#Política

¿Qué esperan los radicales y Marcel Claude para sentarse a dialogar?

46 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Como buenos bomberos que son, los radicales son expertos en apagar incendios cuando el fuego de las pasiones se sale de control. Y bien le haría contar con estas cisternas de aguas frescas a Marcel desde la Moneda, de presentarse las cosas algo más “ardientes” de lo planeadas.

Este año 2013 no solamente será un año decisivo a nivel electoral: será también el año del ”rebaraje” de poder político entre partidos y movimientos sociales más radical del que se tenga noticia en la historia chilena reciente.

En el siempre politizado Chile, todo parece indicar que la derecha se encuentra desahuciada: la UDI está inevitablemente condenada a convertirse en un fantasma o a quedar muda frente a estos cambios, en el mejor de los casos. RN no se salva del abismo en este sentido: estará obligada a pactar con el ala más derechista de Nueva Mayoría – que es la DC – para no sufrir similar condena que hoy aqueja a sus “socios” de la dividida Alianza.

En la otra vereda de la Gran Avenida Binominal en remodelación, la ex Concertación ha apostado todas sus fichas en el liderazgo carismático matriarcal de Michelle Bachelet, y a absorber – con no poco riesgo e incertidumbre – el poderío de calle que históricamente ofrece el PC. Entretanto,  PPD y PS estarán obligados a realizar un saneamiento total de sus controvertidas y poco queridas figuras rimbombantes, para seguir siendo los motores centrales de ese elefantiásico conglomerado.

¿Y el PRSD, qué? Creemos que la actual situación de los radicales socialdemócratas es clave no sólo para entender esta nueva configuración política inminente post-elecciones, sino vital para justificar su existencia, al contribuir de forma decisiva al éxito de la candidatura (y posible gobierno) de Marcel Claude. A continuación explicamos las razones de esta aparentemente inconexa asociación.

El PRSD es el heredero natural del Radicalismo, la única corriente política verdaderamente autóctona que ha tenido Chile en su historia. Los radicales – quienes tuvieron tres gobiernos consecutivos en la década de los ’50 del siglo pasado – cuentan con un reconocido pasado de lucha por el progreso social, compromiso estatal de desarrollo económico y defensa de los intereses políticos de la clase media. Ya desde mediados del siglo XIX, los radicales han abogado siempre por disminuir el poder presidencial; descentralizar administrativamente del país; ampliar la discusión sobre libertad electoral y reformas constitucionales; y lo que más está en boga hoy, una enseñanza pública, laica y gratuita para todos los chilenos.

Este convencimiento de una educación justa y extensiva estuvo siempre presente en el ideario radical, desde las sólidas intervenciones parlamentarias de Enrique Mac-Iver a propósito de la Ley de Instrucción Primaria Obligatoria a comienzos del siglo XX. Algunas décadas después, su primer Presidente Pedro Aguirre Cerda utilizaba como eslogan de campaña “Gobernar es Educar”, refrendado en su magistral discurso del 21 de mayo de 1939.

Es este espíritu educador el que ha sido recogido en nuestros días no sólo por José Antonio Gómez en primarias, sino también por el independiente Marcel Claude en lo que queda de carrera presidencial. Este último ha recobrado de forma explícita las palabras de P.A.C. al respecto, prometiendo básicamente lo que los radicales vienen ofreciendo hace más de siglo y medio.

Durante los gobiernos radicales se creó además la CORFO, una sólida instancia de apoyo al emprendimiento, innovación y competitividad de las PYMES que existe hasta nuestros días. En un Chile donde los técnicos están alcanzando en salarios y oportunidades laborales a los profesionales universitarios, la CORFO sigue siendo una herramienta fundamental de ascenso social y éxito profesional de la clase media en su conjunto.

Tomando en consideración todo lo anterior, si hay algo que no se le puede achacar al Radicalismo es de ser inconsecuente con sus planteamientos históricos. Es más, nos atrevemos a decir que el PRSD debe ser uno de los pocos – sino el único partido político chileno actual – que no causa resquemores ni odiosidades en la ciudadanía. Pero se encuentra sometido a una cierta indecisión, evidente falta de recambio generacional, y – digámoslo con todas sus letras – una notable ausencia de valentía a la hora de posicionarse como un referente político trascendente y necesario.

Se hace evidente así que los radicales están “puro leseando” dentro de la supuesta Nueva Mayoría. Efectivamente, los radicales se han vuelto en extremo ingenuos, timoratos y desorientados, transformándose en el “mocito del café” de de la actual oposición. Toda vez que se han ido Anselmo Sule, Benjamín Teplizky y Enrique Silva Cimma a mejor vida, el PRSD no ha sabido reclamar con firmeza el espacio que le corresponde durante las últimas décadas.

El bullying de Camilo Escalona a J.A. Gómez en la elección pasada a vista y paciencia de la ciudadanía, así como el vergonzoso vía crucis que tuvo que experimentar Patricio Tombolini, son dos claras muestras de lo anterior. De los muchos escándalos de corrupción y tráfico de influencias en democracia, uno de los más bullados fue el del actual vicepresidente del PRSD: si bien éste fue posteriormente absuelto de los cargos por el “Caso Coimas”, su nombre e imagen quedaron para siempre asociados al recuerdo de la corrupción en democracia. Nadie en la Concertación salió a “prestarle ropa”, evidenciando de que se hace y deshace con el PRSD como si fuera un muñeco de trapo.

¿Quién puede realmente creer que la inclusión del PC en Nueva Mayoría mejorará la situación de los radicales? Desde siempre el PC ha utilizado al resentimiento como herramienta política para atacar a sus eternos adversarios, y es difícil que hayan olvidado la “vuelta de chaqueta” del último Presidente radical Gabriel González Videla, quien en 1948 instauró la “Ley Maldita” que los proscribió como partido. El PRSD claramente debe salirse de esta fiesta en la que es “convidado de piedra”.

Traigamos ahora al ruedo a Marcel Claude. Su inclusión dentro de esta columna nace a propósito de una situación irónica: nos referimos a su molestia evidente a la hora de ser tildado de “radical” por un insípido y siniestro panelista televisivo hace unos meses atrás.

Creemos que Claude, lejos de ofuscarse por ser tildado de “radical”, debería sentirse orgulloso de aquello.

Cuando se le tilda de “radical”, se ata a Claude a un pasado glorioso (pero trunco) de la historia de este país. Siendo “radical” en el sentido más amplio del término, Claude tiene una posibilidad real de convocar al PRSD a su movimiento de #TodosJuntosALaMoneda; ganarle un importante “gallito” a la Nueva Mayoría; y hacerse de un aliado partidista sólido, infinitamente más poderoso en términos históricos que el Partido Humanista o la Izquierda Unida a la hora de entablar acuerdos con su futura oposición.

Teniendo en consideración que los ideales programáticos de Claude y el PRSD son muy parecidos – i.e. Asamblea Constituyente; educación pública, gratuita y de calidad; nuevo sistema laboral; e integración latinoamericana en RR.II. – el trasfondo histórico del Radicalismo bien le aportaría a Claude bases concretas de comunión con ese pasado desarrollista de Chile, sin “casarse” con ideologías revisionistas que aún llaman a las clases sociales a luchar entre sí.

Ambos movimientos son altamente compatibles en su llamado al empoderamiento político de la clase media, de forma revolucionaria. Pero a diferencia de lo que aboga históricamente el PC, esta revolución no se trata de lucha entre “ricos versus pobres”, sino del ascenso político definitivo de la clase media, no importando si vive en Maipú, La Florida, Ñuñoa, Providencia, Puerto Montt o Iquique.

