#Salud

¿Cómo sanar al Hospital Clínico de la Universidad de Chile?

9 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

En síntesis, desde el interior de la universidad debe generarse un proyecto, con participación democrática, integrando a la comunidad, que contemple una estrategia para que el Hospital Clínico de la Universidad de Chile pueda reincorporarse a la red pública de salud.

Hace algunas semanas, en este mismo sito, Matias Goyenechea, representante de “Salud un Derecho” describió la compleja situación por la que atraviesa hoy el Hospital Clínico de la Universidad de Chile (HCUCH).

El diagnóstico que realiza es acertado: el hospital atraviesa una crisis financiera desde hace años, y todas las últimas administraciones apuntan a la misma estrategia errada: mejorar sus condiciones de competitividad en el mercado de la salud privada. Errada porque, además de ir en dirección contraria de lo que debiese hacer un hospital que pertenece a una universidad pública, las  mismas condiciones intrínsecas del HCUCH – así como las características del mercado de la salud, en que clínicas e isapres pertenecen a los mismos holdings – impiden que esta estrategia sea rentable.

Frente a este dramático diagnóstico, la pregunta que debemos hacernos salta a la vista: ¿cuál es el tratamiento más adecuado?

En la inmediatez es urgente subsanar el déficit crónico de recursos. Se necesitan dineros frescos que ascienden a más de 10.500 millones de pesos para poder enfrentar el proceso de acreditación en 2013. Sin esos recursos, el hospital enfrentará un difícil escenario, ya que no podría ser centro para resolución de patologías GES (ex Auge), actualmente una de sus principales fuentes de pacientes y, por consiguiente, recursos.

La universidad debe generar un crédito que permita al hospital clínico enfrentar el desafío de la acreditación, pero eso sólo resuelve lo urgente.

Estos recursos deben ser condicionados a que se detengan los despidos de funcionarios, así como otras medidas destinadas a reducir las horas de docencia e investigación, como lamentablemente plantea el plan de la dirección del hospital clínico. Tampoco deben obtenerse de la venta de activos de la universidad, a menos que impliquen más gastos que ingresos y que no se condigan con la misión del hospital, como son los casos de los centros médicos de Vivaceta y Macul. Como describe Goyenechea en su columna, es necesario cambiar el enfoque del plan expuesto, dado que implica un avance en la privatización y en la pérdida de rol público de la institución.

Es importante también que los recursos que se entreguen estén en constante supervisión de una comisión triestamental ad hoc de la Universidad de Chile, para que exista mayor fiscalización por parte de su comunidad universitaria.

En el mediano plazo, se deben generar propuestas de integración con la red pública de salud, inicialmente mediante convenios en las áreas de mayor expertise que permitan generar un flujo de pacientes y recursos desde el sector público.

Pensar en una estrategia a largo plazo requiere generar una discusión con toda la comunidad sobre el rol del hospital, que sobrepase los límites de la universidad e incluya a los usuarios de la red pública de la zona norte de Santiago. Cualquier plan que involucre reincorporar el hospital a la red pública requiere no sólo del compromiso de nuestra casa de estudios, tanto de sus autoridades, como del resto de la comunidad universitaria, sino que también de un compromiso activo de los usuarios, que reclaman un hospital que en teoría les debiese pertenecer. En este sentido, ya se han generado ciertos avances concretos, y se ha incorporado a estos sectores a las discusiones sobre la crisis actual del HCUCH.

Las autoridades de la universidad deben dejar de lado las posturas corporativistas: el hospital no sólo es de la universidad, pues como institución pública que somos, nuestro hospital también debiese serlo, no sólo en su misión institucional, sino en la práctica cotidiana, atendiendo a la población de Fonasa, como el resto de los hospitales de la red. Sino su misión y rol no es más que letra muerta.

Como comunidad Universitaria debemos abogar para que esta sea la postura de nuestras autoridades, que actualmente sólo se acuerdan del HCUCH a la hora de las elecciones de rector, sin una mirada estratégica que vaya más allá de los cuoteos políticos al designar una administración.

