#Sociedad

Humanizar la vida

2 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP
Los chilenos estamos experimentando una contradicción vital. Por una parte batimos records de crecimiento, de consumo, de empleo, de viajes en avión, de compra de automóviles, de alumnos en universidades y de cuanto indicador cuantitativo de crecimiento se nos ponga por delante, sin embargo, no estamos satisfechos. En todos los estudios que hemos realizado en distintos grupos de personas, aparece el estrés, el agobio, el temor, la inseguridad, la extrema presión que experimentan  al vivir la vida que están viviendo. 
 
Naturalmente hay grupos más fuertes que otros. Algunos tienen más recursos y más éxito en enfrentar la vida moderna, otros viven más precariamente y muchos simplemente sobreviven.
 
No se aprecia que los chilenos queramos abandonar todo el bienestar y el aumento de riqueza que nos trae este sistema, pero cada vez más resentimos la falta de humanidad de la vida que estamos llevando: el egoísmo transversal, la absurda agresividad, la inseguridad, la vergonzante desigualdad, la discriminación de unos y de otros, el abuso del que está un peldañito más arriba que uno en cualquier escala, el mero fin de lucro como motor de la actividad económica. 
 
Este modelo de vida que hemos elegido donde el individualismo tiene todo para florecer, nos lleva inevitablemente al deterioro de la sociedad y del trozo de planeta que habitamos y a vivir en una triste e ineficaz soledad en medio de la multitud.
 
Por eso florecen las redes sociales donde se comparten ideas, sensibilidades, preferencias, y se hornean las causas que finalmente salen a la calle. Lo que es más interesante, de una manera colectiva, sin necesidad de líderes, crece la participación de los ciudadanos en las cosas públicas.
 
Lo que ha ocurrido con HidroAysén es un buen ejemplo. Los ecologistas quisieran creer que la enorme convocatoria de las protestas contra la construcción de la central se debe a una nueva conciencia ecológica que se ha instalado en el país gracias a su trabajo. En parte es cierto, pero sólo en parte. 
 
Hoy los chilenos prefieren adherir a causas que los representen y saltarse a representantes en quienes no confían. La oposición a HidroAysén aparece como una causa noble a la que adherir y manifestar de paso su disconformidad con todo un sistema que no hemos sido capaces de humanizar. 
 
Pero ha sido una causa sin líderes visibles que estén arriba del podio galvanizando a las masas. La gente es citada a las marchas por sus amigos y estos a su ves citan a los suyos. Es una convocatoria viral por afinidad y puedo asegurar que si alguno quiere apropiarse de la marcha y ponerse en primera fila, será rápidamente sobrepasado y absorbido por la multitud.
 
Hay que ponerse a pensar rápido y a pensar profundo. El paradigma de desarrollo que estamos acostumbrados a venerar sin cuestionarlo está siendo asediado desde sus bases de sustentación, los consumidores. 
 
No se puede seguir exigiendo a las personas soportar individualmente el peso de su propio desarrollo, de su salud, su educación, su seguridad y los de los suyos.
 
No se le puede seguir pidiendo que deba elegir representantes de una clase política vacilante, entrampada en sus viejas disputas irrelevantes o abocada a hacer gestos populistas de corto plazo.
 
Hay que humanizar la vida, urgentemente. Colaborar, vivir en armonía entre nosotros y con el trozo de planeta que nos corresponde cuidar. Tenemos que relacionarnos mucho y positivamente, hacer que impere la confianza en lugar de la desconfianza y el miedo. Delegar responsabilidad en lugar de fiscalizar.  Hacer que las municipalidades más pobres sean las más ricas, acabar con la desigualdad con el respeto, la consideración, la calidad de la intervención pública.
 
Las empresas deben entender que son fábricas de valor para sus dueños, sus empleados y también para sus clientes y el país.
 
Hagamos lo que bien señala Nicanor Parra:
 
Tercer y último llamado
Individualistas del mundo uníos
Antes de que sea demasiado tarde
—————-
TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:

05 de junio

Hoy, este descontento sin líderes pide a la clase política que asuma su responsabilidad; la mira vigilante. Mañana, bien puede querer prescindir de ella, Mientras los políticos sigan entrampados en su forma de hacer diagnóstico (Que lo de Aysén, que los pingüinos, que Bielsa…), sin mirar las nuevas formas de vivir la vida y la democracia de los chilenos, los grados de rechazo seguirán creciendo. Son otras las exigencias, son otros los temas. Sólo aquellos que se hagan cargo de la cotidianidad y sean capaces de hablar desde ella serán los interlocutores válidos. Las represas megalómanas son un tema real, y que preocupa. La cuota de la CMR, el trato indigno en el trabajo, las exigencias desmedidas, la loca espiral para hacer que el dinero circule cada vez más vertiginosamente atrapando humanos en sus aspas, esos son los temas reales que los ciudadanos viven día a día. Hoy, además de números, al progreso es necesario ponerle alma.

06 de junio

Un detalle, sobre todo tomando en cuenta la cita de Parra. No hay que confundir egoísmo con individualismo.

El egoísmo incluso puede ser colectivo. El individualismo es una principio básico para poder vivir en armonía y en paz, y significa reconocer que cada cual es dueño de sí mismo y un fin en sí mismo.

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Nuevo

El objetivo Millennial será un enorme desafío para las viejas y nuevas ofertas electorales, considerando, además, que el único candidato por debajo de los 40 años es el costarricense Carlos Alvarado.
+VER MÁS
#Política

Elecciones en tiempos de desconfianza

"...la ampliación de la vía férrea mejoraría aún más, estimularía los comercios locales, podría incluso llevar con facilidad y eficientemente grandes cargas de mercaderías e insumos, además i ...
+VER MÁS
#Desarrollo Regional

Buscando la integración tras las vías del tren

La austeridad implica no implica renunciar a una buena vida, sino que no caer en la vorágine del consumo. La buena vida, como niños, jóvenes, adultos y adultos mayores, pasa necesariamente por no entrar ...
+VER MÁS
#Sociedad

La austeridad en retirada

Para mayor abundamiento, ingresar a Derecho, Ingeniería Comercial o Ingeniería Civil en la Universidad de Chile o en la Pontificia Universidad Católica (PUC) mejora notablemente las posibilidades de lleg ...
+VER MÁS
#Ciudadanía

La élite endogámica chilena: un caso de privilegios

Popular

Contra el diagnostico de ciertos círculos izquierdistas o post-izquierdistas que suelen culpar a los ciudadanos por contextos del que son resultado, nosotros proponemos una mirada diferente. Hay que conoce ...
+VER MÁS
#Sociedad

En defensa de los "fachos pobres"

Para mayor abundamiento, ingresar a Derecho, Ingeniería Comercial o Ingeniería Civil en la Universidad de Chile o en la Pontificia Universidad Católica (PUC) mejora notablemente las posibilidades de lleg ...
+VER MÁS
#Ciudadanía

La élite endogámica chilena: un caso de privilegios

Dos espacios de vital importancia para la sobrevivencia de un proyecto revolucionario como el que aspira RD sobre todo en esta etapa son su Frente Estudiantil y el Equipo de Formación del partido.
+VER MÁS
#Política

Los próximos años de Revolución Democrática

La consecuencia que ha apareado la firma y ratificación de tratados como el Pacto de San José de Costa Rica, si se le quisiera ver de tal forma, ha sido el compromiso a no reinstaurar una pena que va en c ...
+VER MÁS
#Justicia

Restablecimiento de la pena de muerte en Chile: Una perspectiva desde los DDHH