#Economía

¿Qué hacer cuándo las ganancias no son razonables?

4 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Para facilitar la lectura, me atreveré a decir que una ganancia es el beneficio que una persona recibe de una actividad en particular y que entiendo algo razonable, como aquello que se encuentra de acuerdo con la razón y es suficiente en cantidad.

Una ganancia razonable será entonces aquella cantidad que la razón diga que es suficiente. Pero, ¿cuánto es suficiente? Ciertamente la respuesta es completamente subjetiva. Depende de conceptos como conformismo o aversión al riesgo, incertidumbre o necesidades, etc.

Sin embargo, en economía, negocios o finanzas, obtener una rentabilidad superior a las tasas de renta fija de los bancos, ya es un nivel de ganancias razonable, fijando el piso mínimo para dicha idea. Para definir un techo máximo se pueden definir diversos mecanismos de estimación: por ejemplo, un cierto margen de dispersión respecto del promedio de ganancias en un sector industrial o actividad en particular, o algún polinomio que relacione niveles de costos, patrimonio, proyecciones, valor marginal, etc.

En materia tributaria, generalmente las tasas de impuesto a la renta en las empresas, o de Primera Categoría en Chile al menos, se piensan y diseñan considerando un nivel razonable de ganancias. Pero, ¿qué pasa cuando las ganancias sobrepasan dicho nivel o cota máxima con largueza?

Pues en este plano, el tributario, es posible aplicar una sobretasa por utilidades extraordinarias, entendiendo que ellas se producen de manera no planificada, debido a cambios o circunstancias especiales en un mercado. En otras palabras, si la tasa del impuesto de primera categoría es de un 25% para un nivel razonable de utilidades, en teoría podría aplicarse una sobretasa de un 50% adicional a aquella fracción de las ganancias que superen el margen de lo razonable.

Tecnicismos y precisiones más o menos, tributariamente es un problema resuelto en diversas partes del mundo el definir qué se entiende por “nivel razonable de ganancias”.

Pero, ¿qué ocurre cuando tiene lugar un permanente y grosero nivel de utilidades en un sector o una empresa en particular? ¿Es lógico buscar una solución tributaria en estos casos? Sí y no.

Si la empresa o industria es competitiva, eficiente, levantada sobre un capital privado y para desarrollar una idea de negocio propia, pues no necesariamente debiera existir una medida adicional. Pero cuando se trata de una empresa que desarrolla actividades comerciales a partir de un servicio o bien público, o que explotan recursos naturales, propiedad de todos los chilenos, estamos en presencia de un mercado mal regulado que requiere de una inmediata intervención.

Cuando vemos que el Transantiago tiene un soberbio déficit que debe ser subsanado por el Estado, mientras las empresas intervinientes se llenan los bolsillos, algo anda mal. Cuando Isapres, AFP, banca, mineras, forestales, cupríferas, etc., mantienen niveles groseros de utilidades que van a parar directamente a bolsillos de grupos específicos de personas, no solamente es legítimo gravar adicionalmente sus ganancias, sino que se hace indispensable generar una nuevo marco regulatorio.

Y el generar ese marco regulatorio es sin duda una responsabilidad directa y específica del Estado, entre los poderes ejecutivo y legislativo.

Como en cualquier organización, cuando la gerencia lo hace mal, los dueños o accionistas los despiden sin miramientos. Y en este caso, los dueños o accionistas del Estado somos todos los chilenos. Y la gerencia una vez más lo está haciendo terriblemente mal. Por eso la Concertación perdió las últimas elecciones y la Alianza seguramente perderá las próximas.

La pregunta entonces es, después de la Concertación y la Alianza, ¿quién convencerá al pueblo chileno de su capacidad para hacerlo mejor, en ésta y otras complejas y urgentes materias? ¿Quién tendrá apoyo, espacio y firmeza para mejorar la educación, la previsión, la salud, etc., mientras mantiene los niveles de crecimiento, inflación y empleo?

Quien primero lo descubra, me avisa, por favor.

