#Sociedad

Vergüenza del Colegio Médico

33 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Imagen

Hace unos días mientras trabajaba, me llegó el siguiente mensaje de texto a mi celular: “Colegio Médico y Fondo de solidaridad sortean un espectacular BMW entre los afiliados”, lo que me hizo sentir la profunda vergüenza de ver cómo mi colegio profesional seguía abismalmente desvinculado con la realidad. Es cierto que esto no es nuevo, se arrastra desde antes. Hace un año mientras se discutía la reforma tributaria, en función de la enorme inequidad que el país sustenta, la directiva del Colegio Médico encabezada por el Dr. Enrique Paris, decidió lanzar la Fundación de Asesorías Tributarias para Médicos (FATMED) bajo la consigna de que los médicos debíamos cuidarnos de no pagar impuestos de más, o dicho de otra forma, que utilizáramos todas las alternativas legales para pagar menos.


Hoy más que un colegio profesional, y con ello todos los que estamos afiliados, a mi modo de ver, parecemos un reducto que busca perpetuar cierto estatus social y privilegios, donde la Salud es vista como un bien de consumo y no un derecho

Entonces pensé, ¿sería mucho pedirle al Dr Paris, que el Colegio Médico pudiera canalizar sus esfuerzos en otras preocupaciones como las condiciones generales de la salud pública?, ¿o en caso de querer mantener su trabajo en la esfera de lo gremial, que vele por las situaciones laborales de los médicos de las zonas aisladas que cuentan con escasos recursos para desempeñar su tarea o que veláramos por la realidad de los residentes de especialidad que siguen sin tener calidad de funcionarios y en vez de sueldo reciben un estipendio? Fue el mismo pensamiento que tuve al ver el ofertón por el auto de lujo: que tal vez podríamos o deberíamos usar esos recursos para financiar a estudiantes de medicina que hoy tienen créditos o mejorar las instalaciones de residencia en muchos de los hospitales en que trabajan o ayudar a algunas postas rurales donde se desempeñan los generales de zona.

Pero siempre puede ser peor, después de este fin de semana, sólo me queda pedirle Dr. Paris que deje de avergonzarnos públicamente y de asumir que sus postulados son los nuestros. Cuando ya creía que su conducción del Colegio no podía generar más daño, aparece una entrevista el Domingo 20 de Septiembre en el diario El Mercurio, en que dentro del contexto de la anunciada reforma al Sistema de Isapres usted señala “lo que nos preocupa como Colegio Médico, y lo digo francamente, es que las isapres no desaparezcan porque son una fuente de trabajo para los médicos”, como si fuéramos un grupo de profesionales que sólo estamos preocupados de nuestro pellejo y de mantener nuestra situación laboral. Pero no cualquier situación, sino la de las clínicas y el sector privado, y para lograr enfatizar el mensaje no suficiente con lo primero, el Dr Paris toma luego la vocería de las Isapres, no sólo destacando el rol del actual Presidente, Rafael Caviedes, quien en todos los espacios se ha mostrado en contra a cualquier transformación al sistema, sino que relevando el rol social de las Isapres tiene en el Chile de hoy.

Dr. Paris, colega, la duda que me queda, es por qué si ambos somos médicos podemos llegar a ver dos realidades tan disimiles. Tal vez para usted el hecho de que las Isapres echan a los enfermos y un sistema que se basa en tener a la población más sana posible, donde se castigan las preexistencias, a las personas mayores o las mujeres en edad fértil es parte de la libertad que nos otorga el mercado, y es parte de las reglas del juego porque dudo que no haya escuchado en el ejercicio de sus profesión sobre el tema. El centro de las Isapres está en el lucro y las utilidades, que sólo el año 2014 subió un 56% respecto al 2013, bordeando los $60.000 millones de pesos ¿ese es para usted el rol social de las isapres? ¿o tal vez se refería a la integración que realizan con las clínicas donde ellas mismas fijan los precios, y esas ganancias no es reflejado como utilidades cerrando el gran negocio de la salud? o por último, a lo mejor el rol social consiste en los más de 4.000 planes que hoy existen, dado que aumentan la posibilidad de opción de los chilenos, pero que hacen inviable para cada persona saber qué es en realidad lo que cada cual tiene.

