#Medios

Sodimac en días de la posverdad

4 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

imagen

De moda se puso la posverdad.

Luego que el Diccionario Oxford la declarara palabra del año, múltiples artículos se han escrito en su nombre. Es la visibilización de que, como ella misma alude, muchas verdades no son más que una construcción social y da lo mismo su sustento en la realidad. El primer convencido convence a un segundo, el segundo a un tercero, el tercero un cuarto y así, hasta que los convencidos son más que los no convencidos.


Al necesario mecanismo de fomento del pluralismo y la diversidad, y las medidas para impedir la oligopolización de tan fundamentales instrumentos que son los medios, se requiere de una ciudadanía crítica, reflexiva, atenta. Y eso se aborda con educación, tanto de la formal como de la que se da fuera de las aulas. Donde los medios tienen un necesario rol que cumplir.

La figura es un desafío para el periodismo. Para los periodistas. No uno particularmente laboral o técnico sino de sentido. ¿Somos parte del proceso que muestra lo que otros no quieren develar o nos sumamos al coro hegemónico de la verdad unívoca? ¿Mostramos la realidad o la construimos?

En épocas de multioferta informativa es bueno tener ciertas claridades. Y el periodismo puede ser un espacio para legitimar una práctica que, a veces, se echa de menos. Es el viejo y antiguo ejercicio de reflexionar. Del espíritu crítico. De pensar autónomamente, no en la idea del egocentrismo del imposible aprendizaje autárquico, sino del que es capaz de recibir conocimientos de otros para aportar al colectivo con la mirada personal.

Hace poco se dio en Estados Unidos un amplio debate sobre quienes, inescrupulosamente, se dedican a elaborar y difundir informaciones falsas con el solo objetivo de recibir ingresos económicos. Mediante una danza de clicks y links la sociedad neoliberal –en la cual todo tiene precio y cuyo motto es el dinero- se ha preocupado de crear un espacio económico pujante. Uno que incluso ha construido verdades más allá de la realidad (he ahí la recurrida posverdad). Los ejemplos escogidos son la elección de Trump y el resultado del Brexit, donde a través de la repetición de ideas demostradamente erróneas, y su réplica masiva sin discernimiento, de torció la opinión pública.

Con un poco más de sutileza, encontramos la construcción de verdades basadas en supuestos artefactos científicos. Las encuestas son el mejor ejemplo de ello. Aunque en un principio tuvieron el objetivo de capturar ciertos aspectos de la realidad social (en su caso, la opinión pública) en el reino de los medios de comunicación se convirtieron en armas para transformarla en su propio proceso de difusión. El reciente titular de La Tercera aludiendo a la encuesta Cadem donde el “85% de los chilenos cree que se debe expulsar a los inmigrantes que cometen delitos” es fiel reflejo de ello. A los cuestionamientos metodológicos de varios expertos se ha sumado que la pregunta elegida simplemente refuerza lo que cierto sector político tiene en mente y que usa sus propios medios (en el doble sentido del término) para instalar su ideario. Es la autocumplida profecía mediática.

En tercer lugar de este no exhaustivo reporte, está lo que sucede a este lado de la vereda. En el de quienes buscan transformaciones aportando temas que es necesario develar. Son demasiados los casos en que la falta de rigurosidad y chequeo de información, sumados a elucubraciones que rayan en la paranoia al no estar fuertemente fundamentadas, más que ayudar a la causa imprescindible la banalizan, haciendo que una materia de posible alto interés se convierta en irrelevante ante la ciudadanía. Reportajes y artículos inverosímiles, sin fuentes ni elementos sólidos, más que ayudar perjudican.

La instrumentalización de la información es un eterno. Existe desde que el ser humano tomó conciencia del poder del lenguaje en el vivir en sociedad. Hoy por hoy, un fenómeno mucho más complejo por la concentración de los medios en pocas manos y el control de estos por grupos económicos e ideologías que todo el rato construyen realidad social.

Al necesario mecanismo de fomento del pluralismo y la diversidad, y las medidas para impedir la oligopolización de tan fundamentales instrumentos que son los medios, se requiere de una ciudadanía crítica, reflexiva, atenta. Y eso se aborda con educación, tanto de la formal como de la que se da fuera de las aulas. Donde los medios tienen un necesario rol que cumplir.

En tal discusión la política ha estado ausente. La del Ejecutivo y del Congreso, por un terror paralizante a interpelar a los dueños del control remoto. No dando impulso a gran parte de las leyes que impiden que, por ejemplo, huelgas como la que recientemente protagonizaran los miles de trabajadores de Sodimac sean invisibilizadas del principal medio de comunicación: la televisión.

Motivos puede haber muchos. Sesgo ideológico contra todo proceso de movilización social, control de una de las cadenas (Mega) por los dueños de la empresa (grupo Falabella) y el financiamiento publicitario de la compañía a las estaciones. Lo cierto es que no es correcto que la realidad esté a la orden de intereses económicos. Y en ello, más que quejarse cada cierto tiempo, este gobierno debiera demostrar que tiene un ímpetu democratizador. Si es que lo tiene.

Los proyectos que hacia tal horizonte apuntan, como es la Ley de Colegios Profesionales, la que distribuye equitativamente el avisaje estatal y la que modifica la institucionalidad de TVN van en esa dirección.

Considerarlas prioridades legislativas puede hacer la diferencia en las posverdades que vendrán.

TAGS: #Lenguaje Periodismo

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:

08 de Diciembre

No me parece. Si no hubiesen redes sociales, paginas de libre difusión, youtube, etc.. se podria dar cabida a la tesis de que la gente esta “secuestrada” a escuchar sólo unos pocos informantes dueños de un oligopolio de medios. Ojalá eso tuviese algo de cierto pero es un mito, lo relevante no es el dueño del micrófono sino quien lo usa.