Marcel Claude con su ímpetu, voluntad reformista y enorme apoyo popular de los jóvenes, perfectamente puede sacar de la UCI a un PRSD gerontocrático, timorato y con baja autoestima. Y el PRSD, con su enorme historia y reconocido linaje político, bien puede dotar al movimiento de Claude de los mecanismos políticos suficientes para llevar a cabo su radical reforma al injusto Chile en que vivimos.

En una columna anterior afirmábamos que el vicio fundamental en el que incurre Marcel Claude a la hora de posicionarse como sólido candidato para gobernar de forma eficiente el país, es el carecer de un mecanismo efectivo de negociación. Pues bien, el PRSD cuenta con todas las condiciones históricas, materiales y de contenido discursivo para suplir esa falta de plataforma partidaria tradicional que Claude adolece, a la hora de enfrentar al empresariado y al resto de los partidos que serán oposición en su eventual gobierno.
Como buenos bomberos que son, los radicales son expertos en apagar incendios cuando el fuego de las pasiones se sale de control. Y bien le haría contar con estas cisternas de aguas frescas a Marcel desde la Moneda, de presentarse las cosas algo más “ardientes” de lo planeadas.

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:

24 de julio

Fe de erratas: en la columna se manifiesta lo siguiente: “(los radicales) tuvieron tres gobiernos consecutivos en la década de los ’50 del siglo pasado”. Los gobiernos radicales se extendieron por 3 décadas: entre 1938 y 1952.

Eduardo

24 de julio

El de gonzalez videla es como para repetirlo. Por eso es para Claude, los debe estar considerando

26 de julio

Primero que nada Marcel Claude no es independiente, para ser presentado por el partido debe haber firmado por lo tanto es el candidato del PARTIDO HUMANISTA, los radicales no se acercarán a un partido que se ha paseado en diferentes coaliciones buscando la mejor oportunidad. EL PARTIDO HUMANISTA APOYÓ A LA CONCERTACIÓN AL JUNTOS PODEMOS Y LO PEOR QUE HIZO AL PERDER SUS PRIMARIAS CON ARRATE LO TRAICIONÓ POR EL PRO.
Por lo que del candidato ¿qué se podría esperar?
Además Marcel Claude sabe que está engañando por ambición al poder primero que nada la ASAMBLEA CONSTITUYENTE requiere de un trabajo y no de una elección.
La mayor cantidad de agrupaciones sociales y sindicales están trabajando hace 7 años por el Movimiento Asamblea Constituyente que fue motivo de la presentación del PROYECTO CUARTA URNA eso es un trabajo “Y NO UN TE OFREZCO PORQUE QUIERO SER PRESIDENTE A COMO DÉ LUGAR”
No volveré por estos lados así que si quieres contestar a espaldas mias bueno allá ustedes
Lo que dije sie es verdad. Saludos

Nachita

24 de julio

Basicamente, Claude y los “Claudistas” se dedicaron a ningunear al PR y a Gómez durante las primarias, con una actitud bastante miradora en menos por parte del candidato humanista. Corre la misma lógica del Bullying con Escalona…

El PR debiera encabezar un proceso similar al vivido con el Frente Popular, todos sabemos que “La Nueva Mayoria” es un bloof más de la Concerta

24 de julio

Gracias Nachita por tu comentario. Estoy de acuerdo contigo en gran parte de lo que expones. Por razones de espacio no me explayé sobre el Frente Popular, pero siempre lo tuve considerado.

La situación del PRSD hoy es clave: o muere acuchillado por varios flancos como Julio César por sus partidos “aliados”, o da un golpe de timón poderoso y se re-encarna en su espíritu primigenio apoyando a Claude.

Estoy seguro que de estar vivos, Enrique Mac-Iver, Manuel Antonio Matta, Pedro León Gallo y varios otros próceres ilustres del radicalismo chileno estarían orgullosos y apoyarían tal decisión.

Saludos!

Alejandro

24 de julio

Creo que a muchos radicales nos cuesta creerle a Marcel Claude, por mucho que él sea el candidato que mas nos pueda representar en lo programático, el grupo que lo envuelve se compone a su vez de una gran “masa crítica”(muchos así se auto denominan), que en realidad como “masa”, es extremadamente irracional, hace un tiempo un amigo en modo de broma acuño el termino “claudbelivers” para referirse a esas personas, son las mismas que justamente como escribió “NACHITA” , se dedicaron a tirar patás y combos pa todos lados sin sacar nada productivo, muy por el contrario haciendo un favor a todos quienes nos quieren dividir como clases bajas y medias.
Otra cosa que me molesta profundamente, es que hay una generación “revolucionaria” que se dedica a criticar a los economistas(sin color), sin embargo, aparece marcel claude un economista de izquierda y todos se suben al carro a apoyarlo, así como su campaña, es como si creyesen que él por ser de izquierda es un santo, o alguien que no se equivoca, pero lamentablemente no es así.
Creo que para ser presidente hay que ser político y no sirve de nada gobernar a 15.000.000 si le vas a estar tirando palos a 10.000.000(directa e indirectamente).

Por mucho que voté por Gómez, aún me cuestiono si debo anular en estas elecciones.

24 de julio

Estimado Alejandro: gracias por tu comentario.

Concuerdo plenamente contigo en lo siguiente: Claude está convocando inconscientemente a muchos “termocéfalos”, intransigentes e ignorantes de la historia de Chile (gente sin memoria histórica, pero con la piedra en la mano) a seguirlo.

En la respuesta de Claude a la Carta Abierta que le manifesté hace unos meses, se comprometió a que no busca ser seguido por “masas acríticas”… sin embargo, muchos de sus seguidores son justamente eso.

Claude debe entender que el momento de la denuncia y la indignación ya pasó. Se viene el 2do nivel del juego, mucho más complicado que el anterior. Y ahora realmente se verá qué tan capaz es Claude de ser Presidente: su talento político comienza a verse HOY.

Saludos!

24 de julio

Alberto, los radicales sabemos que es lo que piensa Claude de nosotros, a pesar de que tu artículo nos “deja bien”, no podemos desconocer lo que ha dicho el candidato en otros momentos. Como escalona y muchos otros, nos ha ninguneado en varias oportunidades o si no pregúntale a gente del mundo universitario radical, al mismo tiempo los “claudebelivers” lo hacen cada vez que pueden(es decir, las pocas veces que salimos al baile xD).
No concuerdo contigo cuando te refieres a que su talento político comienza a verse ahora, como tu señalaste, él no busca hacerse de la “masa acrítica”, sin embargo para allá fue y ese es su gran “piso”, por lo que me demuestra que tanto talento no tiene, o bien él te(en realidad es un nos) mintió descaradamente.

saludos!

24 de julio

Estimado Alejandro, gracias por tu comentario.

Te soy franco, no estoy 100% al tanto de las declaraciones de Claude con respecto al PRSD. Pero eres ya la segunda persona que comenta que Claude los ninguneó y se los “echó al bolsillo”.

De ser así, Claude está actuando con los radicales de la misma forma como lo han hecho los partidos de la Concertación. Y sin intención de justificarlo, creo que lo hizo en parte por ímpetu algo desbocado, metiendo a todos “dentro del saco”. Gran parte de esa responsabilidad ciertamente le cabe al PRSD, por timorato y apocado. Los radicales no han sabido desmarcarse con valentía de los codazos y patadas en las canillas de los mencheviques de Nueva Mayoría.