Con todo esto, ¿sería mucho pedirle Dr. Paris salir de la defensa corporativa y pasar al gremio organizado para garantizar la salud? ¿o al menos que llame a un debate interno para que no tenga que arrogarse nuestra opinión sin fundamentos? Porque hoy más que un colegio profesional, y con ello todos los que estamos afiliados, a mi modo de ver, parecemos un reducto que busca perpetuar cierto estatus social y privilegios, donde la Salud es vista como un bien de consumo y no un derecho, y honestamente no creo que yo ni muchos de mis colegas hayamos estudiado medicina para eso, sino todo lo contrario, muchos decidimos estudiar medicina porque en ella veíamos la forma de ayuda y acompañar a otros y de garantizar que todos tengan la misma salud de calidad que se merecen simplemente por ser personas.

TAGS: Colegio Médico

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:
Sebastian Mundaca

21 de septiembre

En este Colegio yo no creo, tanto como tú, yo también siento vergüenza….perdimos el sentir de lo que es la Salud Pública porque nuestra esfera dirigencial no es parte de aquella.
Soy becario, no funcionario, recibo estipendio no sueldo, no me reconocen los turnos; sin embargo creo en lo Público, en la esencia del médico, vengo de Región para luego retornar a mi Región.

21 de septiembre

Exactamente Sebastián ese es el punto. Un abrazo.

German

21 de septiembre

y los que trabajamos 100% fuera del sistema público? Que salimos de él porque se incumplen hasta los mínimos convenios, que te tratan peor que en cualquier centro privado “porque es tu función”? El peor empleador es el Estado…yo no vuelvo más a ese sistema que te estruja y te hacen hacer dos y hasta tres turnos semanales, total te están pagando, como si fueras una prostituta. Afuera, trabajo donde quiero, cuanto quiero y como quiero. Cada uno se pone sus estándares, por supuesto más altos que los de cualquier centro público.
El tema del auto, concuerdo, es impresentable. Y las becas, creo que se daban, pero no es difícil inmaginar que se presta para uso como coimas y votos. Somos médicos, no dioses.

Sol

21 de septiembre

El sistema público y los usuarios del sistema público tampoco quieren que vuelvas, Alvaro…a pesar que tu aprendizaje en tus primeros años universitarios, cuando me imagino eras un joven con mucha vocación, lo hiciste gracias a los más humildes de este país…No queremos que tan buen médico se vuelva a sentir como una vil prostituta…

Rain

21 de septiembre

Justamente no queremos dioses. Queremos seres humanos trabajando. Como todos. Como en todo.

Juan Pedro

22 de septiembre

Señorita Sol, antes de criticar, al menos lea que el comentarista se llama German y no Alvaro

Rolando

23 de septiembre

Totalmente de acuerdo

Pablo Chávez Rojas

21 de septiembre

Hace 42 años un ex presidente de Chile, mientras se desencadenaba un golpe de estado, dirigiéndose a los ciudadanos, a las y los trabajadores de nuestra patria, dijo lo siguiente acerca de los colegios profesionales: ” Me dirijo a los profesionales de la patria, a los profesionales patriotas, a los que hace días siguieron trabajando contra la sedición, auspiciada por los colegios profesionales, colegios de clase para defender también las ventajas que una sociedad capitalista les da a unos pocos.”

Lo anterior hoy no deja de ser cierto. Es lamentable que el colegio médico siga exhibiendo una postura (de clase) en defensa de las granjerías que nos da un orden que privilegia sólo a algunos. Nuestras mentes y nuestras manos debiesen estar con las y los trabajadores y no con las empresas aseguradoras y su negocio (tampoco con las farmacéuticas y el complejo industrial que se erige a expensas de la salud de las personas).

