#Educación

Universidades públicas: no defendamos el statu quo

1 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

El artículo "La universidad pública en gavetas oxidadas: de olvido y desigualdad", de Jorge Inzunza, parte recordando la fundación de la primera universidad de la República de Chile, la Universidad de Chile, y su rol esencial: "apoyar la educación elemental". 

Ese papel era consistente con el propósito republicano de emancipar, no sólo los cuerpos sino también las mentes de todos, para hacerlos ciudadanos. La universidad debía ser el motor para salir del freno que el colonialismo había dejado, y la base para una ciudadanía libre.

No obstante, ese valioso rol originario no se condice con el actual modelo de educación pública imperante, más eficiente en sedimentar la desigualdad. Quedó guardado en gavetas hoy oxidadas. Todos conocemos el punto de inflexión donde ocurre eso.

Esos estantes oxidados personifican a algunas de las actuales universidades públicas, convertidas en algunos casos en meros nichos de poder y nepotismo, que también han entrado en la ideología de la “educación-mercancía” favoreciendo el enriquecimiento de algunos a costa del esfuerzo de otros.

Entonces, surge la duda ¿Qué es lo que realmente se quiere mantener cuando actualmente se habla de proteger la universidad pública o estatal en términos tan amplios? ¿Esas gavetas oxidadas o ese rol originario enarbolado por Bello?

Este punto es clave en mi crítica –que además es muy distinta a la del señor Rojas, con quien además lamentablemente el señor Insunza mezcla mis argumentos-.

Porque una cosa es ser a priori contrario a la universidad pública en base a determinado paradigma y otra ser crítico de la dudable gestión con que algunas son manejadas en el actual sistema “tradicional”.

Si uno valora la educación pública tal como Bello lo hizo, la crítica a la universidad estatal tiene sentido absoluto actualmente. De lo contrario, sólo bastaría con esconder la cabeza como avestruz y dejar que algunas se auto fagociten en base a malas prácticas, como actualmente ocurre con la UTEM.  

Ahí existe un buen ejemplo de lo que ha generado este orden “tradicional”, donde lo que algunos llaman “gestión democrática” no es más que un claro y descarado sistema clientelar, casi feudal, que ha permitido el enriquecimiento descarado e impune de algunos, en desmedro de los alumnos. Todo a vista y paciencia de las autoridades de turno, incluso de aquellas que hablan de defender la educación pública. Sólo basta investigar bien.

Por otro lado, de la comparación entre privadas y estatales -en la crítica a algunas estatales- no se desprende en ningún caso una defensa a priori de las privadas, menos aún considerando casos de privadas que presentan serias falencias. Sin embargo, ¿el que algunas privadas presenten eso, justifica que las públicas lo hagan? Claramente no.  

Lo único que se critica es la defensa corporativa, carente de cualquier tipo de autocrítica al actual statu quo universitario.

Como Bunster dijo: “El problema con la ciencia y la innovación en Chile no está en los investigadores, sino que en el sistema establecido, que incluye al aparato universitario tradicional".

La pregunta es: ¿cómo queremos nuestras universidades y para qué? ¿Las queremos como gavetas oxidadas o como soñó alguna vez Bello?

—————————————————————————-

Foto: conecta9

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:
Jps

17 de Julio

Literalmente hace cuatro af1os atre1s hice mi jardedn cagbara con el dolor me1s fuerte de un ser humano, la pe9rdida de mi primer hijo no quice recibir ayuda psicolf3gica, aunque la necesitaba, pero con mi esposo decidimos tomarnos de las manos y salir adelante bfque9 peor nos podeda pasar? si ya lo peor pasf3 El jardedn era de una casa nueva sf3lo teneda piedras, malesas y resto de basura, todos los dedas me levantaba temprano y empesaba a limpiar por sectores. cada malesa o piedra que moveda senteda que la pena,frustracif3n y angustia disminuedan , los fines de semana me ayudaba mi esposo limpiamos todo nos demoramos pero lo hicimos, luego fortificamos la tierra y al mes siguiente empesamos a plantar planta a planta, con mucha calma y tome1ndonos nuestro tiempo (nos demoramos tres af1os), el af1o pasado el jardedn estaba precioso (lo sigue estando porque lo cuidamos mucho),con ello nacif3 nuestra linda hija un regalo de Dios..Gracias a e9ste trabajo salimos adelante todo en la vida tiene un sentido divino, incluso la me1s simple de las acciones