Se entiende que una integración completa del “Jota” a la red pública implica propiciar una serie de reformas tanto en el hospital, como en el mismo sector público, dado que hoy los aranceles que paga Fonasa no se ajustan a los costos reales de cada atención de salud. Esto requiere voluntad política de la autoridad sanitaria, dado que integrarlo en las actuales circunstancias implica ahorcarlo financieramente, lo que sería un despropósito.

En síntesis, desde el interior de la universidad debe generarse un proyecto, con participación democrática, integrando a la comunidad, que contemple una estrategia para que el HCUCH pueda reincorporarse a la red. Si queremos una universidad pública que enfrente los desafíos del siglo XXI de cara a la sociedad, que contribuya al desarrollo del país, poniendo el conocimiento al servicio de las grandes mayorías, debemos encaminar también a nuestro hospital en la misma dirección, de otra forma, su pronóstico es reservado.

—-

Fuente de fotografía

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:
cote gaona

29 de octubre

que bueno que se esté pensando en una forma para subsanar la crisis, entendiendo que el jota es casi una de las únicas opciones que tiene la clase media para obtener un servicio de salud de calidad y acorde a sus posibilidades de pago. Sin embargo, hay muchas trabas de carácter político ya que sabemos que el actual gobierno y los anteriores han apostado por el sistema privatizador de la salud pública.

Antonio Maldonado

29 de octubre

Gran columna, es esencial que la Universidad de Chile se haga cargo no solo de adecuarse al sistema educacional y de salud que está imperando, sino ser capaz de marcar la pauta en torno a como construir un sistema público en educación y salud. De eso nos ha faltado mucho .

Me di cuenta que eres candidato a la Fech, te deseo lo mejor en tu proyecto!

cesar andres romero toro

31 de octubre

soy paciente del hospital clinico u. de chile y mi familia tambien, creo que los precios del hospital son igual o mas caros que muchas clinicas privadas de santiago en la modalidad de atencion por ISAPRE, creo que este centro de salud es de calidad y uno de los mejores del pais y america latina, eso lo indican varias revistas cientificas internacionales, es importante y urgente lograr la acreditacion en salud, y la universidad debe destinar rapidamente los recursos financieros necesarios para lograr este objetivo lo antes posible, tambien es importante eliminar los errores cometidos, por parte de la direccion y los funcionarios que aveces no hacen su trabajo como corresponde, creo que hay que cuidad a los doctores del hospital, son de gran calidad y que no emigren por los problemas, creo que el hospital debe seguir creciendo y seria un error ideologico tremendo someterlo a la red de salud publica, el gobierno no inyecta recursos, gestiona mal, los politicos no se ponen de acuerdo y el hospital no puede perder su imagen y calidad reconocida historicamente

01 de noviembre

No existe la forma en que el HCUCh pueda competir dentro del sistema privado, así lo ha demostrado el nivel de endeudamiento y deficit presupuestario que arrastra historicamente, justo desde que deja de pertenecer a la Red Pública. Matías Goyenechea se explaya sobre esto en ese articulo: http://elquintopoder.cl/salud/hospital-clinico-de-la-u-de-chile-aporte-a-la-comunidad-o-negocio/

La discusion en torno hacia el quehacer con el HCUCh requiere un dialogo amplio entre diferentes sectores, nuestra llamada es que las medidas que se tomen a futuro se extraigan de este dialogo entre diferentes actores intra y extra universitarios.

GONZALO PEREIRA RETAMALES

31 de octubre

Gestionar en forma adecuada el Hospital Clínico es posible, pero la administración actual insiste en un modelo que no es rentable económicamente. El Hospital hace años que no crece y sólo se ha administrado mal lo que se había logrado previamente. Con la finalidad de ahorrar recursos han decidido limitar la capacitación, pretenden disminuir los salarios de algunos profesionales y dejan emigrar profesionales expertos a otras instituciones que ganan mano de obra especializada.

