#Desarrollo Regional

Aysén es muchos más que bosques y ríos

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Hoy vivir en Aysén es luchar por mantener un desarrollo consecuente y armónico con el medio ambiente, que permita las comunidades el acceso a un formato con justicia ambiental y social, que los haga factibles y sustentables en el tiempo presente y futuro, permitiendo a las nuevas generaciones cumplir con el legado ancestral heredado de los primeros colonos para mantener el territorio y preservarlo.

Aysén ha sido desde siempre un territorio que, desde los inicios de su colonización, nunca se le ha dado la prioridad que se merece en políticas de desarrollo por el estado de Chile, forjándose, mayormente, gracias al esfuerzo de muchos hombres a principios del siglo pasado, atraídos por la esperanza de conquista del tan ansiado bienestar, de un sueño abierto a fuerza de puras intenciones, para conseguir un futuro para ellos y sus familias. Esto dio origen a una nueva cultura y una nueva manera de vivir muy diferente al resto del país. “Aysén territorio de inviernos largos y de veranos cortos, de hombres y mujeres que no tenían nada y lo querían todo”.

A los días de hoy, a pesar de los años pasados, poco ha cambiado la manera de ver y de sentir el territorio por los nuevos contingentes que han llegado a radicarse a la región. Las mismas premisas con la cual se dio inicio a la colonización en los inicios del siglo pasado, se pueden considerar tan valederas, verdaderas y vigentes como  antaño, solo que adaptadas a nuestros tiempos. Los nuevos contingentes llegan en la búsqueda de una mejor calidad de vida, reconociendo lo especial del territorio y su importancia vital como reserva de vida a nivel planetario y en eso se ha sustentado la región en los últimos veinte años.

Pocos son los que recorren Aysén y no quedan maravillados por lo que ven, sobre todo por lo que sienten en sus corazones al internarse por nuestros tan especiales parajes, de algo difícil de explicar en simples palabras, que solo se puede entender a cabalidad viviéndolo, resumiéndolo como una mística que seduce y se introduce en el alma de todos aquellos que nos visitan, cambiando definitivamente la manera de ver y de sentir la vida, modificando los parámetros con que hasta ese entonces pensabas estaban vigentes, abriéndonos un mundo diferente. Creando una necesidad que no sabías que tenías, pero que siempre estuvo, solo que no sabías reconocerlo. Aysén re ordena las prioridades, refresca las sensaciones y genera un motivo de vida, incorporándote al territorio como parte importante, permitiéndote ser uno más y en eso tan simple pero tan diverso está el verdadero sentimiento de lo que representa Aysén y su proyección de vida como territorio de excepción.

Para quienes nos interesamos por los temas sociales y de desarrollo, choca la actitud del estado chileno ante la región, que desarrolla políticas de desarrollo poco claras en relación con la región, sin capacidad de entender lo que proyectamos y lo que significa Aysén como icono mundial medio ambiental. Malas decisiones del pasado han producido un vacío importante en temas de sociales de desarrollo y hemos sufrido invariablemente la pérdida de años importantes imbuidos en una gestión que no ha sabido comprender la esencia cultural e histórica de lo que representamos y no duda en sacrificar  las comunidades por implantar un modelo que se sustenta en el crecimiento, cuando en verdad lo que necesitamos es desarrollo que es algo muy diferente a crecimiento, generando un importante desbalance de las prioridades y del verdadero camino que debemos seguir para lograr la tan ansiada sustentabilidad.
Aysén es mucho más que salvar bosques, montañas, ríos, glaciares o de ser un producto con el cual podemos lucrar y generar ganancias a como de lugar, sacrificando sin más lo que representa el verdadero punto de inflexión que nos entrega la región. Aysén es una forma de hacer, un estilo de vida, una forma de proyectarse ante la vida y de relacionarse con el medio ambiente, tanto económico, social y cultural, que no podemos darnos el lujo de perderlo por malas decisiones. La justicia social va de la mano de la justicia ambiental. Lados son partes importantes de un todo que deben respetarse.

El éxito y la viabilidad de una estrategia de desarrollo coherente, sustentable y con sentido común, se basa en que no podemos confundir medios con fines, el crecimiento económico en ningún caso se puede confundir con desarrollo y solo constituye un mecanismo en pos de un objetivo: lograr una estrategia para lograr mejorar el bien estar de los hombres y mujeres que viven en la región, permitiéndonos la expansión de las alternativas de decisión, posibilitando nuestra autonomía económica, social y cultural, de acuerdo con nuestra propia realidad e identidad cultural. No podemos pretender sacrificar nuestras comunidades y sus culturas por el beneficio de otras. El respeto bajo el alero del desarrollo sustentable es primordial en cualquier sociedad que se respete a si misma.

Hoy vivir en Aysén es luchar por mantener un desarrollo consecuente y armónico con el medio ambiente, que permita las comunidades el acceso a un formato con justicia ambiental y social, que los haga factibles y sustentables en el tiempo presente y futuro, permitiendo a las nuevas generaciones cumplir con el legado ancestral heredado de los primeros colonos para mantener el territorio y preservarlo.