Respecto a los “claudebelievers”, son justamente estos individuos los que me causan resquemor a la hora de efectivamente votar por Claude. De salir Claude presidente y no poder llevar a cabo todo lo que promete, por falta de tacto político y capacidad de negociación, estos rufianes se irán en su contra ciertamente, de la misma forma que los chilenos bipolares un día te apoyan, y al otro te chaquetean.

Me pregunto ahora: DÓNDE ESTÁ LA JUVENTUD RADICAL? Sé que existe, pero para mí son tan raros de ver como un pudú o un huemul. A moverse gente, demuéstrenle a Chile que no son un partido de viejos decrépitos y estatuas empolvadas!

Saludos!

24 de julio

De hecho, coincidimos en que esa responsabilidad le cabe al PR, sin embargo un candidato a presidente que busca el “2do nivel” no puede hablar así nunca, porque le sucederá lo mismo que a muchos(se terminan mordiendo la cola).

El año 2011 el Partido Radical tuvo su convención nacional, ahí los jóvenes radicales luchamos porque nos fuésemos de la concertación, pero fracasamos. (dato rosa, se voto que ya no nos llamamos PRSD, volvimos a ser “Partido Radical de Chile”)

Respecto a la Juventud, te puedo decir que hemos ido creciendo, en general el que se mete al partido radical no se va nunca, sin embargo en comparación con otros partidos(donde entran 40 y se quedan 4) para nosotros es sumamente complejo, ya que nuestra ideología no es de mucho arrastre en estos tiempos, porque finalmente es un bastión de la modernidad, en su mayoría lo “made in Chile” también fracasó y se desplazó por elementos que vienen desde Europa o EEUU.

El radicalismo está lejos de ser una moda, por lo mismo para saber de él hay que estudiar, no basta con ver la TV, esa es una razón por la cual no nos vemos… no sabemos nada de marketing. xD

24 de julio

Bastante raro eso de que Marcel ninguneó al Partido Radical, me considero seguidor de este movimiento y prácticamente no me he perdido intervención de Claude, de hecho cuando le tocó analizar los debates de las primarias se refirió de muy buena forma a Gómez, comentando que el representaba la prehistoria, el origen, la esencia misma de la concertación de antaño, esa que todos valoramos, en la que incluso el Mismo Marcel formó parte.

Yo mismo como seguidor, nunca insulté a Gómez, como muchos de mis TL de twitter comentábamos que el PR no tenía nada que estar haciendo en la Nueva Mayoría y eran ellos los que se dedicaron a ningunearnos a nosotros, como también a Claude.

Es cosa de leer acá mismo algunos que nos tachan de “claudbelivers”, “termocéfalos”, “intransigentes” e “ignorantes”, lo contradictorio es que esta candidatura nace en las universidades apoyado por estudiantes Universitarios, yo mismo, como funcionario de la U. de Chile y ex estudiante universitario, me tocó ver el gran apoyo que tiene este candidato en Beauchef entre estudiantes de todos los niveles, personas que no son precisamente son “termocéfalos”, además es obvio que siempre habrán “termocéfalos” en todos los colores, pero en esta candidatura abundan más los autocríticos, ya que somos muchos que gracias a esa autocrítica dejamos de apoyar a la Concerta y ahora apoyamos el proyecto que encarna Marcel.

Saludos.

26 de julio

Estimado Enrique:

Voy a concederte que no me he explayado lo suficiente respecto a quién tomo por “termocéfalos”. Tienes mucha razón cuando dices que esos energúmenos tienden a colarse en cuanto movimiento político exista en el mundo entero. No hay agrupación humana con ideales de futuro que no tenga que sortear la participación destructiva de aquellos “calentones” que amenazan, chaquetean, y echan a perder todo lo bueno que los convencidos y críticos quieren construir.

Nunca fue mi intención declarar que TODOS los que apoyan a Claude son “termocéfalos”, pero de que hay varios rondando y dándole un mal nombre, en las mismas redes sociales que se mueve Claude, los hay.

Es más, me preocupan también los que doy por llamar “Like people”: gente que se casa inmediatamente con un partido, equipo o líder de forma acrítica, como si fuera un gusto o interés de Facebook, y no se detienen en lo más mínimo en sentarse a meditar sobre lo que están apoyando. Ponles un poco de pólvora en el seso y se convierten en “termocéfalos”.

Con el particular y necesario estilo que lo caracteriza, Claude invita inconscientemente a que lo imiten en su vehemencia y autoridad gente que no tiene ni sus conocimientos ni convicciones: no hay nada más molesto, finalmente, que ovejas que pretenden “hablar” berreando incoherencias para parecerse a su pastor.

Es misión fundamental de Claude y la gente realmente comprometida, consciente e inteligente que lo sigue y apoya no dejar que esas ovejitas se apropien de tan trascendente movimiento social-político del Chile actual.

Saludos

24 de julio

Onetto debería declararse claudista… (¿obsesión, según Navia?).

El PRSD está a gusto en una coalición que lo subsidia. Con ese marco, justifica su situación legal en el servel, y por supuesto, no pone en riesgo su propia existencia.

Las ideologías en el alero concertacionista importan cero porque hoy, desde que se pactó esta transición entre la élite concerta y los milicos (impunidad por cobre) lo que es de verdad vital para ellos es saber cómo subsisten en un ambiente institucional ilegal en el cual ellos están bien protegidos. Los partidos de la concertación son los custodios del modelo neoliberal. A lo que se abocarán es saber cómo no tocan este modelo pero generan a la “chusma” más asistencias y becas.

Lo que hizo Gómez en las primarias, y me perdonarán los eruditos en ciencia política, Kramer, el imitador, interpretó de manera magistral lo que Gómez estaba haciendo, y desnudó lo que era su candidatura (de paso mató a Longueira con su chentro chochial). Kramer puso a la vista de todos lo que era el presidente del PRSD: pura joda. Como era joda, podía decir incluso AC.

Según Kramer, Gómez: “Yo no voy a ser presidente”, o “no sé que hago aquí. Claro y preciso.

Marcel está atacando, sin la prensa masiva y dominadora de voluntades como lo es la tv, a ese chileno hastiado del circo duopolista y en especial a aquel chileno joven que no vota, y que todavía cree que el abstencionismo es lo mejor para sus utopías.

El PRSD posee lazos con el capital y grupos de poder. Si Claude llegase a pactar con ellos algo, se contradice con su discurso, y el PRSD se habría pegado un tiro en la nuca con esa decisión, ya que donde están, yacen muy bien.

Saludos.

PD: Te convenciste que en Chile se vive una revolución liberal, y que muchos liberales, por ignorancia o interés, no quieren entender o ver.

24 de julio

Malhue, partamos de la base que esa “obsesión” a la que haces alusión es preocupación crítica genuina. Podría decir lo mismo de tus constantes réplicas a cada cosa que publico, pero prefiero darte el beneficio de la duda que quieres aportar con tus comentarios en vez de mostrar una tendencia al “stalking” (lo de Navia está de más, te la devuelvo).

El PRSD está a gusto en una coalición que lo subsidia. Con ese marco, justifica su situación legal en el servel, y por supuesto, no pone en riesgo su propia existencia.

De que el PRSD está a gusto, no estoy del todo convencido. Más lo veo atrapado, sin salida ni ideas, por falta de valentía y capacidad para reinventarse. Difiero RADICALMENTE contigo cuando dices que “no pone en riesgo su propia existencia” cuando sigue ahí en la coalición. Continuar en Nueva Mayoría es SUICIDIO POLÍTICO. Van a echar por la borda siglo y medio de historia por unos cuantos votos? Más capacidad de análisis y memoria, Malhue, por favor.

