#Chile 2030

Futuro y desarrollo nacional: ¿Por eventos o por entorno? Parte I

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Imagen

La siguiente columna es una contribución al próximo Congreso del Futuro de Chile 2016 del Senado de Chile y a los esfuerzos que emprenden otras naciones concurrentes al respecto. Se espera aportar con esta reflexión a los profesionales, aficionados, políticos, académicos, empresarios y ciudadanos interesados en estudiar, pensar y aplicar estas materias para anticiparse. Basada en más de 4 décadas de experiencia y publicaciones previas de nuestro gabinete, realizadas por su importancia para el anhelado desarrollo de nuestra sociedad y sus empresas. El futuro, la innovación, el cambio impactará en nuestras vidas por acción u omisión. ¿No es mejor prepararse?


Cada proceso de anticipación de un cierto evento, desarrollo científico, innovación, o entorno no sólo hay que explicarlo en cuanto a sus objetos y sus funciones finales y de uso, sino que también en el o en los métodos utilizados para llegar a esas conclusiones de su posible ocurrencia

Hay por lo menos dos aspectos del futuro que son de ayuda para empezar a entenderlo como un campo de conocimiento: los eventos que se pueden anticipar hoy día y los entornos que se pueden anticipar, también, hoy día. Una forma útil para anticipar el futuro nacional o global es a través de preguntas como: ¿Cuáles serán los cambios o eventos (innovaciones, inventos, descubrimientos, hallazgos e ideas) que irrumpirán en diferentes terrenos, seguirán un camino tradicional o se acelerarán? o ¿Cuáles serán los entornos en los cuales estos eventos ocurrirán y serán exitosos?

Es muy probable que los EVENTOS y LOS ENTORNOS se afecten mutuamente para producir desarrollos espectaculares mas allá de cada uno de ellos en particular. Pero también es posible que ambos pasen casi desapercibidos o, aún más, que sea un deterioro del desarrollo. Lo que se sabe es que el futuro será diferente, ya está en camino y por eso hay que anticipar sus posibles alternativas.

El futuro se puede describir a través posibles eventos, invenciones o descubrimientos como los siguientes ejemplos simples: (1) circularán en forma comercial autos sin conductor y con energía solar, (2) se creará el primer macro bosque nativo, (3) la organización legislativa estará conformada por un senado de 5.000 miembros, trabajando en y desde sus regiones, a ser renovado el 10%  cada año en elecciones instantáneas (4) la educación superior será de mas calidad y bajo costo y sus carreras serán más versátiles y personalizadas. Y esta enumeración de eventos se puede extender largamente y en diferentes campos.

Sin embargo, con estos 4 eventos ya nos podemos hacer muchas pregunta, por ejemplo: ¿es posible que ocurran en forma simultánea? Si la respuesta se da sobre la base de lo que está involucrado en cada evento en cuanto a sus etapas -lo que debe ocurrir entre el hoy y el momento en que se haga realidad el  evento incierto– se  podría decir que la respuesta depende de las alternativas de caminos, secuencias,  tiempos, recursos, costos, o normas necesarios condicionantes para que ocurran cada uno de ellos.

Algunas caminos alternativos son extraídos de la experiencia, otros son más difíciles o imposibles de anticipar y, en consecuencia, no será posible entregar una respuesta diferente. ¿Y por qué? Pues no sabemos, por ejemplo, qué ocurrirá en un momento determinado del futuro con cada uno de esos eventos, ni sabremos, si seguimos este camino, cuáles serían las condiciones del entorno que rodean a cada uno de eso eventos. Por lo tanto, es posible que uno de esos eventos anticipados por los expertos se pueda realizar casi completamente y que, por condiciones ambientales, hoy día desconocidas, no llegue finalmente a hacerse realidad. En resumen, estos eventos son independientes.