Vivir en Aysén es luchar por impedir la llegada de cualquier transnacional que no cumpla con los requisitos exigibles a un país que es miembro de la OCDE y no permitir nos vean como objeto de lucro y moneda de cambio, del cual se debe estrujar para sacarnos nuestra esencia, sin respeto por lo que somos y por lo representamos como cultura, sin importarles nuestros anhelos y la proyección histórica por el cual abogamos como cultura y forma de hacer.

Vivir en Aysén es tener la capacidad de generar conductas y decisiones políticas, ciudadanas y empresariales, que se sustenten en la ética, la moral y las buenas costumbres, sobre todo entendiendo el sentido común en la búsqueda de la consecuencia de la solidaridad humana, defendiendo los valores y la preservación del patrimonio ambiental, histórico, cultural y natural de Aysén.

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Quedan 1500 carácteres.

#NuevaConstitución

VER TODO
Para la ciudadanía la rotonda sin salidas es como vivir el castigo de Sísifo, destinados a llevar una pesada roca política a la cima de la montaña, solo para verla rodar montaña abajo y volver a repeti ...
+VER MÁS
#Política

De vuelta a la rotonda política

Para la ciudadanía la rotonda sin salidas es como vivir el castigo de Sísifo, destinados a llevar una pesada roca política a la cima de la montaña, solo para verla rodar montaña abajo y volver a repetir el ciclo interminable de esfuerzo y fracaso

Que existe agotamiento en múltiples sectores, difícil es de negar. Y eso incide en la viabilidad política actual. Pero eso no significa que el dilema constitucional esté cerrado
+VER MÁS
#Política

El mito del cierre definitivo del proceso constituyente/constitucional

Que existe agotamiento en múltiples sectores, difícil es de negar. Y eso incide en la viabilidad política actual. Pero eso no significa que el dilema constitucional esté cerrado

A pesar de los obstáculos y desgastes, el compromiso adquirido para modificar la Constitución debe ser respetado y llevado a cabo para reconectar con las expectativas y necesidades del pueblo
+VER MÁS
#Política

¿Nos jodimos todos?

A pesar de los obstáculos y desgastes, el compromiso adquirido para modificar la Constitución debe ser respetado y llevado a cabo para reconectar con las expectativas y necesidades del pueblo

El pueblo de Chile, está hastiado de la reyerta de baja monta, no quiere ver más discusiones bizantinas, alejadas de sus problemas cotidianos. Los chilenos y chilenas favorecen los acuerdos, pero esos no ...
+VER MÁS
#Política

Las lecciones del plebiscito

El pueblo de Chile, está hastiado de la reyerta de baja monta, no quiere ver más discusiones bizantinas, alejadas de sus problemas cotidianos. Los chilenos y chilenas favorecen los acuerdos, pero esos no se han visto por ningún lado

Nuevos

El bloqueo permanente y sistemático a los proyectos de ley que el Ejecutivo envía al Congreso, la pelea chica y el sinsentido para el resto del país (...) acumula más problemas y contradicciones que el ...
+VER MÁS
#Política

Apuntes para un mejor país

Las exequias de Sebastián Piñera fue una exhibición de la política, en su más pura representación hecha de símbolos y personajes
+VER MÁS
#Política

Las máscaras

1 Pues, ¿hemos requerido de un Heidegger para esta constatación: “se cae en la cuenta de que Aristóteles habla hoy, de que la propia conceptualidad actual está imbuida de jerga aristotéli ...
+VER MÁS
#Cultura

Modos "difíciles” del filosofar: artificio y simplicidad. Más Aristóteles

Es lícito preguntarse si se justifica que el Estado gaste más de 1.200 millones de pesos, que salen de los bolsillos de quienes pagan impuestos, para que sus choferes o ellos mismos conduzcan esos estiliz ...
+VER MÁS
#Justicia

Corte Suprema y Contraloría General de la República

Popular

Se da el absurdo que a pesar de mostrar evidencias irrefutables de lo erróneas que son las creencias conspirativas, se tiene exactamente el efecto contrario, es decir, quienes creen en ellas reafirmaran su ...
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Incendios forestales y negacionistas climáticos

El bloqueo permanente y sistemático a los proyectos de ley que el Ejecutivo envía al Congreso, la pelea chica y el sinsentido para el resto del país (...) acumula más problemas y contradicciones que el ...
+VER MÁS
#Política

Apuntes para un mejor país

1 Pues, ¿hemos requerido de un Heidegger para esta constatación: “se cae en la cuenta de que Aristóteles habla hoy, de que la propia conceptualidad actual está imbuida de jerga aristotéli ...
+VER MÁS
#Cultura

Modos "difíciles” del filosofar: artificio y simplicidad. Más Aristóteles

Esto es lo que vale la pena recordar, el hombre no fue un santo, al igual que la mayoría de nosotros. Pero no tenía que serlo, tenía que servir al pueblo de Chile, según su mejor saber, de acuerdo a su ...
+VER MÁS
#Política

Chile despide a Piñera