Dices que “las ideologías en el alero concertacionista importan cero hoy”. Y sin embargo, tenemos al PC (partido del cual te declaraste admirador/seguidor/miltante con anterioridad) que es ideología pura, a diferencia por ejemplo del PPD, que es sólo un partido instrumental. Segunda falacia que cometes al afirmar esto.

Lo que hizo Gómez en las primarias, y me perdonarán los eruditos en ciencia política, Kramer, el imitador, interpretó de manera magistral lo que Gómez estaba haciendo, y desnudó lo que era su candidatura (de paso mató a Longueira con su chentro chochial). Kramer puso a la vista de todos lo que era el presidente del PRSD: pura joda. Como era joda, podía decir incluso AC.

Dices que Gómez es joda. Fíjate que me parece el candidato más serio y honesto de todos los que pasaron por ese patético show televisivo que de “debate” no tenía nada. Sí te cedo que lo encontré tímido, con pocos “huevos” y una falta de carisma evidente. JA Gómez, como decía Kramer en su imitación, “nunca va a ser Presidente”… pero eso no quita que las ideas del radicalismo no tengan validez ni vigencia alguna en el Chile actual.

Dices que “El PRSD posee lazos con el capital y grupos de poder”. Qué partido no tiene esos lazos? Qué movimiento social se financia sólo con “donaciones benéficas”? Seamos serios pues, Malhue. Cómo se financia la campaña millonaria del PC, por ejemplo? Con completadas?

Finalmente, cuando dices que “si Claude llegase a pactar con ellos algo, se contradice con su discurso, y el PRSD se habría pegado un tiro en la nuca con esa decisión, ya que donde están, yacen muy bien” cometes la tercera y más rotunda falacia de tu discurso, pues:

1) “Pactar” no es sinónimo de “llegar a acuerdos políticos”. La negociación es el alimento de la democracia: si realmente quieres una dictadura basada en el carisma y el culto a la personalidad, entonces OK, no pactemos, no lleguemos a acuerdos ni negociemos.

2) El PRSD, lejos de “pegarse un tiro en la nuca” al apoyar a Claude, estará revitalizando sus ideas, ciertamente puede capturar asientos en el Congreso en las parlamentarias de los que apoyan a Claude y están hastiados de los dos conglomerados del binominal, y puede ciertamente convertirse en un partido oficialista con más peso que el PH o la IU de salir Claude presidente.

Saludos.

PD: Me convencí no de que “en Chile se vive una revolución liberal”, sino “una revolución radical de clase media”, y cuando digo “radical”, lo utilizo en el sentido más amplio de la palabra: no soy ni del PRSD, ni bombero, ni masón. Pero siempre me he considerado una persona de ideas radicales, que con respeto y conocimiento quiere aportar lo mejor para Chile, y me tienen sin cuidado los “chaqueteos” y ordinarieces que los flojos de seso me tiran de cuando en cuando.

24 de julio

Me parece preocupante el recelo que crea Claude y sus adherentes entres los radicales… mas preocupante aun es que les resulte mas ofensivo el ninguneo de Claude que el de Escalona.
Es cierto que muchos neófitos políticos han convergido en el movimiento -todos a la moneda-… pero esa es la realidad… muchas personas que veian con vergüenza como partidos históricos como el PR eran cómplices de una coalición viciada como es la concertacion… mas que un insulto deberían darse cuenta que el PR hace rato se perdió, por mucha historia que tengan la inconsecuencia de mantenerse dentro de la nueva mayoría los va a destruir.
Pueden o no unirse a Claude… pero deben pensar incluso mas seriamente su rol actual en la politica Chilena… que puede variar desde un partido lider ajeno al duopolio… o una perrita faldera dentro de este.

Por cierto… ¿Donde están estos ninguneos que vociferan? Agradecería las fuentes.

Saludos.

24 de julio

Para empezar, me declaro admirador de los razonamientos de Carlos Marx, no militante del falso PCCh, falso en términos definitivos.

Segundo, cuando intervengo en tus columnas, no es por joderte sino debatir la realidad de nuestro país, y espero que el corolario de tu columna “y me tienen sin cuidado los chaqueteos y ordinarieces que los flojos de seso me tiran de cuando en cuando”, no se refieran, en este caso, a mi persona, ya que, insisto, mi idea es debatir desde los diferentes razonamientos pero llegando siempre al bien común.

1) Si el PRSD quiere echar por la borda su historia, no creo les importe mucho, porque esa historia ya la echaron por la borda el mismo día que aceptaron entregar el cobre a los privados foráneos como nacionales. Al estar en la concertación, después de “sufrir” la huida de algunos partidos como el humanista (la concerta abandona su primitivo proyecto por el de Jaime Guzmán y algunos como Claude y otros se fueron por que entendieron para dónde se dirigía esa colectividad), el PRSD toma su poderosa historia reformista y la extermina. El cobre y todas las tropelías que la concertación ejecutó, tenían la rúbrica del PRSD. No es posible creer que nunca se darían cuenta lo que estaban haciendo al regalar el cobre, o que jamás estimarían las consecuencias de privatizar la vida de todos los chilenos, y que esa situación fortaleciera a un pequeño sector de la población de este país, esa que no sale en la Casen.

2) Gómez sabía que su experiencia era una aventura, nada más. Ir en una competencia con la regalona del statu quo, con la regalona de los matinales, con la regalona de las viudas de Camiroaga, es una aventura, porque en ese escenario puedes decir lo que quieras. Si Gómez estuviera a firme con sus “convicciones”, al día siguiente se pone a disposición, él como su partido, a la candidatura de Marcel.

Qué hacen. Siguen en la concertación y de ahí no los sacas con nada. La misión de ellos es transformar en algo este modelo de desarrollo porque ellos mismos, la concerta y el partido de Gómez, hicieron esta vejación a las clases desprovistas. Todos ellos son los responsables del estado de situación de inhumanidad que Chile presenta. La dictadura de la deuda, en un país caro y de bajos salarios, en el cual el chorreo es la meca de la élite, tiene sí o sí firma PRSD, y hoy, como esas personas que saben cometieron un crimen, hacen todo lo posible para que el mal olor no se expanda.

3) “Qué partido no tiene esos lazos? Qué movimiento social se financia sólo con “donaciones benéficas?”.

Es precisamente esa relación la que tiene a los partidos políticos en la porqueriza, ya que no pueden eliminar esa “amistad”. Como los “representantes” políticos provienen de una clase social, hacen el puente perfecto con el empresariado, que no es un peoneta.

El partido Igualdad autogestiona su participación en la política, ya que no tienen en su ideario la mirada lucrativa de la política, como sí la tienen los partidos políticos en general, incluyendo al impresentable PCCh. La misma candidatura de Marcel es autogestión, propia y sus adherentes. ¿Luksic colocará dinero en él o en Igualdad si ambos quieren el fin de las AFP’s y la renacionalización del cobre, fuentes de riqueza regaladas por el duopolio, con el PRSD incluido, a ese empresario?

Infiero, cuando dices “qué movimiento social se financia sólo con donaciones benéficas?”, ¿que los MS los financian de fuera? Yo entiendo que los MS es gestión propia, incluso en un ámbito de protestas reformistas, como la chilena. No me imagino a esta dictadura monopólica sosteniendo económicamente a su verdugo.

4) En términos marxistas, en Chile lo que se vive es reformismo, muy alejado de una revolución con mayúscula. La tildo de revolución liberal.

Como el horno no está para bollos, y siendo quien escribe admirador de los escritos de Marx, no me resto de ese reformismo, ya que la realidad de parte importante de la ciudadanía no está para esas aventuras del todo edificables, por los motivos que sean, como falta de dialéctica en el mundo aniquilado de este país, o no saber como comunicar esos razonamientos emancipadores, o lo que ha prevalecido hasta hoy, la absurda escisión en la izquierda extraparlamento.