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:

21 de Abril

Buena columna, pero se podría haber sustentado los planteamientos en algunas cifras de las ganancias de las empresas ligadas al Transantiago. Mis saludos.

miguel

22 de Abril

Esa es la pregunta.
primero habria que definir el perfil del cargo y. despues los candidatos.

Pablo Mujica

26 de Abril

¿Ganancias razonables? ¿Renta fija de bancos? ¿Techo máximo?
¿Te suenan términos como: competencia, retorno/riesgo, mercado, etc? Por ahí puede estar la respuesta a tus angustias.

Souhardya

17 de Julio

Gday we found your Descargar script de pago por post | Nulled Scripts en Espac3b1ol story quite inetresting hence we have added in an trackback on it in my own blogging site, maintain the good efforts Peace Online Website Builder

Ver todos
Ocultar

#Coronavirus

VER TODO
Tras casi 15 años, el argumento de que una mayor inversión en I+D es necesaria para un incremento del desarrollo productivo ha sido prácticamente inútil para elevar los recursos nacionales para la CTI a ...
+VER MÁS
#Ciencia

Presupuesto de CTI: la miopía del economicismo no es la respuesta

Memoria es recordar y denunciar que el gobierno legitima, defiende y reproduce la violencia estatal hacia la población. Que nos declararon la guerra
+VER MÁS
#Sociedad

Recordar, repetir y reelaborar: A un año del 18-O

Mi propósito es destacar el espíritu de encuentro, de diálogo. La invitación a construir comunidad, a vivir en el amor de unos a otros, que inspira esta carta
+VER MÁS
#Sociedad

Fratelli Tutti

Cuidado con las frases, por bellas que nos parezcan, en cada una de ellas pueden esconderse infinidad de sesgos,  visiones del desarrollo humano que atentan a su propio bienestar. Las bellas frases pueden ...
+VER MÁS
#Educación

Cuando las frases no son frases y las ideas no son ideas

Nuevos

Tras casi 15 años, el argumento de que una mayor inversión en I+D es necesaria para un incremento del desarrollo productivo ha sido prácticamente inútil para elevar los recursos nacionales para la CTI a ...
+VER MÁS
#Ciencia

Presupuesto de CTI: la miopía del economicismo no es la respuesta

Memoria es recordar y denunciar que el gobierno legitima, defiende y reproduce la violencia estatal hacia la población. Que nos declararon la guerra
+VER MÁS
#Sociedad

Recordar, repetir y reelaborar: A un año del 18-O

Mi propósito es destacar el espíritu de encuentro, de diálogo. La invitación a construir comunidad, a vivir en el amor de unos a otros, que inspira esta carta
+VER MÁS
#Sociedad

Fratelli Tutti

Cuidado con las frases, por bellas que nos parezcan, en cada una de ellas pueden esconderse infinidad de sesgos,  visiones del desarrollo humano que atentan a su propio bienestar. Las bellas frases pueden ...
+VER MÁS
#Educación

Cuando las frases no son frases y las ideas no son ideas

Popular

Así como los médicos de la época de Freud desmentían a las pacientes histéricas clasificándolas de “simuladoras”, la clase política y la elite chilena rechazan constantemente las demandas del pue ...
+VER MÁS
#Sociedad

Psicoanálisis y estallido social: La pregunta por la dignidad

En un mundo globalizado y dominado por grandes corporaciones, corporaciones que tienen que cambiar sus modelos de negocios, es necesario tener principios y una ética que ponga al ser humano y al medio ambi ...
+VER MÁS
#Sociedad

El mundo sería mejor si la actividad humana tuviera ética

En la Plaza se hizo historia y se crearon memorias, por eso no me cabe duda que sí llevará el nombre de Dignidad, tanto en la señalética como en nuestros corazones.
+VER MÁS
#Política

La llamarán Plaza Dignidad

Es evidente que el país enfrenta una situación muy difícil, en diversas dimensiones. Sin embargo, la nueva institucionalidad debió haber defendido con más convicción un presupuesto, de por sí bajo, p ...
+VER MÁS
#Ciencia

Becas Chile, la oficina al fondo del pasillo y la pérdida de confianza