Un saludo cordial a quién escribió la carta y a las y los trabajadores que independientemente del título trabajan para mejorar las condiciones de vida de nuestro país.

Ricardo

12 de enero

que lateros eso de “las” y “los”….¿supo usted que la RAE sacó un artículo criticando el mal uso de aquello?

Ricardo

21 de septiembre

Los médicos también son chilenos y se enferman. Y hasta un 70 % sufre trastornos sicológicos o francamente siquiátricos igual que el resto del perraje. Salvar una vida no los hace inmortales. Pero el billete dice la verdad. Y a la hora de los “quiubos”, todos saquean por igual. Con o sin delantal. Por eso, se agradece la gentileza y el sentido común de algunos “matasanos”, que sí parecen haber leído el Juramento de aquel famoso griego.

Francisco Acevedo Toro

21 de septiembre

En 1973, el Colegio Medico adhirió al Paro de Camioneros para hacer caer al Gobierno del Dr. Allende.
Aquellos que no adherimos al Paro fuimos:
-exonerados ( yo hacía mi Beca en H. Fricke)
-suspendidos del ejercicio profesional ( autoridad que poseía el CM de la época)
-denunciados al poder militar que nos emprisionó ( yo, en el Barco Lebu)
-fuimos interrogados y torturados por colegas nuestros

21 de septiembre

Me agrada harto la crítica que haces, hace muchos años que siento que la vocación por la medicina pública y comunitaria se ha dejado seducir por lo privado, por lo mismo comienzo por agradecer tus palabras y excluirte de la crítica que pienso hacer.

El colegio médico y los ministros de salud han sido hace años una tropa de mercenarios a sueldo, sobre razones inexistentes han creado una pirámide de distribución de estatus profesional carente de toda lógica y se han pasado por ahí mismo al resto de quienes trabajan con ellos.

Me hace reír tanto cuando leo que “hacer turnos nos cansa”, me gustaría saber el dato de real de médicos que permanecen en urgencia, despiertos el mismo tiempo que las enfermeras y los auxiliares, para así contrastarlo con el volumen que se va a ver televisión o dormir, junta pacientes y pide ser despertado sólo si hay 10 casos o una urgencia real. (dejo fuera a todos aquellos que se van a dormir con la auxiliar o con la enfermera).

Ciertamente podríamos llegar a aceptar que a algunos les pagan mal, pero no es lógico pensar que “a todo el sistema le pagan mal”?, con la excepción de que auxiliares y enfermeros no pueden hacer consulta durante la hora de almuerzo.

Mi viejo, muchos de tus colegas tienen contratos de 44 horas y con suerte trabajan 33, pero anda que les aleguen o descuenten…. igual que todo el resto de los que trabajan en el sistema.

Respecto a las especialidades son una burla, muy pocos siguen una vocación social, la mayoría pelea por otorrino y oftalmo…. psiquiatría para ayudar en prevención de drogas o geronto… el día del níspero.

soy psicólogo, y me enferma cuando médicos recién nacidos, me roban la P, sólo por

21 de septiembre

porque no quieren incluir una letra en el jeroglífico que escriben en la ficha.

Si me preguntas que haría yo, Salud mental I , II, III, IV y Etica I. II, III y IV, entiéndanse los ramos menos importantes de la carrera.

Debemos terminar con la PSU para ingresar a Medicina, la NEM ok, demuestra constancia, sin dudas, pero después pura vocación y compromiso.

Gracias por tu articulo y espero no ofenderte, realmente me hacía falta leer algo así.

Un abrazo Cognitivo (detesto a Freud) jajaja

Elisa Rojas

22 de septiembre

me gustó lo que escribiste Patrick, muchas veces los colegas se autovictimizan de más… Por otro lado, el hecho de cumplir el horario como corresponde también tiene sus aristas… El hecho de postular a becas que son generosas en dividendos sin hacer turnos es atractivo para muchos si solo lo hacen con ese fin, cosa que no comparto… Finalmente, te cuento que jamás he pertenecido al Colegio, por no compartir ideología y prefiero desmarcarme de sus planteamientos que pueden estar correctos o no, pero no me identifican. Saludos Patrick

21 de septiembre

Gracias por estar ahí. Eres elocuente y marcas la diferencia.
Saludos Camarada!!!