Discutible el término clase media en Chile. Clase media es el estado social entre el obrero y la alta. En términos marxistas, nuevamente, se hablaría de pequeña burguesía. En nuestra realidad, y compro el discurso de Claude, en Chile la clase media fue arrasada, y hoy no existe esa condición, sino que el pauperizado es la clase que predomina, o sea, el pobre.

Si estuviéramos en un proceso revolucionario con mayúscula, los métodos de petición no estarían en tabla, sino otros. El que se hace llamar anarquista o marxista-leninista, como alguno que otro, no estaría rompiendo un semáforo, sino parando la producción, desestabilizando los medios productivos, pidiendo la dimisión del gobierno. Nada de eso ha pasado. Se insiste con la petición, como si Piñera y su séquito fuera a acceder a los requerimientos de la ciudadanía.

5) Repito, espero no ser parte de esos que dicen “chaqueteos y ordinarieces”. Mi intención siempre es y ha sido, debatir, pero principalmente crear la consciencia necesaria de la realidad de Chile como para cambiarla, por la vía reformista o revolucionaria.

Saludos cordiales.

PD: La nueva mayoría ni siquiera es reformismo, es continuismo maquillado.

24 de julio

Excelente respuesta. Felicito tu temple para no responder a las provocaciones, protegiendo así tan correctos argumentos. Mis respetos.

24 de julio

David, explicaciones entendidas, sé que eres un interlocutor inteligente, pero me pasman algunas de tus conclusiones, como por ejemplo:

“En nuestra realidad, y compro el discurso de Claude, en Chile la clase media fue arrasada, y hoy no existe esa condición, sino que el pauperizado es la clase que predomina, o sea, el pobre.”

Man, en serio, con todo respeto… EN QUÉ MUNDO VIVES? QUÉ CHILE ESTÁS VIENDO? O SEA…

25 de julio

Onetto: Estás cometiendo el mismo error que cometen los progresistas burgueses de mirar la pobreza únicamente aquella que reside bajo un puente. Para ustedes una familia que vive en La Victoria y tiene plasma no es pobre, o una familia con un ingreso de $ 600.000 pero con dos hijos, tampoco lo es.

La pobreza en los tiempos que corren y en el Chile que nos ahoga, no es comparable con aquella de los años 60. Todo cambia, tanto la riqueza como la pauperización. El pobre de hoy puede tener acceso al espejismo y arma central del capitalismo, el llamado crédito, pero no por eso sale de la pobreza, al contrario, ahonda su calamidad.

Como el capitalismo es revolucionario, pero para mal, armó un tinglado que le genera al ciudadano medio-bajo una alucinante propuesta a su situación de precariedad. Ese clase media, que vive en la imaginación de algunos, es tan pobre como aquel que vive con el ingreso mínimo estatal por que en la escala social tuvo que ascender, con todo lo que eso conlleva, hijos, casa, pagos, cuentas, salud, etcétera, pero sus ingresos permanecieron estáticos. Súmale la realidad institucional de Chile con todas sus relaciones cooptada económicas por la usura. Es por esto y más, que el estado de pauperización en Chile domina, aunque no se reconozca, ya que el aparentar, en una sociedad de exacerbado mercado e individualismo insultante, mostrarse pobre es un acto “atroh, atroh”.

Es tanto lo que se ha concentrado la riqueza, que muchas familias, que antes se consideraban en un sector social pudiente, hoy, por el desarrollo inhumano de este país, han pasado a engrosar esa escuálida clase media.

El progresista burgués en eso, y en varios temas más, no se diferencia de la derecha política y económica, ya que la lógica de la derecha económica los han cooptado, y a lo mejor, sin darse cuenta.

En fin…

24 de julio

es sabido por los nuevos y no tanto radicales que su lugar ideologico no corresponde a esta neoconecrat o fechoria, creo que el peso del mantener los cupos y eventual financiamiento les impide alejarse de la basura que ha gobernado 23 años (corrigo 39 caso 40), yo votaré Marcel no como lo hize por meo buscando el mal menor y deshacernos de la basura, voto por convicción, por cierto nunca ningunee a los radicales incluso a los que convocaban a votar gomez en primaria, no somos termocefalos somos sujetos de un ajusta rabia, la misma que sacara la basura del congreso y la moneda

Axl Figueroa Pino

24 de julio

Yo voto por Marcel Claude porque representa las aspiraciones que tengo con mi país, porque es un tipo directo que no tiene escrúpulos para decir la verdad a muchos políticos que han estado años robando y haciéndose los tontos con los temas preocupantes de Chile.
Yo fui a votar en las primarias por J.A Gómez porque sus propuestas eran muy parecidas a las de Claude, siento que su pensamiento no se aleja mucho al de él. Y también soy testigo de que muchísimas personas que van a votar por Claude, fueron a votar por Gómez, así que no me parece correcto que acá se diga que se “ninguneó” a Gómez, porque no es así.
Con respecto al tipo de votante al que está llegando Claude, estoy de acuerdo que sí se está llegando a gente que es super “irracional” (o “mono”, como dicen). Pero no pienso que sea algo preocupante, porque son una minoría y al fin y al cabo son más votos para Claude.
Finalmente, me encantaría que el PRSD abandonara esa mentira de “Nueva Mayoría” para sumarse a Claude. Sería un golpe durísimo a la Concertación y a la derecha económica. Realmente sería una gran noticia.

Heraclio

24 de julio

Hombre, el partido radical, si entra a trabajar por cambiar el sistema, tiene que ver , esto no es lo que ha sido la concerta hasta ahora, serán bien venido de seguro, pero entrar pidiendo privilegio, no me parece aceptable. Todos a poner el hombro, pero por Chile y los chilenos que ellos representan o quieren representar. Esto, espero, no será la concerta; y lo que se ofrece es sangre sudor y lagrima par conquistar nuestra ansiada democracia y la segunda independencia, la económica. No será el regalo del no y la concerta del imperio, será la lucha por salir de este sistema a nivel nacional e internacional.

24 de julio

Me gustaría tomar puntos tanto del texto original como de comentarios.
1. Respecto al movimiento comandado por Claude, discrepo que gran parte de su adherencia sea gente poco informada en el tema, ya que en su mayoría la base de la campaña son organizaciones y colectivos políticos de carácter Universitarios, sindicales y ciudadanos, que están lejos de ser ”masa” votante carente de critica. Quizás se confunde por el hecho de que algunas de estas organizaciones son mas reaccionarias, lo que a una mirada común se puede ver como sobre-ideologizado, lo que no implica sean carentes de critica.
2. No veo de que manera los adherente o el mismo Claude ha ninguneado a Gómez en particular, siendo este unos de los que mejor salió parado del ”debate” de la Nueva Mayoría en primarias.

Lo que a mi opinión si se puede criticar al PRSD es el hecho de que esté bajo la tutela de la Concertación, creo que sí encuentran cómodidad en ese lugar, por estabilidad política, cupos, o por el simple hecho de correr en la misma lista, ser de la concertación es suicidio político pero solo para una parte de la población, ya que en realidad mientras siga el binominal y tantas otras artimañas políticas, la concerta es sinónimo de estabilidad en el poder.
. Pero esta critica no solo va hacia este partido, en mi opinión es a la mayoría de la bancada concertacionista, ya que como bien se menciona en un comentario históricamente el PRSD fue gestor de grandes cambios y reivindicaciones, ¿pero que sucede hoy?, pasa en cierta medida pero menos aguda por la misma crisis que el PS o el PC, partidos que están faltado a su real ideología política al avalar durante todos los años desde el retorno a la democracia el tipo de gobierno actual.
Por lo que en mi opinión, si el PRSD forma parte de esta coalición queda amarrado a ese tipo de gestión, y ese es el rechazo que genera en los que realmente queremos un cambio significativo en el sistema.

