#Ciudadanía

Lo que me queda de este 21 de mayo

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Imagen

Hace 136 años las discusiones no se encontraban ligadas necesariamente a demandas sociales, sino enfocadas a resolver asuntos políticos con la Iglesia y paradójicamente, cambios en materia económica producto de lo que hoy llamaríamos “recesión”. Los conflictos limítrofes con Perú y Bolivia en el marco de la denominada “Guerra del Pacífico”, demuestran que finalmente la Historia tiene algunos rasgos cíclicos, según la perspectiva de Polibio y el amplio debate teórico al respecto.


Y aunque se agradece la intención, se sigue manifestando la necesidad de poner énfasis en cambios radicales que puedan hacer frente a las nuevas formas de ciudadanía, participación y construcción de la sociedad.

Pues bien, el 21 de mayo de 1879 ocurre el “Combate Naval de Iquique” donde heroicamente nuestros hombres, muchos de ellos niños y/o adolescentes que participaron de las campañas de la Guerra, murieron víctima[s] de su temerario arrojo en defensa de y gloria de la bandera de su patria (Carta de Miguel Grau a la viuda de Arturo Prat, Carmela Carvajal desde el “Monitor “Huáscar”, Pisagua, Junio 2 de 1879).

Con ocasión del traslado de los restos del Capital Prat y sus compañeros a Valparaíso en 1888, se decretó el cierre de las oficinas públicas. Más tarde y en virtud de la Ley N° 2.977 se declara oficialmente el 21 de mayo como feriado. Por otro lado y para entender su relación, la cuenta pública del Presidente de la República es una tradición que data desde 1833, pero se instituye oficialmente para el 21 de mayo en el marco de la Constitución Política de 1925 que en su Artículo 56 señala:

El Congreso abrirá sus sesiones ordinarias el día 21 de mayo de cada año, y las cerrará el 18 de setiembre. Al inaugurarse cada lejislatura ordinaria, el Presidente de la República dará cuenta al Congreso Pleno del estado administrativo y político de la Nacion”(sic)

Esta misma idea se mantuvo en la Constitución de 1980, donde el Presidente dará cuenta ante el congreso pleno.

Tras el breve contexto y después de 25 años desde el retorno a la Democracia en Chile continúa reproduciéndose el ritual, como una alabanza a la añeja institucionalidad, en consideración que originalmente el Capitán Prat murió (heroicamente, no podríamos cuestionarlo) y la Esmeralda fue hundida; lo que, en términos prácticos, significa haber perdido, un raro razonamiento nacionalista que conmemora y/o celebra nada en particular, sobre todo cuando originalmente la instauración del 21 de mayo no fue conmemorar las Glorias Navales, sino la inhumación de Prat.

Entonces, cada año se lleva a cabo el rito que afianza en el imaginario social la solidez y prepotencia del Estado, en palabras del mismo Bordieu: “todo el sistema de coacciones visibles o invisibles que constituyen la acción pedagógica como acción de inculcación e imposición de una cultura legítima”[1]; presumiendo de sus obras, alardeando de sus cifras macroeconómicas y finalmente estableciendo una serie de principios que, en algunos casos, son una declaración de buenas intenciones

Ese mismo Chile en vías de Desarrollo, convencido a sí mismo que es desarrollado, bajo la lógica mediocre de “en la medida de lo posible”, propone cambios y avances que no son las trasformaciones esperadas. Si bien, es entendible que las instituciones son más lentas en adaptarse a los cambios rápidos de la sociedad, no produce mayores incidencia en el “ciudadano de a pie” quienes año tras año de escuchar –prácticamente– lo mismo, miran al Estado neoliberal[2] como un ente lejano y extraño, creando un habitus desde el cual el programa neoliberal extrae su fuerza y sirve a los interés de aquellos –pocos– individuos que representa y a quienes –me atrevería a decir– les debe su crisis moral y política.

Y aunque se agradece la intención, se sigue manifestando la necesidad de poner énfasis en cambios radicales que puedan hacer frente a las nuevas formas de ciudadanía, participación y construcción de la sociedad. En esa lógica, la Educación y sus políticas deben convertirse en la base de todo cambio, por ello deben ser reales, eficaces y consensuadas. No podemos esperar que las personas se acerquen a las urnas para aprobar una “nueva Constitución” si ni siquiera conocen las implicancias de un plebiscito o saben lo que significa una “Asamblea Constituyente” o la sutil diferencia que plantea su Excelencia: “Proceso Constituyente”.

Finalmente, la construcción de una sociedad moderna, acorde a los nuevos tiempos y por ende, más justa y plena, parte por fortalecer la Educación especialmente en lo que se refiere a Derechos Humanos y Cívica como deberes de cada ciudadano. Necesariamente se debe dar un “golpe de timón”, escuchando a los actores involucrados y sus necesidades, donde la Educación no sea la “niña bonita” del actual Gobierno, sino que promueva un verdadero “capital humano” competente y pensante, construir sociedad, para dejar de ser “políticamente correcto”.

(Y por supuesto sea cual sea el motivo agradecido por este feriado.)

Referencias:

[1] Bordieu, Pierre; Passeron, Jean-Claude. La reproducción. Elementos para una teoría del sistema de enseñanza. Mexico: Fontamara, 1995. p.158

[2] Cfr. Harvey, David. Breve historia del Neoliberalismo. Madrid: Akal, 2007. pp. 74-88

TAGS: Congreso Michelle Bachelet

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

 

PARTICIPA

Popular

Hago una invitación a todos los privilegiados de la escasa buena educación pública, a los que tuvieron mejores oportunidades que nosotros y a cada uno de los chilenos, pero sobre todo a los políticos a ...
+VER MÁS
#Educación

Más que un colegio, un camino. La educación es el foco

Un tarde al regresar de comprar licor y drogas  encontró vacía la casa. Preguntó por sus padres a medio barrio y nadie le pudo decir lo sucedido. De esa forma, Carlitos se quedó sin nadie a quien desan ...
+VER MÁS
#Cultura

Se acabó la fiesta, gordito

El uso de la MTyC en los países desarrollados está asociado a “una insatisfacción creciente junto con la pérdida de la confianza en la biomedicina tecnológicamente sofisticada y, claro, también debi ...
+VER MÁS
#Salud

Medicinas tradicionales y complementarias

De las entrañas de San Joaquín, a los 11 años, me extirparon y re acomodaron en "el centro cívico", a estudiar lejos de mis amigos, de mi casa, de mi entorno socioemocional. Se nos olvidó que ...
+VER MÁS
#Educación

¿Y qué cosa vibra, compañeros?

Popular

Un cambio súbito y no anunciado en la funcionalidad de búsqueda de Facebook ha asestado un duro golpe a toda la comunidad de investigación basada en fuentes de acceso público
+VER MÁS
#Tecnología

Cómo el repentino cambio de Facebook obstaculiza las investigaciones sobre derechos humanos

Nuestro sistema de salud, requiere urgente una reforma, que de una vez por todas, visibilicemos que en Chile estamos vulnerando los derechos humanos
+VER MÁS
#Salud

Sistema de salud, en Chile estamos vulnerando los derechos humanos

Cuento mi historia por todas esas mamás que están buscando información en Internet, un testimonio, una esperanza para sus hijos con alguna anomalía VACTERL
+VER MÁS
#Salud

Nacer y no morir con una enfermedad rara

Una prueba esencial para las democracias no es si afloran o no tales figuras [los líderes populistas y autoritarios], sino si la elite política y, sobre todo, los partidos políticos se esfuerzan por impe ...
+VER MÁS
#Política

La decisión de Chile Vamos