#Chile 2030

Carta a mis hijos

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Perdón por hacerles creer que sólo el dinero y la fama te hacen feliz porque no es así y tiene un costo altísimo para los que creen y viven de esa manera.

Hijos:
Cómo explicar lo inexplicable, cómo explicar la razón de la sinrazón, estamos a pocos días de una fecha histórica para Chile, país en el que nacimos, nos educamos, trabajamos y muchos han sido enterrados o cremados  y sus cenizas esparcidas por esta larga y angosta faja de tierra, vemos con asombro cómo seguimos divididos por un día de hace 40 años, vemos cómo ni siquiera el tiempo ha logrado curar las heridas aún cuando hemos tenido la posibilidad de reparar nuestro errores, de perdonar a los que nos mataron, torturaron, golpearon, violentaron física y psicológicamente, de exponer nuestro fracaso como sociedad de hace 40 años atrás y nuestro fracaso hoy para que ustedes no cometan los mismo errores que nos llevaron al odio y el quiebre de una tradición que nos pertenecía.

Son ustedes espectadores del uso de esta fecha por un lado y por otro y con eso digo izquierda y derecha, pipiolos o pelucones, conservadores y liberales ustedes, hijos míos, que les pasaron Historia de Chile en su escuela (a la que tuvieron la suerte de asistir, aunque con dolor por la impotencia y por ver la indiferencia de Chile por los muchos que nunca asistieron) y saben que siempre hemos tenido diferencias como sociedad, ricos y pobres, educados y rotos, pernos, geek, flaites, lachos, pokemones y otros grupúsculos que han pasado adhiriendo participantes en ellos producto de que no hemos sido capaces de construir un Chile que nos una a todos, en el que nos sintamos chilenos con orgullo, a ustedes que han visto cómo hemos desperdiciado nuestra vida creyendo que el camino de nuestra sociedad es el que todos queremos, pero que nos han demostrado que su fuerza en la calle (aunque sus líderes fueron absorbidos por partidos políticos de los cuales la mordaza y las amarras las vemos cuando hablan o legislan o ejecutan planes al momento de tomar decisiones para el nuevo Chile) nos dice que necesitan, quieren y van a tener una representatividad que no se ha visto en Chile, una que represente el futuro y que espero poder ver concretada antes de dejar este maravilloso mundo.

Les pido:
Perdón porque todavía miramos al pasado como una escuela donde lo que pasó se transformó en una forma de vida y no en una lección de vida.
Perdón por la infinita estupidez de cómo construimos el Chile que les estamos dejando sin hacerlos participar.
Perdón por la falta de agallas para enfrentar nuestros propios errores y sólo ver la conveniencia del vecino, amigo, familiar o compañero.
Perdón por no ofrecerles lo que se merecen para su futuro y negarles las herramientas para hacer de este Chile un país mejor para vivir.
Perdón por hacerles creer que solo el dinero y la fama te hacen feliz porque no es así y tiene un costo altísimo para los que creen y de esa manera.
Perdón porque seguimos sin progresar y nuestra sociedad es cada vez más clasista y dividida, perdiendo nuestra identidad como pueblo.
Perdón porque cuando miramos el futuro lo hacemos hasta la nariz porque nos negamos a ver más allá aún cuando tenemos el universo de frente.
Perdón por nuestra falta de respeto hacia los que menos se ven en nuestra sociedad y que seguimos tapando con un dedo, de ellos también es este país su país.
Perdón por la absoluta mediocridad de nuestra clase política, religiosa y cultural porque no les entregamos a ustedes fundamentos para cambiar este basurero.
Perdón por no protegerlos de los bombardeos de sexo, muerte, droga y descontrol a que nos tienen sometidos los medios de comunicación (se olvidaron de educar).
Perdón por ser pobres de mente.

Me comprometo:
A vivir para que el pasado se transforme en una lección que nos avisa los errores que nos debemos volver a cometer.
A vivir para que se construya el Chile que todos queremos y entre todos para se sientan orgullosos de ser chilenos.
A vivir para que podamos enfrentar nuestros errores y fracasos y apoyemos al que está al lado en ser todos mejores personas.
A vivir para entregarles las herramientas que se merecen para hacer de ustedes personas de bien construyendo un futuro para sus propios hijos y nietos.
A vivir para que el dinero y la fama sean solo un medio  y no un objetivo en la vida porque la perseverancia y creatividad para lograr sus metas nacen de la falta de recursos.
A vivir para construir un país unido y donde todos sean correctamente representados para volver a identificarnos con ser chilenos.
A vivir para avanzar mirando el futuro de frente sin temor a los fracasos y errores porque de ellos aprendes a tomar el mejor camino.
A vivir para que nunca más tapemos el sol con un dedo y construir una sociedad respetuosa de quienes no se ven pero miran, de quienes no se sienten pero escuchan.
A vivir para que nuestras autoridades propongan, legislen, sentencien y ejecuten pensando en el nuevo Chile que todos queremos y necesitamos para nuestros hijos y nietos.
A vivir para protegerlos de las aberraciones que leemos, escuchamos y vemos en los medios de comunicación y proponer un nuevo pacto de educar para dar forma a una nueva sociedad más igualitaria.
Me comprometo a vivir para hacer de Chile un orgullo y un mejor país para ustedes.

Se despide,

su padre

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Nuevo

VER TODO

Nuevo

La configuración del Estado de derecho que debiese primar en un país democrático como el nuestro, exige el respeto y cumplimiento de las normativas que regulan su quehacer
+VER MÁS
#Sociedad

Carta de la Universidad de Chile y el Estado de Derecho

Se desobedece por ausencia de temor, las atribuciones del carabinero, el padre, el marido, el sacerdote o el Estado en cuando al poder de castigar, incluso con violencia, hacían gran parte de la obediencia ...
+VER MÁS
#Política

Crisis de autoridad en Chile

La libertad educativa es uno de los principios más fundamentales para generar una educación pública pluralista, diversa y justa.
+VER MÁS
#Educación

En defensa de la libertad educativa

En el debate sobre la ley 21.015 que incentiva la inclusión laboral de personas con discapacidad, ¿qué protagonismo tienen para las empresas los derechos de los nuevos trabajadores?
+VER MÁS
#Trabajo

Comunicación para la inclusión

Popular

Si debatimos para ganar, terminaremos creyendo que existe una única respuesta correcta y sería la nuestra y cualquier otra está equivocada.
+VER MÁS
#Sociedad

¿Discutimos para ganar o para aprender?

Casi la mitad de la población chilena en exterior, formada por los hijos de los chilenos nacidos fuera de la patria, no pudieron participar en el proceso eleccionario por no cumplir con la exigencia establ ...
+VER MÁS
#Política

Limitación grave al derecho a voto de los chilenos nacidos en el extranjero

El impacto que las tecnociencias producen en la sociedad, no solo cambia la vida de las personas, sino que impone modelos y relaciones de vida nuevos, y no siempre mejores
+VER MÁS
#Política

¿Qué hacer frente al transhumanismo?

Los campamentos son una opción institucionalizada de carácter no formal que se configura como una opción y/o solución a uno de los hitos de mayor desigualdad que se producen en las ciudades desde antes ...
+VER MÁS
#Ciudad

Pobladores en pugna: La manipulación del Estado