Andres García

24 de julio

Los humanistas son bastante creativos, consecuentes, pero no han forjado grandes alianzas, un ejemplo de ello fue su alianza con el PC y eso es el gran freno para aliarse con el PRSD que tiene mas vocación de poder.

Bosco Martínez

25 de julio

Interesante columna.
Me parece correcta la distinción entre radicalismo y PRSD, éste puede ser heredero natural, no, necesariamente lo es.

Los tipos que dirigen el PRSD, acá y en regiones, están esperando una pega.

25 de julio

Se me quedó en el tintero este punto del señor Onetto: “Pactar” no es sinónimo de “llegar a acuerdos políticos”. La negociación es el alimento de la democracia: si realmente quieres una dictadura basada en el carisma y el culto a la personalidad, entonces OK, no pactemos, no lleguemos a acuerdos ni negociemos.”

Mal Onetto acá, por qué, porque decir que la negociación es el alimento de la democracia, se referirá a esta dictadura disfrazada de democracia, como las de occidente, en especial la chilena. ¿Qué debe negociar el pueblo de Chile con su verdugo? El pueblo de Chile no debe negociar nada. Esta gente que dirige Chile hoy, con sus pactos-negociaciones, se han hecho millonarios, y para peor, con nuestro dinero y auspicio. Se ha abusado de lo que quiere el columnista.

¡Marcel no negociará nada porque no hay nada que negociar!

En las lógicas de la democracia representativa, uno de los mayores inventos falaces del capitalismo y sus agentes, lo que dice Onetto ni siquiera es así, ya que bajo un manto de alucinantes discursos y tretas, los representantes de esas falaces democracias no negocian, ¡sino que actúan!

Chile, la cuna de lo que quieren imponer en el orbe, nada se nos preguntó, nada se negoció con nosotros, los supuestos soberanos de esta tierra. La espuria clase política actuó, concertación, alianza y militares, no para proveer al “vulgo” soluciones en un ámbito de representación, sino para despojar hasta el último peso del bolsillo de ese autómata que van a parar, dicen, al ¡engrandecimiento de la patria!, ¡qué horror!

Sus negociaciones, Onetto, en cualquiera de las manidas formas, en la situación actual de este país, no vale, no sirve, no es, moralmente hablando, justa y menos practicable. Mucho se hace con participar del juego electoral de la bastarda clase política, mucho, y si por esas cosas de la vida, si por esas cosas de la razón del chileno, gana Marcel, lo que menos debe hacer es negociar.

Todavía, los que no quieren ver que en Chile lo que hay es una revolución liberal (Gabriel Salazar la llama pre-revolucionaria), no ven que la única salida decente y digna, en un ambiente capitalista, es Claude, porque normalizará el cómo se mueve el capital, siendo Marcel y quien escribe, anticapitalistas, pero que se entiende que la cuestión es gradual.

El poder actual no negocia, Onetto. Por qué le pretendes imponer a Claude ese hecho. Lo suyo me huele a otra cosa que no quiero ahondar para no seguir peleando contigo.

Saludos.

PD: Qué significa termocéfalo: dicho de una persona que tiene ideas o actitudes muy conservadoras o pasadas de moda, reza el diccionario. Entonces, ¡por cierto que somos termocéfalos!, ya que el problema del hombre “moderno” sigue siendo el mismo, el ser dominados por alguien con poder. Si ese acto “termocéfalo” no ha tenido salidas a lo largo de la historia, entonces quienes lo denuncian deberíamos entrar en ese casillero, como dice el columnista, pero lo que omite Onetto es la raíz del problema del hombre, el verdadero acto termocéfalo de la dominación sin contrapeso.

25 de julio

Malhue:

Por el bien de la discusión, voy a responder tu punto:

Primero… ¿Es posible para tí, como interlocutor inteligente, desligarte por un momento de toda la “agenda” ideológica que permea tu discurso, y ser por un momento objetivo y consciente de que existen otras formas veraces, válidas y respetables de entender Chile que no sean la visión marxista?

A partir, de ahí, la respuesta. Realmente no entiendo cuál es tu problema con “demonizar” el concepto de negociación. Ves en la negociación la raíz de todo mal, como si la negociación fuese “venderse” o “ablandarse”.

Repito, eres un tipo inteligente, y estoy convencido que no precisas irte a los combos y patadas en tu vida cotidiana para dar a conocer tu punto, y comprender el de los demás, para llegar a un punto común. No es esto “negociar”? Por qué sigues confundiendo “hacer negociación” con “negociado”?

Tu comprensión lectora a veces me preocupa, porque seleccionas sólo lo que quieres ver de errado en el otro, para atacar. Un Presidente que realmente quiere llevar adelante sus cambios radicales para el bien del país (y no sólo satisfacer las demandas de sus seguidores) debe aprender a negociar con aquellos que no están 100% de acuerdo con él, pero que tienen puntos en común, por ejemplo, los radicales.

Este punto lo hemos repetido hasta el cansancio y creemos han quedado bien establecidos sus límites.

Dices: “¡Marcel no negociará nada porque no hay nada que negociar!”.

Si eso no es intransigencia, entonces no sé que es. O sea, Marcel no deberá negociar con el PH y la IU, de salirse un poquito de lo que cada partido propone en sus ejes programáticos. Marcel no deberá negociar con la ciudadanía misma, de surgir nuevas problemáticas no contempladas en su programa de gobierno y de la que hayan sentires diversos.

Un ejemplo más extremo: Marcel no deberá negociar puntos estratégicos con las FF.AA. de surgir, esperemos que no, un conflicto internacional (por ejemplo, a propósito de lo que pasa con Perú). Y hablando de temas internacionales, Marcel no deberá negociar con líder de país alguno, y cerrarse por completo sin dar pie a la democracia, convirtiendo las RR.EE. de Chile en algo similar a Corea del Norte.

No seguiré ahondando en el tema de llegar acuerdos = negociaciones = sentar diálogos porque mi punto, aunque te moleste, quedó bien establecido.

Insistes con lo de la “revolución liberal”. No seas tan maniqueo y tendencioso en ignorar otras corrientes histórico-políticas del país, Malhue. El radicalismo surgió justamente como una sólida alternativa al liberalismo y al conservadurismo en el s. XIX, y sus postulados pueden efectivamente aplicarse a nuestros días.

Si no se ha logrado encumbrar como alternativa válida para Chile desde el PRSD, es por todas las razones expuestas en la columna. Y la revolución que propone Claude es en esencia “radical”, pues comulga con el diagnóstico de aquel sector primigenio, y te guste o no, es una revolución de clase media. No logro entender cómo me dices que más de medio Chile sigue siendo “pobre” y la clase media no existe. ESO NO ES CIERTO.

El poder siempre ha de negociarse, Malhue. Y traeré a colación una vez más al “Arte de la Guerra” de Sun Tzu, no por pedantería, sino porque es quizá el estratega más grande que ha conocido la historia:

“Existen cinco defectos del carácter que son peligrosos para un general:
Si es demasiado temerario, sus soldados pueden morir.
Si es en exceso cobarde, su ejército puede ser capturado.
Si tiene un temperamento precipitado, reaccionará con rabia al ser provocado con insultos.
Si es soberbio, se le puede engañar con facilidad.
Si tiene excesivo apego a sus hombres, dudará en un momento crítico.
Estos cinco defectos son francamente desgraciados para el general, pero provocan grandes destrozos en la guerra. Estos cinco defectos llevan a los generales al fracaso y llevan a los ejércitos a la muerte. Tenlos muy en cuenta.”