Y generalmente las movilizaciones ahora tan faciles de realizar no restan a la “postverdad” sino que suman. Por ejemplo el absurdo movimiento NO+AFP cuyos dirigentes sin ninguna base ni argumento racional, ni siquiera les importa tenerlo, para arrastrarnos al desastrozo sistema de reparto es un claro ejemplo de “elaborar y difundir informaciones falsas con el solo objetivo de recibir ingresos económicos”.

Está lleno de grupos con exactamente las mismas frases ideológicas de hace 50 años sabiendo que han sido un fracaso siempre y en todos lados, eso lo saben, todos lo sabemos lo hemos visto, vivido o podemos comprobarlo facilmente, pero la siguien sabiendo que no tienen destino porque obedecen a simples emociones que les fueron implantadas y no a la razón.

Se rechaza un modelo de desarrollo formidable que ha sido admirado en todo el mundo y despues de lo que eramos antes de aplicarlo se pretende retroceder a eso a “una construcción social y da lo mismo su sustento en la realidad”

Los chilenos conocemos de primera mano el fenómeno postverdad desde mucho antes.

Saludos

09 de Diciembre

“Por ejemplo el absurdo movimiento NO+AFP cuyos dirigentes sin ninguna base ni argumento racional”. Ha leido el informe de la comision bravo?, una de esas propuestas que la comisión indica, es la que un porcentaje de los ciudadanos quieren. “.. para arrastrarnos…” , osea asume que todos somos ovejas para el sacrificio? “..Se rechaza un modelo de desarrollo formidable..”, a mire, colusion, intereses usureros, promulgacion leyes y politicos corruptos, sigo?.

09 de Diciembre

El mov. NO+AFP es una respuesta falaz e ideológica a los problemas de las pensiones: La poca continuidad de cotizaciones, la acelerada reducción de cantidad de trabajadores vs jubilados, etc… el movimiento no se hace cargo de esos problemas que causan las bajas pensiones, o sea probablemente empeorarían con esa respuesta en marcha, un claro testimonio de post-verdad.

No tiene nada que ver con el modelo económico los problemas de fiscalización. Los datos concretos demuestran que el modelo económico es probadamente formidable por lo que logró Chile con él.

Saludos

Rodrigo Vera

09 de Diciembre

Post verdad: cuando otros cuentean está mal; cuando yo cuenteo está bien

Ver todos
Ocultar

#Coronavirus

VER TODO
Ahora es preciso saber gestionar el triunfo, cómo se logra representar y encauzar un proceso impulsado por el estallido social y que es más propiedad de la ciudadanía que de los partidos.
+VER MÁS
#Política

Capitalizar institucionalmente triunfo del Apruebo

Chile despertó en las poblaciones. Las gráficas de los muros que marcaban los territorios de las barras bravas, ahora gritan dignidad. La letra de la música urbana ya no va sexualizada, ahora clama justi ...
+VER MÁS
#Sociedad

Chile, la revuelta continúa

Como pocas veces se puede afirmar, el pueblo habló, con contundencia, claramente. No hay espacio para dobles lecturas.
+VER MÁS
#Política

Un plebiscito cuyos resultados pocos imaginaron

El Chile que se debe construir es una sociedad sin racismo sin discriminación, sin clasismo y sin extremismos violentos donde la equidad y justicia social sea parte de la misión y visión de una Carta Magna.
+VER MÁS
#Política

Reflexiones sobre mis razones para votar Apruebo.

Nuevos

Ahora es preciso saber gestionar el triunfo, cómo se logra representar y encauzar un proceso impulsado por el estallido social y que es más propiedad de la ciudadanía que de los partidos.
+VER MÁS
#Política

Capitalizar institucionalmente triunfo del Apruebo

Chile despertó en las poblaciones. Las gráficas de los muros que marcaban los territorios de las barras bravas, ahora gritan dignidad. La letra de la música urbana ya no va sexualizada, ahora clama justi ...
+VER MÁS
#Sociedad

Chile, la revuelta continúa

Como pocas veces se puede afirmar, el pueblo habló, con contundencia, claramente. No hay espacio para dobles lecturas.
+VER MÁS
#Política

Un plebiscito cuyos resultados pocos imaginaron

El Chile que se debe construir es una sociedad sin racismo sin discriminación, sin clasismo y sin extremismos violentos donde la equidad y justicia social sea parte de la misión y visión de una Carta Magna.
+VER MÁS
#Política

Reflexiones sobre mis razones para votar Apruebo.

Popular

Para mí, con la ELA, el futuro aprisiona, busca rendir el presente a su fatalidad. He descubierto que viviendo en el presente, con atención total, se abren siempre alternativas.
+VER MÁS
#Salud

La parejita Covid-19 y la ELA se separan y...

En un mundo globalizado y dominado por grandes corporaciones, corporaciones que tienen que cambiar sus modelos de negocios, es necesario tener principios y una ética que ponga al ser humano y al medio ambi ...
+VER MÁS
#Sociedad

El mundo sería mejor si la actividad humana tuviera ética

Queda en evidencia el poder omnímodo que tiene el sector de la construcción que se relaciona tan amistosamente con los mandamases del Minvu
+VER MÁS
#Ciudad

El colmo de la patudez: privados instruyen al aparato público

En la Plaza se hizo historia y se crearon memorias, por eso no me cabe duda que sí llevará el nombre de Dignidad, tanto en la señalética como en nuestros corazones.
+VER MÁS
#Política

La llamarán Plaza Dignidad