Por eso, debe llamar la atención -a los interesados- que cuando se trata de trabajar el futuro desde el punto de vista de preguntas sobre posibles eventos, descubrimientos, inventos, desarrollos  o innovaciones, no siempre se anticipan los entornos posibles en los cuales estos se desenvolverán, en parte debido a los cambios que va produciendo el  avance de la ciencia y de las tecnologías y en el constante cambio social y de las ideas.

Cada proceso de anticipación de un cierto evento, desarrollo científico, innovación, o entorno no sólo hay que explicarlo en cuanto a sus objetos y sus funciones finales y de uso, sino que también en el o en los métodos utilizados para llegar a esas conclusiones de su posible ocurrencia (experiencia, avances científicos, tecnologías, delfos, escenarios, project management, sistemas expertos, etc.). Respondiendo a una de las preguntas claves de la verdad científica: ¿En qué se basa para afirmar que la ocurrencia del evento(s) futuro(s) sea cierta?

Lo anterior es un claro ejemplo de incremento del conocimiento humano, que puede ser replicado para otros desarrollos futuros y que se puede indagar sobre lo “aventurado” o realizable que es  el evento en cuestión. Pero la descripción del avance no debería terminar ahí. Es preciso que quien – por muy destacado doctorado, Nóbel o experto que sea en su respectivo campo – y que propone la pregunta o afirmación que el evento futuro a ocurrir indique: qué  personas o instituciones se verán beneficiadas o afectadas negativamente por su ocurrencia y los intereses condicionantes detrás de quienes la promueven o formulan. También es imprescindible que se estime las fechas más cercanas, más lejanas o más probables en las que el evento ocurra. Así como es conveniente advertir sobre: lo que podría salir mal para que el evento no ocurra o se atrase notoriamente o que esté fuera de los límites de la ética o de la moral.

TAGS: #CienciaInnovación Futuro

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Nuevo

VER TODO

Nuevo

El llamado es a todos los hombres, especialmente a aquellos que se sienten atacados por el feminismo y orgullosos de su situación de privilegio, a aquellos que se sienten superiores por tener pene y se cre ...
+VER MÁS
#Género

¿Y los hombres, qué?: Algo podemos (debemos) hacer

En los lenguajes de las marchas feministas mostrado por los medios audio-visuales no hay dolor ni lenguaje de inmolación, tampoco hay cuerpos perecederos, más bien un espectáculo carente de la agonía de ...
+VER MÁS
#Política

Las torsiones machistas de la televisión

La eficacia de este nuevo paradigma que privilegia la horizontalidad, la creatividad, la intuición y la innovación se encuentra precisamente en hacernos creer que somos más autónomos, más libres. Allí ...
+VER MÁS
#Trabajo

El significado actual del trabajo: De la vocación a la autoexplotación

Una vez más constamos que tanto el sector privado como el sector público tienden a cometer “errores” para violar la ley, pero teniendo a una Corte Suprema conformada por magistrados íntegros, la ciud ...
+VER MÁS
#Ciudad

Ilegalidades urbanísticas a la orden del día

Popular

En total, muchos talagantinos destinan hasta 4 horas diarias arriba de la locomoción colectiva. Intolerable.
+VER MÁS
#Ciudad

¿Cuántos pasajeros caben dentro de una micro rural?

En los lenguajes de las marchas feministas mostrado por los medios audio-visuales no hay dolor ni lenguaje de inmolación, tampoco hay cuerpos perecederos, más bien un espectáculo carente de la agonía de ...
+VER MÁS
#Política

Las torsiones machistas de la televisión

El llamado es a todos los hombres, especialmente a aquellos que se sienten atacados por el feminismo y orgullosos de su situación de privilegio, a aquellos que se sienten superiores por tener pene y se cre ...
+VER MÁS
#Género

¿Y los hombres, qué?: Algo podemos (debemos) hacer

Un porcentaje mayoritario de mujeres buscan decidir libremente sobre su cuerpo y tener la opción de abortar. Aquí es donde la iglesia falla, ya que al estar basada en ideas intolerantes, arcaicas y propi ...
+VER MÁS
#Religión

¿La iglesia está preparada para los desafíos de nuestra sociedad?