Cuáles de estos defectos caben a Claude, queda a criterio de cada uno. Pero es un hecho incontestable el que un líder con un temperamento precipitado y soberbio, es presa de la pérdida del control y será engañado por las espaldas.

Esto no es una empresa la que está en juego: es el destino de una nación. Y como TODOS queremos una revolución en democracia, la idea clave aquí es LLEGAR A MAGNOS ACUERDOS, NEGOCIAR DE FORMA EFECTIVA Y SINCERA.

25 de julio

– Creo no me estás entendiendo desde qué posición Marcel no negociará, sin ser vocero ni nada de su candidatura. Los ejemplos que colocas, como si fuera un tarado, no apuntan en absoluto a lo que expresé. Obvio que Claude, instalado en poder tiene que repartir el aparato del Estado y todo eso, pero negociar con sus aliados qué, si todos están en la misma sintonía.

– ¡Pero qué visión marxista estoy expresando si lo he dicho en este mismo espacio!: Claude es reformista, no revolucionario de corte marxista. Aunque esta “revolución” sea liberal, me sumo de todas maneras, porque se entiende que para salir del estado de catástrofe social que este país vive, un reformista como Marcel es lo que necesitamos; que tenga un mensaje universal mayoritario, ¡no proletario por ahora! Se entiende: marxista pero no huevón.

– A ver, dices: “Un ejemplo más extremo: Marcel no deberá negociar puntos estratégicos con las FF.AA. de surgir, esperemos que no, un conflicto internacional (por ejemplo, a propósito de lo que pasa con Perú). Y hablando de temas internacionales, Marcel no deberá negociar con líder de país alguno, y cerrarse por completo sin dar pie a la democracia, convirtiendo las RR.EE. de Chile en algo similar a Corea del Norte.”

Como dijo la santa madre de los grupos económicos, Sor Bachelet, ¡paso!

Tu mirada está desde una ventana de protección del sistema, maquillándolo para esa “clase media”. Por eso pides “negociar”, por eso nos tildas de radicales, por eso te atormenta el tono de Marcel, que sí, es confrontacional, porque el escenario real de nuestro país amerita un “tono” de esa índole para enfrentarse cara a cara con los agentes del modelo y sus titiriteros.

Claude nunca ha dicho, y yo como admirador de los escritos de Marx (que no es lo mismo que marxismo, ojo con eso, Onetto), que se auspiciarán los soviets para que se instale la dictadura del proletariado, no, lo que se ha dicho es normalizar las relaciones económicas y políticas para llegar a los derechos sociales en un marco capitalista. Eso es todo. Si negocias en ese ámbito con los titiriteros y sus sicarios en el parlamento y en los partidos políticos, ¡adiós proyecto claudista!

En fin…

25 de julio

Malhue, te describes “admirador de los escritos de Marx (que no es lo mismo que marxismo)”. Siguiendo esta analogía, serías capaz de respetar a alguien que es admirador de Mein Kampf y los discursos de J. Goebbels, que jura y recontrajura no ser “nazi”?

Consecuencia, David, consecuencia!

Saludos

25 de julio

PD: Se ve que tienes una pluma bastante argumentativa, propensa a los adjetivos y figuras retóricas.

¿Cuándo tendremos el placer de verte compartiendo tu propia columna, mostrando con valentía tu rostro e ideales, en vez de meramente dignarse a comentar desde un segundo plano (y tras la máscara de Caupolicán/Lautaro) las propuestas de terceros?

Cambio y fuera

Rubén Castro Gómez

25 de julio

Ustedes quieren pretender que el PRSD se baje de un tren en donde está bién sentado, con un triunfo casi asegurado de llegar a la Moneda, por quién Marcel Claude?. Esta opción me parece muy poco probable,(por decir lo menos)

26 de julio

Primero que nada Marcel Claude no es independiente, para ser presentado por el partido debe haber firmado por lo tanto es el candidato del PARTIDO HUMANISTA, los radicales no se acercarán a un partido que se ha paseado en diferentes coaliciones buscando la mejor oportunidad.
Además Marcel Claude sabe que está engañando por ambición al poder primero que nada la ASAMBLEA CONSTITUYENTE requiere de un trabajo y no de una elección.
La mayor cantidad de agrupaciones sociales y sindicales están trabajando hace 7 años por el Movimiento Asamblea Constituyente que fue motivo de la presentación del PROYECTO CUARTA URNA eso es un trabajo “Y NO UN TE OFREZCO PORQUE QUIERO SER PRESIDENTE A COMO DÉ LUGAR”

26 de julio

Estimado Rubén:

Hablo a título personal: yo no quiero nada. Yo sólo presento un escenario viable, si el PRSD lo toma, bien por ellos. Sino, ellos corren el riesgo de perderse esa oportunidad única. Lo mismo corre para Marcel y su movimiento.

De que es poco probable? Puede ser, pero vaya que están pasando cosas “improbables” todos los días en Chile, así que todo puede ser.

Saludos

26 de julio

“Malhue, te describes “admirador de los escritos de Marx (que no es lo mismo que marxismo)”. Siguiendo esta analogía, serías capaz de respetar a alguien que es admirador de Mein Kampf y los discursos de J. Goebbels, que jura y recontrajura no ser “nazi”?

Consecuencia, David, consecuencia!”

R: “tout ce que je sais, c’est que je ne suis pas marxiste” (Marx)

Saludos.

26 de julio

Estimado :
Lamento decirle que este Claude, no representa nada y su discurso fácil y populista, tiene un solo objetivo y es comercial.
Sus actuaciones en el mundo medioambiental y ecologista muestran su verdadera cara, verá que traicionó digamos administrativamente al Green Peace y a otras organizaciones del mismo tipo, porque cree que salió del Banco Central, además su postulación obedece a ser Cura de catapilco y si Ud. es joven es como ser un quinta columna de la derecha, por lo cual esta con agrado le enviará un gran fuente de ensalada de lechugas verdes.
el color que mas le gusta a este tipo.
Si no cree averigüe.

Muchos que creyeron el cuento ya se dieron cuenta

Saludos

Atentamente

26 de julio

ADEMAS COTIZA EN ISAPRE….DE AQUI A NOVIEMBRE SE RAYARÁ IGUAL QUE LA DOCTA EVELYN.JAJAJA

Marcelo C.

27 de julio

Hola Alberto, una vez mas tremenda mesa de opinion…Debo aclarar que me declaro ignorante en temas de politica, pero ustedes, a traves de las entradas de Onetto (me declaro Onettista, despues de alfabetizado, no lo se)me han instruido y acercado a la vida fuera de Matrix. Despues de todo, Sartori y Aristoteles ya lo decian “…zoon politikon”…mis mas cordiales slds, Alberto.

27 de julio

Estimado Marcelo:

Muchas gracias por tu apoyo, lo de “Onettista” me hizo gracia, y te soy franco, me sacó una sonrisa, pero me preocupa más que los “chaqueteos” mismos. La idea aquí no es buscarse seguidores, sino abrir una discusión sincera y constructiva.

Sólo busco de forma respetuosa e instruida aportar a pensar un poco más Chile, para beneficio de este país que se está repensando todos los días desde sus bases valóricas.

Saludos cordiales

29 de julio

Me he enterado de que hay una muy inteligente y atractiva mujer llamada Karen Hermosilla, quien estuvo trabajando activamente en la candidatura de JA Gómez y hoy es vocera del movimiento de Claude.