Pamela

21 de septiembre

Qué buen comentario, se agradece. No soy médica, pero soy una profesional que trabaja en el servicio público, tengo Fonasa, mis hijos van a escuela y liceo municipal, porque creo en el Estado y en su rol insustituible para velar por el buen común, a pesar de décadas de capitalismo e individualismo feroz. He sido mal atendida en el hospital por médicos insensibles, pero también he encontrado a otros como tú, que les interesa de verdad lo que le pasa a sus pacientes. Se agradece la columna de opinión.

Felipe Flores

21 de septiembre

Estimado colega: me parece una buena opinion, de la cual concuerdo en parte.
Sin embargo, la representatividad de la cual se siente avergonzado es fiel reflejo de nuestra naturaleza como gremio.
Los colegas somos (y lo digo incluyéndome) expertos en defender las cosas desde nuestros escritorios, y mas aún si se meten con nuestro metro cuadrado. Pero fuera de ese espacio nos consume la presión asistencial, el furor curandis y también nuestros propios intereses, encontrándonos comodos (mas de alguna vez) en nuestro “quinto quintil”.
Rasgamos vestiduras de lo impresentable que es ver a colegas formándose sin ser funcionarios y sólo con estipendio, pero previo a ello hemos visto a colegas peleandose entre ellos una beca (ministerial o no) o bien en la mas absoluta ignorancia de como funciona la ley médica, aceptando las condiciones que sean para formarse. Asimismo, el que exista un sistema público con las actuales condiciones laborales no ha sido mas que fruto de nuestra pasividad.
Siento, por lo tanto, que de lo que usted se avergüenza es posible de cambiar de dos formas: ya bien desde dentro (apoyando o haciendo notar a nuestros representantes lo que nos preocupa), o bien formando otro referente. En ambas, la labor es completamente activa. Y como le decia antes (incluso esperando la respuesta iracunda de algun colega), mover a un gremio tan heretogeneo y complejo es tarea dificil.

Paula Echeverria Larrain

22 de septiembre

Siempre es fácil criticar y ver la paja en el ojo ajeno, estoy de acuerdo en muchas cosas de las cosas planteadas por el colega, sin embargo no hay que desconocer que nuestro propio gremio desconoce sus leyes, no respeta sus horarios, se va del sistema porque no hay lo suficiente, nadie interesado en ayudar o “luchar” por cambiar el sistema, siguen las becas para los hijos de…. Siguen colegas trabajando por chauchas y otros para sociedades millonarias donde todos tienen un BMW como mínimo, los mas viejos se siguen cagando a los mas jóvenes quienes después harán lo mismo y así un sin fin de ejemplos que van más allá de una dirección nacional de un colegio que por lo demás siempre ha apoyado a quien lo requiere, no es su menester arreglar residencias o financiar alumnos, ningún colegio profesional hace caridad cuando le corresponde al gobierno, la gente que los conforma está por voluntad propia no obligado. En fin sentir vergüenza es poco, un BMW insignificante… HACER Y QUERER HACER MEDICINA COMO ARTE Y NO COMO UN NEGOCIO NI COMO UNA CIENCIA EXACTA Y ESTADÍSTICA, Es lo que nos falta…

Cristóbal

22 de septiembre

Estimado:

Es obligación del Estado velar por la salud pública y no de los gremios, los gremios velan por los intereses gremiales.

El estado es el que ha olvidado que su función es a las personas, pero los gobiernos utilizan las oportunidades para ganar buenos sueldos y perpetuarse en los cargos. ¿Qué más alejado de la realidad social hoy en día que el sueldo de un ministro que ganan 8 millones de pesos? ¿o de un asesor de salud de minsal que su sueldo bordea entre 6 u 5 millones? Yo creo que tres veces lo que gana el promedio de los médicos y la mayoria de los profesionales en Chile. Y sin embargo muchos salubristas quieren hoy trabajar en el minsal y ganar esos sueldos.