Ver todos
Ocultar

#Coronavirus

VER TODO
Los migrantes contribuyen día a día al desarrollo de nuestro país. Y a pesar de esta exclusión, no han estado ajenos a la actualidad política chilena.
+VER MÁS
#Ciudadanía

En este Proceso Constituyente faltan los y las inmigrantes

En la Plaza se hizo historia y se crearon memorias, por eso no me cabe duda que sí llevará el nombre de Dignidad, tanto en la señalética como en nuestros corazones.
+VER MÁS
#Política

La llamarán Plaza Dignidad

Lo que soñamos, tiende a confundirse con el socialismo comunitario, la economía circular, el cooperativismo, y puede ser todo esto y más, pues no se trata de defender un dogma o un marco teórico en abst ...
+VER MÁS
#Política

Todo lo solido se desvanece en el aire

Hacer de este proceso constituyente una experiencia exitosa, es responsabilidad de todos. Es un buen momento para abrir nuestras mentes y corazones para ejercer como ciudadanos, para contribuir libre y resp ...
+VER MÁS
#Política

El desafío de nuestra élite política

Nuevos

Los migrantes contribuyen día a día al desarrollo de nuestro país. Y a pesar de esta exclusión, no han estado ajenos a la actualidad política chilena.
+VER MÁS
#Ciudadanía

En este Proceso Constituyente faltan los y las inmigrantes

En la Plaza se hizo historia y se crearon memorias, por eso no me cabe duda que sí llevará el nombre de Dignidad, tanto en la señalética como en nuestros corazones.
+VER MÁS
#Política

La llamarán Plaza Dignidad

Lo que soñamos, tiende a confundirse con el socialismo comunitario, la economía circular, el cooperativismo, y puede ser todo esto y más, pues no se trata de defender un dogma o un marco teórico en abst ...
+VER MÁS
#Política

Todo lo solido se desvanece en el aire

Hacer de este proceso constituyente una experiencia exitosa, es responsabilidad de todos. Es un buen momento para abrir nuestras mentes y corazones para ejercer como ciudadanos, para contribuir libre y resp ...
+VER MÁS
#Política

El desafío de nuestra élite política

Popular

Así como los médicos de la época de Freud desmentían a las pacientes histéricas clasificándolas de “simuladoras”, la clase política y la elite chilena rechazan constantemente las demandas del pue ...
+VER MÁS
#Sociedad

Psicoanálisis y estallido social: La pregunta por la dignidad

En un mundo globalizado y dominado por grandes corporaciones, corporaciones que tienen que cambiar sus modelos de negocios, es necesario tener principios y una ética que ponga al ser humano y al medio ambi ...
+VER MÁS
#Sociedad

El mundo sería mejor si la actividad humana tuviera ética

Es evidente que el país enfrenta una situación muy difícil, en diversas dimensiones. Sin embargo, la nueva institucionalidad debió haber defendido con más convicción un presupuesto, de por sí bajo, p ...
+VER MÁS
#Ciencia

Becas Chile, la oficina al fondo del pasillo y la pérdida de confianza

¿Existe un aparato judicial a la altura de las circunstancias?, ¿existe voluntad política para reformar las fuerzas de orden y seguridad?, ¿o están simplemente blindándose unos a otros?
+VER MÁS
#Justicia

Lo que remueve en nosotros el cuerpo de un niño flotando en el Mapocho