¿Puede ser ella una señal de que hay puentes que se pueden construir entre ambas voluntades?

29 de julio

He leido a todos, porque vote por Gomez en las primarias, y aun cuando no confio en Marcel Claude sus propuestas me parecian mejores que la del resto de candidatos, que no se para donde diablos van.

Pero ahora decidi que no, que no votare por Marcel Claude.

¿Por que? Porque su programa me suena populista. Es como si nos estuviera dando por nuestro lado. Habla mucho de “terminar” con esto, “acabar” con lo otro, pero cuando intento ver cómo lo va a hacer, me encuentro con el problema que no creo que logre hacer ni la decima parte, no por el binominal, sino porque eso de “vamos a terminar con las estructuras” sin tener unas nuevas construyendose me suena quimerico. Eso es lo que me molesta de Claude, habla y habla, critica y critica, pero sus propuestas carecen de base.

Estaba dispuesta a votar en blanco (no a no votar) hasta que el fin de semana escuche a Alfredo Sfeir. Sí, ex Banco Mundial (Claude es ex Banco Central) pero habla con sentido comun, cuando lo entrevista se centra mucho en sus propuestas y en explicarlas, no en criticar, habla de soluciones mas posibles… habla de un cambio en el crecimiento economico, no de romperlo sin saber para donde ir. No habla de experimentos que pueden ser un total desastre, no estamos en posicion de experimentar.

Creo que si fuera radical me uniria a Sfeir y no a Claude.

Mario Galle

31 de julio

Los candidatos pequeños, casi desconocidos y situados entre la centro izquierda y la extrema izquierda (por lo menos en el discurso público), están haciendo gala de un egocentrismo iluminista, incapaces de negociar entre sí y mirar al objetivo central de terminar con esta tutelada pseudo democracia donde no contamos con estado de derecho ni somos iguales ante la ley. Por eso muchos países no entregan presos chilenos, ya que no entregamos las más mínimas garantías de trato justo en los tribunales ( Zuiza, Argentina y Cuba lo han dicho varias veces). Por ejemplo, cuantos ejecutivos presos en la Polar por cobros unilaterales?; cuantos ejecutivos presos por los cobros unilaterales en Bancoestado y Cencosud? Cuantos presos porque Cencosud pasó la ayuda gratuita argentina sin pagar impuestos, que luego le vendieron al gobierno chileno? Y suma y sigue. Que pasó con los hij@s de Pinochet que fueron cómplices y ayudaron a esconder el dinero mal habido por su padre? El tata se murió
/ pero ellos siguen vivitos y coleando, cómplices en ocultar los 23 millones de dólares y usando parte de ese dinero. Yo trabajé en la cárcel con hombres adultos y menores de edad: el 95 % eran pobres, con problemas de salud mental muchos de ellos. Ningún millonario delincuente de cuello y corbata. El único cercano al cuello y la corbata era un comerciante que cayó por cheques sin fondo, quién me ayudó en mi trabajo con los menores infractores de la ley y con problemas conductuales. Hay un sesgo contrario a los mapuche usando una ley antiterrorista mal concebida y aplicada forzosamente, negando contra el derecho internacional reivindicaciones históricas, sociales, culturales, económicas, políticas, educativas que todo el mundo civilizado reconoce a los mapuche y exige que cumplamos coco Estado y como sociedad. Y las mujeres que se suman a los pobres como la principal población penal. Pronto la obsesión por castigar y hacer sufrir al delincuente nos colocará proporcionalmente entre los primeros países con más encarcelados en el mundo, sólo después de U.S.A. Y mientras tanto, la delincuencia sigue aumentando en Chile.

31 de julio

Con todo respeto… qué tiene que ver esto con Claude y los radicales?

Mario Galle

31 de julio

Lamentablemente Sr. Onetto parece que ud. no leyó o no entendió las primeras líneas donde critico las posiciones políticas narcisistas de los candidatos pequeños en votación. Luego hago un simple punteo de los enclaves autoritarios que persisten. Ello lo hago para demostrar el enorme desafío político que tenemos como ciudadanos y nación. Lo cual es el contexto frente al cual aparecen las pequeñeces y egocentrismo de tales candidatos. El resto son ejemplos reales de abusos que requieren urgente solución, los que deberían motivar a los partidos chicos para negociar y llevar un sólo candidat@. Será posible o el dogmatismo narcisista los condenará a un mero saludo a la bandera en este año de elecciones? La indignación ética no sirve si no acumulan poder ciudadano y político para decidir y gobernar con una ética humanista, igualitaria y respetuosa de la diversidad, propositiva y activa, comprometida en la solución de los problemas que nos afectan.
Atentamente.

31 de julio

Bueno estimado Mario, si no se le entiende lo que escribe, debe ser porque no hay punto aparte, y se va por las ramas. Su punto puede ser muy válido, pero si se le entiende para adónde va, no es culpa del lector, sino del que redacta.

Respetable de todas formas su punto, atte.

Mario Galle

02 de agosto

Se ve que ud es un artistas del ataque personal. Y un egocentrico. No seguiré debatiendo y perder mi tiempo con alguien como ud. Simplemente dejaré de leer este sitio.

Patricio Alarcón

28 de agosto

He disfrutado mucho del debate, sobretodo, de las opiniones que han argumentado con base. Sin duda, un aporte para pensar Chile.

Saludos!

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Nuevo

Queremos que los educadores disfruten de su profesión, que se sientan realizados y orgullosos de tener uno de los trabajos más relevantes, que benefician a quienes nosotros consideramos justamente las per ...
+VER MÁS
#Educación

Educación de párvulos, la profesión más importante del mundo

La ley de pesca es mucho más que pesca, es una deuda pendiente con Chile. Es la luz de alerta para entender que nuestra democracia es frágil y las políticas públicas pueden conllevar privilegios inexpli ...
+VER MÁS
#Política

Ley de pesca, mucho más que pesca

Se espera que en este mes de campaña el sector de los grandes empresarios y las consultoras y bancos de inversiones redoblen sus mensajes sobre el impacto positivo para la inversión si gana Piñera y vice ...
+VER MÁS
#Política

El balotaje y un nuevo ciclo político

Hagan lo que hagan los seguiré respetando, esto es política y todo puede cambiar en dos segundos, pero si queremos dejar de lado las políticas del terror, pensar que no hay ningún punto de acuerdo entre ...
+VER MÁS
#Política

Pacto RD-RN-Evopoli

Popular

Baradit deja al desnudo aspectos políticamente incorrectos, ha tocado la fibra del conservadurismo doble estándar de la elite criolla, aristocrática, oligárquica, momia. Para ellos, es de muy mal gusto ...
+VER MÁS
#Sociedad

El caso Baradit, o el arte de develar lo incómodo en Chile

Nuestra participación y la de muchos otros es la que hace posible orientar la dirección de un país en un sentido u otro. Un grano de arena no hace una montaña, sin embargo un gran número de granos, sí ...
+VER MÁS
#Política

¿Por qué no votar?

Será interesante saber si Piñera y Guillier ofrecerán nuevas propuestas en materia científica, y si rescatarán propuestas e ideas de los programas de las otras candidaturas, en particular si quieren bu ...
+VER MÁS
#Ciencia

Segunda vuelta: ¿qué esperar para la ciencia?

El capitalismo es una buena herramienta, siempre y cuando y por una avaricia desmedida genere abuso, se destruya el medio ambiente y deshumanice las relaciones entre las personas.
+VER MÁS
#Sociedad

El Burro, la Zanahoria y la utopía del crecimiento económico eterno