Cada vez que yo escucho alguien decir “por las personas” o “por los usuarios”, siempre detras me da la sensación que en verdad quieren decir “por las reelecciones” o “por mantenderme en mi cargo público”

No soy médico, soy dentista, pero eh visto estos años como con políticas reduccionistas y economicistas de los ministerios de salud con el fin justifica los medios, han ido poco a poco disminuyendo las profesiones de salud, con peor calidad de empleo, sin contrato, con inestabilidad laboral, con mayores exigencias dejando de lado la calidad, con el fin a mi parecer, de mantener el sistema de salud como una constante necesidad no satisfecha, y de paso ahorrando lo más que se pueda para las campañas presidenciales.

Oscar Toledo

22 de septiembre

Muchos médicos no tienen nada que envidiar a un delincuente juvenil. Ambos tienen un arma para intimidar y quitar el dinero en 2 min a las personas. Caras de raja que luego se quejan por la delincuencia… Por otra parte, dicen ser profesionales, pero dudo que conozcan el nombre de 10 pacientes (clientes), ya que el negocio no es que vuelvan, sino de que pase el siguiente.

Oscar Toledo

22 de septiembre

Como duele la verdad…

Cruz Montero

05 de diciembre

De acuerdo con Dr Toledo, la verdad duele. Pero sepan que esa es la verdad!

eniko nemeth

22 de septiembre

porque creen uds que el doctor Paris defiende a las isapres?
hace poco tiempo se publico la lista de las personas favorecidas con dinero de Giorgio Martelli y el doctor aparecia en ella con generoso aporte.
1 mas 1 = 2

Samuel

22 de septiembre

Que bueno saber que aún hay médicos que se la juegan por la igualdad y el derecho a la misma calidad de servicio que todos deberíamos tener. Se agradece tu columna, excelente.

Elisa

22 de septiembre

Queridos colegas estamos mal

Iba a dejar un comentario pero en verdad como decía otro colega somos críticos de escritorio . Abramos espacio para la ciencia y menos espacio para la discusión ética ????? que no lleva a ningún lado .

Mauricio Kramm

22 de septiembre

No puedo estar más de acuerdo con todo lo que se plantea en esta – aparente- carta abierta, sin embargo personajes como el “doctor” Paris, quizás refleja el grado de descomposición moral por el que atraviesa el país y sin duda el espíritu de esto que es la falta de ETICA donde personas que han podido acceder a estudios superiores y ser un aporte a la sociedad- sin mencionar que en un país tan desigual como este- se convierten en unos miserables que están preocupados de obtener beneficios de todo tipo sin importar en ningún momento los desamparados de esta sociedad que excluye a los ancianos, a los enfermos y a todo el que por diferentes motivos no están en la élite.
Ahora bien, la pregunta que me hago en este instante – no soy médico- es quien elije a estos personajes porque sin duda en un colegio médico este “doctor” no está solo , es elegido por sus pares.
No tengo una buena opinión de los médicos y en una sociedad como la chilena donde los doctores miran el reloj desde que entras a la consulta, quiere decir que este gremio o como se llame las cosas están “infectadas” por el dinero, como en toda nuestra sociedad, dinero a toda costa – en especial de los pobres- van creando seres infelices, donde se perdió el alma y donde se privilegia lo material.
Espero, que la carta de este – bien intencionado doctor- tenga efectos concretos, pero perdí la fe en las personas que han accedido a la educación superior, creo que se están formando – sin generalizar- profesionales que son unos verdaderos desalmados, y los efectos en la sociedad son concretos.

Carolina

22 de septiembre

Comparto su descontento con el discurso Y acciones del Pdte de su gremio.
Sin embargo, sigo considerando que el nivel de beneficios de su gremio esta años luz de los demas, una enormidad que sobrepasa a cualquier otro gremio no medico.

