#Desarrollo Regional

Avanzar en descentralización a pasos firmes

1 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Imagen

Las inequidades territoriales que persisten en el país, diagnosticadas ampliamente por organismos tales como IDER-UFRO, RIMISP y la CEPAL (entre otros); sumado a la emergencia de una ciudadanía cada vez más consciente de ello y, además, más empoderada y demandante, está tensionando la institucionalidad y la labor pública en general.


Avanzar de forma sostenida en descentralización también puede contribuir a recuperar la confianza en la clase política y en su rol, en la medida en que este se efectúa de manera más directa, pertinente y cercana a la realidad y necesidades de la ciudadanía.

De este contexto, sumado a la acción organizada de grupos de académicos y actores de la sociedad civil en general, en torno a la búsqueda de mayor descentralización y, en general, de mejores condiciones para el desarrollo regional y local (expresado, por ejemplo, en la labor que realiza la Fundación Chile Descentralizado… Desarrollado) y a la voluntad que ha manifestado el gobierno para avanzar en tales temas, manifestado recurrentemente por la Presidenta Bachelet, se han generado diversos planteamientos respecto a la necesidad de acelerar las principales iniciativas que conforman la actual agenda de descentralización, tales como la elección directa de los intendentes, el traspaso de nuevas competencias a los gobiernos regionales y la entrega de mayores recursos tanto a ellos como a las municipalidades, entre otras.

De ser aprobadas estas medidas, que son apoyadas de manera transversal por todos los sectores políticos (o, al menos, así lo expresan en voz alta), permitirán generar condiciones institucionales que serán de gran utilidad para ir profundizando y consolidando la descentralización política, administrativa y financiera en los años venideros.

No obstante, la proyección de este largo y, por cierto, lento y complejo proceso de descentralización requerirá de otras condiciones para posibilitar su avance a pasos firmes. Entre ellas están las siguientes:

Ciudadanía exigente, bien informada (pero también responsable), que demande especialmente de forma colectiva involucrarse en los temas que le afectan y que, para ello, cuente con las facultades adecuadas y con información de calidad, basada más en sustentos técnicos y empíricos que en la “rumorología” y juicios livianos sin base real. Para esto, el trabajo de animación, sensibilización, debate y difusión que realizan organizaciones como la Fundación Chile Descentralizado… Desarrollado es de gran utilidad.

Más y mejor capital humano calificado, que sea pertinente a las condiciones, objetivos y retos del desarrollo de cada territorio y que, además, genere “clases creativas”, siguiendo el concepto de Richard Florida. Esto implica, por cierto, que los territorios deben contar condiciones que les permitan atraer, retener e insertar a esas personas.

Colaboración entre organismos regionales y municipales, tanto a nivel nacional como internacional (cooperación descentralizada), que permita intercambiar experiencias y capacidades técnicas y complementar recursos para la realización de acciones de mutuo interés que, por las condiciones con las que cuenta cada uno por separado y/o por las limitaciones que se planteen desde el nivel central, no podrían ser ejecutadas en la forma y/o momento en que se requieran.

Destacar y promover el aprendizaje y el aprovechamiento de experiencias exitosas que sirvan para demostrar de forma concreta los diversos beneficios que se obtienen a partir de la descentralización y, con ello, obtener más argumentos concretos para enfrentar las opiniones contrarias a este proceso.

Entregar más recursos y autonomía financiera real a los gobiernos regionales y a las municipalidades, lo que implica terminar con los excesivos celos que existen respecto al cuidado de la estabilidad macroeconómica y generar mecanismos que, de forma responsable (aprendiendo de experiencias de otros países, tales como Argentina, por ejemplo), para que los gobiernos regionales y municipalidades puedan contraer endeudamiento para iniciativas de desarrollo y generar y administrar más ingresos propios, provenientes tanto de nuevas como de fuentes actuales a las que se les podría dar ese carácter derivadas, por ejemplo, de rentas obtenidas a partir de actividades productivas realizadas en el territorio.

Asimismo, lejos de ser un juego “de suma cero”, la descentralización puede ser de gran utilidad para ampliar el poder de todos los actores políticos, dado que para su ejercicio se requiere necesariamente de reconocimiento y legitimidad ciudadana, factores a los cuales la descentralización puede ayudar a fortalecer.

En definitiva, la importancia de dar pasos firmes en este tema, está en la necesidad de desmitificar a partir de ellos las críticas y prejuicios que existen en su contra, generando de esa forma un círculo virtuoso de evidencias empíricas que puede ser de gran ayuda para apoyar la acción que realizan grupos de interés y la

TAGS: administración regional Autonomía Regional Descentralización

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:

03 de Octubre

Destaco en párrafo 5°, el cómo la ciudadanía podría ser parte de discusiones vinculantes para tomar decisiones bajo una nueva institucionalidad que otorgue más autonomía a las regiones. Para que no quede solamente en herramientas para gestionar.
Saludos.

Ver todos
Ocultar
 

PARTICIPA

Popular

Durante años estas idas al psiquiatra las hice en silencio, sin contarle a nadie y con la vergüenza de que alguien lo supiera. Odiaba que mi mamá lo comentara con alguien y le rogaba que no hablara del t ...
+VER MÁS
#Salud

Yo salí del clóset de la salud mental ¿y tú?

El Mapudungún no solo es una lengua viva y muy presente en la cultura de Chile, sino que además, es expresión de una cosmovisión con una riqueza inconmensurable en la comprensión del mundo
+VER MÁS
#Sociedad

Sergio Villalobos y la crónica de un racismo empedernido

Ningún instrumento de la planificación de la ciudad, más aún en el siglo XXI debe ser elaborado desde una sola perspectiva, debemos ser capaces de convocar y consensuar objetivos comunes sobre la ciudad.
+VER MÁS
#Ciudad

Un plan regulador para Alto Hospicio

Es una mala creencia pensar que cada padre debe pagar la mitad de los gastos del menor, ya que cada uno debe pagar en proporción a lo que gane
+VER MÁS
#Justicia

¿Cómo realizar una demanda por pensión de alimentos?

Popular

Durante años estas idas al psiquiatra las hice en silencio, sin contarle a nadie y con la vergüenza de que alguien lo supiera. Odiaba que mi mamá lo comentara con alguien y le rogaba que no hablara del t ...
+VER MÁS
#Salud

Yo salí del clóset de la salud mental ¿y tú?

¿Cuál es la diferencia entonces entre desconectar un tubo por limitación del esfuerzo terapéutico a suministrar un fármaco que ponga fin a la vida? ¿No es acaso lo mismo? Ciertamente no.
+VER MÁS
#Ciudadanía

Sobre el buen morir

La mediocridad va de la mano de esa gran meta: “ser algo”; a la diferencia de “ser alguien”. El hombre librepensador no buscará ser algo como virtud errada para ser aceptado.
+VER MÁS
#Ciudadanía

Ese hombre solitario y librepensador

Mientras que la Ley Orgánica Constitucional de Municipalidades otorga el carácter de meros “administradores” a los municipios sobre el territorio y el quehacer comunal, las prácticas de estos “muni ...
+VER MÁS
#Municipales

Administradores v/s Gobiernos Locales, moviendo los límites de lo posible