que tiene que luchar esa persona trans por un reconocimiento y una protección, hace que sea urgente garantizar la identidad de género como un derecho.

Cada día que pasa sin esta ley promulgada es una oportunidad para la vejación y la discriminación. Pero incluso si esto se consigue, el proyecto de ley debe ser perfeccionado para que cumpla lo que promete: dar real protección y reconocimiento a cada persona para que pueda vivir de acuerdo a su identidad, y que esta intención no se quede en la formalidad del papel, sobre todo para les niñes trans.

Porque cuando hablamos de lo que tienen que vivir les niñes trans en Chile, parece que la “formalidad” es la mayor enemiga de sus derechos. Para empezar, su nombre inscrito en el Registro Civil parece tener más valor que lo que sienten elles mismes. Segundo, a veces su apariencia, tan resistida por la lógica de la formalidad binaria, les obliga al encasillamiento sin sentido. Así, cada lugar que visitan puede convertirse, potencialmente, en un lugar hostil, en un lugar donde pueden sufrir vejaciones, discriminación y toda clase de violencia, y entendámoslo de una vez: la palabra “violencia” no es capaz de contener todos los matices que quiero definir aquí.

Lo que vive día a día cada niñe trans no puede ser reducido, tratado de manera “simple”. Por ejemplo: buscar un colegio, ir a la plaza a jugar, hacer amigos/as, ir a un baño público, son cuestiones realmente complejas. No es posible que un nombre o la apariencia determine cuál niñe puede vivir libre y feliz, y cuál no. La ley no va a resolver todas las dificultades y discriminación que viven, pero es un primer paso fundamental.

Es por esto que la principal urgencia, la “suma urgencia” en este proyecto de ley, es permitir que cada persona trans, no importando su edad, pueda cambiar su nombre y lo que se dice de su “sexo” en el Registro Civil, y que se respete su derecho a que se reconozca su identidad de género, sin trámites, sin que esto se convierta en una batalla legal donde tengan que ir a “convencer” a un juez o jueza que lo que dice es cierto. Porque nadie tiene derecho a cuestionar su palabra: esa es la única manera en que el derecho a la identidad de género sea realmente reconocido como un derecho humano, más allá de toda formalidad.

Carolina Castillo Quintana
Amnistía Internacional Chile 

TAGS: derecho a la identidad Ley de Identidad de Género Transgénero

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

 

PARTICIPA

Popular

Durante años estas idas al psiquiatra las hice en silencio, sin contarle a nadie y con la vergüenza de que alguien lo supiera. Odiaba que mi mamá lo comentara con alguien y le rogaba que no hablara del t ...
+VER MÁS
#Salud

Yo salí del clóset de la salud mental ¿y tú?

El Mapudungún no solo es una lengua viva y muy presente en la cultura de Chile, sino que además, es expresión de una cosmovisión con una riqueza inconmensurable en la comprensión del mundo
+VER MÁS
#Sociedad

Sergio Villalobos y la crónica de un racismo empedernido

Ningún instrumento de la planificación de la ciudad, más aún en el siglo XXI debe ser elaborado desde una sola perspectiva, debemos ser capaces de convocar y consensuar objetivos comunes sobre la ciudad.
+VER MÁS
#Ciudad

Un plan regulador para Alto Hospicio

Es una mala creencia pensar que cada padre debe pagar la mitad de los gastos del menor, ya que cada uno debe pagar en proporción a lo que gane
+VER MÁS
#Justicia

¿Cómo realizar una demanda por pensión de alimentos?

Popular

Durante años estas idas al psiquiatra las hice en silencio, sin contarle a nadie y con la vergüenza de que alguien lo supiera. Odiaba que mi mamá lo comentara con alguien y le rogaba que no hablara del t ...
+VER MÁS
#Salud

Yo salí del clóset de la salud mental ¿y tú?

¿Cuál es la diferencia entonces entre desconectar un tubo por limitación del esfuerzo terapéutico a suministrar un fármaco que ponga fin a la vida? ¿No es acaso lo mismo? Ciertamente no.
+VER MÁS
#Ciudadanía

Sobre el buen morir

Es indispensable recuperar el Tren y convertirlo nuevamente en la columna vertebral del transporte de personas y mercaderías a nivel nacional.
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Tren, desarrollo y Cambio Climático

La mediocridad va de la mano de esa gran meta: “ser algo”; a la diferencia de “ser alguien”. El hombre librepensador no buscará ser algo como virtud errada para ser aceptado.
+VER MÁS
#Ciudadanía

Ese hombre solitario y librepensador