Una matrona ejerce como médico ginecologo en consultorio, atiende las urgencias, deriva, hace diagnóstico y tratamiento segun pautas ministeriales de lo mismo que ve un gine en CLC, pero con bastante más precariedad de recursos (basicamente con nada), con obesidad, poco perfume caro, delincuencia y adversidad, todo por 700.000 al mes, vive un medico con eso? Nosotros, aqui estamos.

Un anestesista en pre parto se da el lujo de ir cuando le juntan pacientes que ojala ya esten gritando, y si no va, igual van a parir sin el y con dolor, tan solo por 180-200.000 el turno, externalizados con empresas cuyos dueños son anestesistas, claro esta.

Los demas trabajadores trabajamos sin opcion a elegir cuantas horas, matas tu vida familiar, social y personal en 4to turno, sin fin, marcando huella digital al entrar y salir mientras en atencion secundaria los medicos repletan las cafeterías de blanco entre 8 y 10 am, para luego irse a las 12:30, mientras el resto seguimos drenando listas de espera y pacientes atiborrados esperando hora de especialista en listas de espera que el gobierno dice “eliminadas” mientras todos sabemos que es una real MENTIRA.

Si bien, a su colegio le hace falta una reestructuración, o una oxigenación como bien ocurrió hace poco con incorporación de jovenes a su directiva, permitame que le diga pero tambien les hace falta gramos y gramos de humildad para mirar para el lado y darse cuenta que los demas profesionales no medicos dejamos la vida de lado por los pacientes con peores condicions laborales y minimo poder de negociación en comparación al Colmed y como si fuera poco, también para dar las explicaciones, poner la cara y desgastarnos por el retraso en atenciones de urgencia, por que los medicos piden que les junten pacientes o simplemente no hay quien quiera ir a urgencia por que esta lleno y es una lata.
Pero a la hora de pedir que cedan facultades para atender y tratar pacientes de baja complejidad y que no tengan que esperar horas de horas , ahhh no, a ver, quien es el doctor aqui?

Dagoberto Molina

22 de septiembre

Simplificando

Los médicos sólo estamos adaptados al Sistema Neoliberal,instaurado a sangre y fuego en 1973

De modo que ,cada médico o sociedades de médicos sólo tratan de aprovechar las “granjerías “que este perverso sistema , facilita

Vivimos en un gran Mercado,para recordarles ,la Educación,el Agua,el Pan,la Luz,Estacionarse,Orinar,etc

Sin dudas que todos tienen razón;sin embargo en Colegio Medico no hace más que representar al gremio dentro del esquema Mercantil

No me extenderé sobre la escala de valores humanas; pero esta está vilipendiada desde el gobierno hacia abajo,si no no existiría una Soquimich y sus secuaces.

Si vamos a las raíces del tema;puedo afirmar que es todo un país involucrado en continuar con esta inercia ;hasta que no decidamos constituirnos en una SOLA VOZ

Estoy de acuerdo con que el cambio siendo individual nos pertenece;pero,básicamente nuestra condición gregaria nos debe hacer pensar profundamente,en una nueva sociedad humana,en cuidar el planeta,la vida que este alberga,de lo cual somos responsables

En una palabra,se debe cambiar la idea de lucrar ,por la de servir y para ello hay que revolucionar el basamento Económico,Politico ,Social y Moral de toda la estructura;porque esta,la actual huele a descomposición

Dagoberto Molina Chávez

Concepcion

23 de septiembre

El problema amigo Alberto, es que somos gran parte los médicos los que estamos en otra, migrando de los hospitales públicos donde forjamos nuestra profesión al privado por lucas, que son muy superiores.
Cuando recientemente asistí a una asamblea citada por el colegio médico, coloque el tema de la despreocupación que existía respecto a defender la salud pública, lo que recibí de mis colegas asistentes (colegiados y no colegiados) fue una indiferencia absoluta. Haciendo clases en una Universidad a estudiantes de medicina pregunte: quién estudia por vocación?, solo 3 levantaron su mano, por dinero?, los otros 105.
El Sábado viajo junto a un grupo organizado por el colegio médico a Illapel, a colocar manos para ayudar a los damnificados por el terremoto.
Creo no es bueno generalizar ni individualizar un problema que arrastramos los médicos desde mucho antes de ser colegiados (yo no lo soy en todo caso).

