#Ciudadanía

Bastardos sexuales II

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

El matrimonio igualitarios permitirá ver la violencia sexual, económica, física y psicológica que la comunidad LGTBI, situación que hoy no existe, ya que al no validar estas relaciones, tampoco se valida o reconoce lo que ocurre en su interior, y peor aún no se reconoce a los hijos de la diversidad, instalándose nuevamente las diferencias, permitiendo ciudadanos de primera y segunda categoría.

Como se mencionó en la columna anterior  de “Bastardos sexuales”, según los resultados de la encuesta MUMS, UCN y Centro Latinoamericano de Estudios de la Sexualidad (2011). Refiere que de la población LGTBI, él 7% vive en pareja; 16 % está en pareja, 20% esta “pololeando”. La edad promedio de los encuestados estaba entre los 20 y 30 años. Por lo tanto su reconocimiento debe ser un derecho político y social.

Legislar por legislar, genera letra muerta, si no contempla sensibilizar y educar en el tema. Se reconoce el dispositivo que instala la ley, pero basta de legislar “bonitas portadas con malas noticias” palabras de un destacado sociólogo, Fernando Muñoz.

El matrimonio igualitario permitirá ver la violencia sexual, económica, física y psicológica que la comunidad LGTBI, situación que hoy no existe, ya que al no validar estas relaciones, tampoco se valida o reconoce lo que ocurre en su interior, y peor aún, no se reconoce a los hijos de la diversidad, instalándose nuevamente las diferencias, permitiendo ciudadanos de primera y segunda categoría.

Las leyes deben estar a la altura de los cambios sociales, y todo parlamentario abierto al dialogo, ya que no podemos como sociedad negarnos a debatir temas, simplemente porque no sustentan principios individuales.

Volviendo al matrimonio igualitario, reconozco las desigualdades que existe al interior del mismo, los roles marcados y estereotipados, instalados por un patriarcado voraz, pero también lo entiendo como la búsqueda del deseo de ser parte de una sociedad que establece lo “normal”, (dejando dos alternativas problematizamos desde el interior del sistema o le gritamos su error sin hacer algo por cambiarlo) el matrimonio igualitario instala el primer punto de quiebre. Si se piensa que mi defensa es el matrimonio entendido como un concepto estereotipado de familia y su forma de serlo, es solo quedarse en la forma y no en el fondo de la demanda.

Queremos derechos, pues el respeto fue ganado, con la lucha de años de las organizaciones de la diversidad sexual, y sus activistas, ejemplo de ello MUMS y Acciongay, ambas con más de 20 años de trayectoria. Ahora no puedo molestarme por quienes se quedan en la forma y (nos estamos acostumbrando) así impulsan algunas leyes. “Se puede tirar todo abajo menos la fachada” sin notar lo preocupante que es instalar esos discursos en nuestra sociedad.

El matrimonio igualitario muestra nuestras realidades, saca las lentejuelas, las pelucas, las plumas, el buen traje, la buena corbata. Llega a mostrar nuestras diferencias, muestra nuestro clasismo, nuestro racismo, nuestra homofobia. “Chile real”.

Hoy la pareja no implica un peligro a la herencia ni a su clase social, pero el matrimonio sí. El matrimonio igualitario revela la realidad; hay herencia, hay relaciones políticas entre los familiares de las partes y también se les asigna a ellos deberes.

El AVP puede ser un aporte y un triunfo para parejas heterosexuales en su mayoría, de ahí que entenderlo como un triunfo para la población homosexual, es claramente no sentirse sujeto de derecho, es validar las categorías sociales y negar a los hijos de la diversidad.

¿Dónde están las feministas, dónde están las organizaciones sociales? ¿Dónde están los trabajadores de Chile? ¿ Dónde están los estudiantes? ¿Dónde están las voces de los miles de chilenos que serán “afectados”?.

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Nuevo

VER TODO

Nuevo

Un gran sector de la UDI, encabezado por la presidenta del partido y la bancada evangélica, que obtuvo un espacio en la derecha debido al arraigo de las distintas iglesias cristianas en el mundo popular, t ...
+VER MÁS
#Política

El gobierno, la derecha y la agenda valórica

Si pretendemos dignificar a los niños primero, ¿hasta cuándo permitiremos la fabricación y venta impune de la onerosa charlatanería de la homeopatía?
+VER MÁS
#Salud

Homeopatía, epidemia vulneradora

Hay relación directa entre aprendizaje y el rendimiento académico de los jóvenes con las instalaciones educativas donde cursan estudios.
+VER MÁS
#Educación

Colegios Iglú, temperaturas bajas en el aula

Lo que me marcó fue conocer jóvenes que tienen un talento artístico y un potencial deportivo enterrado por la ignorancia de las autoridades que no dan oportunidad al desarrollo de disciplinas culturales ...
+VER MÁS
#Política

La última actividad en un Centro de Sename

Popular

Quienes no entiendan que este joven es producto de un abandono total por parte de las instituciones del Estado y la sociedad civil hablan desde una superioridad moral violenta, con una miopía recalcitrante ...
+VER MÁS
#Ciudad

Narcotráfico y violencia: Un problema estructural

Sería ingenuo pensar que la construcción de estos conceptos proviene de la mera ignorancia de quienes los emiten, cuando en verdad son productos de falacias interesadas que buscan ganar un espacio en la d ...
+VER MÁS
#Género

El vocabulario de la discriminación

Las escuelas existen para reproducir las desigualdades sociales; por lo tanto, el mejor predictor del futuro de un niño es el estatus económico de sus padres, más que los logros académicos y la intelige ...
+VER MÁS
#Ciudadanía

El Currículum Oculto y la perpetuación del poder socioeconómico

El problema sustantivo es que vivimos de referentes y el discurso chistoso del presidente hace daño
+VER MÁS
#Género

El discurso del rey