César Romero

04 de noviembre

El estado (gobierno) debe destinar mayores recursos para la Universidad de chile, y la universidad, mejorar considerablemente el presupuesto para el hospital clinico., y tambien creo que el hospital tiene que ser un centro que compita en el mercado de la salud, es un gran hospital, existen medicos de primer nivel, creo que hay que mejorar la gestion administrativa del hospital, tambien mejorar algunas problemas de equipamiento, infraestructura hospitalaria, servicios higenicos y de aseo, tambien siento que la acreditacion en salud es un ¨deber. para el hospital, por que representa a la mejor facultad de medicina del pais, y principal campo clinico-asistencial, creo que pertenecer a la red de salud publica es un grave error, que no se puede permitir, este hospital debe ser parte de la universidad y seguir con sus prestaciones de salud a pacientes de isapre, fonasa, convenios y particulares, tambien creo que la acreditacion es buena para el hospital y espero que la direccion del hospital este trabajando para tener los recursos necesarios para invertir en mejoras para el hospital y logar la acreditacion por el bien de chile y sus pacientes.

Javier

01 de febrero

Este señor Gonzalo Antonucci participó en un grupo que atacó cobardamente y de forma brutal a una mujer de edad. Te juro que este crimen no quedará impune.

mauricio venegas

01 de agosto

el problema del hcuch va mucho mas alla de su geografia y de la U. Con el pobre 14 % de financiamiento estatal a esta gran “Universidad publica”, dificilmente puede ayudar al hcuch, por lo que actualmente éste se ve obligado a autofinanciarse en un 95 %. Los aportes estatales a la U son claramente deficientes,lo que sin duda afecta al Jota. El hcuch ha sido y sigue siendo el principal centro formador de Especialistas del pais, pero esto se debe a la buena voluntad de sus profesionales ya que se invierte tiempo en docencia, perdiendo la pisibiludad de aumentar la asistencia, haciendo mas rentable la institución. Actualmente, Chile tiene un fuerte deficit de especialistas médicos y el gobierno optó por traer medicos extranjeros en vez de potenciar lis centros formadores existentes. Insisto en que la solucion pasa por un aumento del financiamiento estatal a la U y éste a su vez al hcuch

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Nuevo

La verdad muchas veces puede ser dura y difícil de enfrentar, porque devela lo que somos y no la máscara de lo que queremos creer que somos, pero es indudable que nada puede ser más revelador que ir por ...
+VER MÁS
#Política

El poder de la verdad

Ante estos trágicos datos creo que es una prioridad nacional repensar la calidad de la democracia y los mecanismos de participación más allá del voto.
+VER MÁS
#Educación

Ganó la no participación: ¿Baja calidad de la democracia en Chile?

Chile hoy comienza a debatir ideas y sueños que son más transversales de lo que parecen, y a la hora de votar esa oferta también los electores han comenzado a fijar la atención en quien podría hacerl ...
+VER MÁS
#Ciudadanía

Después de la elección ¿existen las derechas e izquierdas?

El futuro gobierno del Presidente Piñera tiene que dar confianza y esperanza a la ciudadanía, porque Chile es de todos y se construye con todos y para todos.
+VER MÁS
#Política

Tiempos mejores para todos y con todos

Popular

Una acción clara para hacer realidad esto, es la creación de una Empresa Nacional del Litio, que quizás no va a ser competitiva al comienzo de su ciclo de vida, pero puede volverse competitiva con el tie ...
+VER MÁS
#Energía

Litio, la última oportunidad

La eclosión de este nuevo candidato metamorfoseado producto final de su desesperación por llegar al poder, más que ser admirable o asombroso, lo ha transformado en el hazmerreír induciendo en él compo ...
+VER MÁS
#Política

Piñera metamorfoseado por Kafka

En la actualidad, con las nuevas técnicas de administración, publicidad y manejo de datos, que crecen exponencialmente, en cuatro años se puede hacer tanto daño, (o tanto bien, según sea el propósito) ...
+VER MÁS
#Política

Lo que el Frente Amplio no ve, y otros tampoco

Piñera tuvo la falta de ética de designar como director de Gendarmería de Chile a Iván Andrusco, quien fuera miembro de los aparatos represivos de la dictadura en un organismo conocido como la Dicomcar ...
+VER MÁS
#Política

La lista de la desvergüenza de Piñera: Derechos Humanos y Codelco