Marcela Gonzalez

24 de septiembre

Hola ojala hubieran mas personas como tu en este mundo, seriamos todos un poco mas felices, sin pisotear la dignidad del projimo felicitaciones inventa un virus, con el cual tengamos una pandemia y no exista cura para que este mundo sea un poco mas equitativo

24 de septiembre

ACERCA DEL TEMA DE ACUERDO CON PABLO Y DAGOBERTO QUE EXPONEN LO QUE ARGUMENTAN DESGRACIADAMENTE ALGUNOS COLEGIOS PROFESIONALES NO ESTÁN A LA ALTURA DE LA JUSTICIA EN SUS QUEHACERES….

Mauricio Ramos

24 de septiembre

No puedo estar más de acuerdo con las críticas hacia el Sr. Paris.

Gaby Méndez

22 de diciembre

No me extraña la indolencia del Colegio Médico, pero celebro que un médico sea capaz de reconocer, decir e indignarse con estas prácticas de país primermundista. ¿Pero qué nos pasa, qué le pasa a este país que no fue capaz de volver a ser solidario y se engolosinó con el neoliberalismo, con querer participar en el exitismo y la danza de millones pensando que el fin justifica los medios?

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Nuevo

Quizás si la primigenia conjunción de mestizos solariegos españoles y pueblo mapuches, allá en el siglo XVII en el espacio físico y cultural del Biobío Maulino, represente una de las primeras expresio ...
+VER MÁS
#Política

La sociedad comunitaria de derechos comunes. Utopía para el presente

En la actualidad, con las nuevas técnicas de administración, publicidad y manejo de datos, que crecen exponencialmente, en cuatro años se puede hacer tanto daño, (o tanto bien, según sea el propósito) ...
+VER MÁS
#Política

Lo que el Frente Amplio no ve, y otros tampoco

La falta de votantes es un efecto más de la despolitización neoliberal que se impuso durante 17 años y que sin duda transformó a la sociedad chilena. Y ante esa situación hemos escondido la cabeza. Los ...
+VER MÁS
#Política

Aprendiendo de una vez por todas a ser ciudadanos

Pasamos muchas situaciones difíciles como toda urgencia pública. Pero no volví a sentir que alguien se moría frente a mí, sin poder hacer nada porque a otros les importan más las fotos y los titulares.
+VER MÁS
#Política

Diciembre 2013: Hospital inaugurado sin recursos. Gracias por nada

Popular

Los candidatos y sus equipos tienen la responsabilidad de enunciar Programas que permitan pasar a un escalón o piso superior de desarrollo nacional, como lo está haciendo China, Corea, Singapur
+VER MÁS
#Política

¿Votar por personas, consigna, imágenes o Programas de Gobierno?

Una acción clara para hacer realidad esto, es la creación de una Empresa Nacional del Litio, que quizás no va a ser competitiva al comienzo de su ciclo de vida, pero puede volverse competitiva con el tie ...
+VER MÁS
#Energía

Litio, la última oportunidad

Piñera tuvo la falta de ética de designar como director de Gendarmería de Chile a Iván Andrusco, quien fuera miembro de los aparatos represivos de la dictadura en un organismo conocido como la Dicomcar ...
+VER MÁS
#Política

La lista de la desvergüenza de Piñera: Derechos Humanos y Codelco

La eclosión de este nuevo candidato metamorfoseado producto final de su desesperación por llegar al poder, más que ser admirable o asombroso, lo ha transformado en el hazmerreír induciendo en él compo ...
+VER MÁS
#Política

Piñera metamorfoseado por Kafka