Columna en Política
10
Difunde: Whatsapp

Paralelo: Cathy Barriga y Camila Vallejo

imagen

Las mujeres líderes que componen la clase política hoy, han logrado concretar una importancia a nivel nacional a través de su legítimo cargo público de elección popular. Sin embargo, a pesar de sus esfuerzos, siempre habrán (a juicio de sus opositores) críticas que les sean aplicables a ambas mujeres cada vez que son noticia, pero ¿es justo aplicar siempre las mismas críticas a nuestras líderes? “Llegó ahí por ser linda”, ”es pareja de tal persona, por eso llegó ahí” son comentarios que no causan sorpresa alguna en redes sociales pero, a mi juicio, eso habla mucho de la superficialidad de quien emite el comentario.


Creo que ambas quieren o al menos tiene la intención de impulsar proyectos de transformación social desde distinto estamento y vereda política, pero ¿quién de ellas lo hace realmente de forma concreta? Los invito a crear y pensar críticas con fundamento a la gestión de cada cual y que no se centren especialmente en el hecho de ser mujeres.

Cathy Barriga en tal solo unas semanas como Alcaldesa logró regularizar la Corporación Autónoma de Derecho Público de Maipú, con el conocido caso que ha dado que hablar estos últimos días: cientos de trabajadores fantasma y la no renovación de trabajadores a contrata. Muchos la han culpado y han dicho que todo se trata de una venganza ideológica; para nosotros, los más objetivos, Barriga no ha cometido irregularidad alguna y simplemente se trata de una nueva administración. Mientras tanto ¿sabe usted cuántos proyectos de ley suscritos por Camila Vallejo han visto la luz en sus cuatro años como Diputada? Yo sé de al menos dos y sería importante saber ese dato para así constituir una crítica en base a datos concretos.

Otra cosa, y es que la inteligencia es subjetiva, no creo que Vallejo lo sea, solo tiene buena oratoria, mientras que Barriga está siendo asesorada en sus intervenciones. Hace un tiempo leí una columna de opinión que se titulaba: “El crimen de ser Camila Vallejo y la comodidad de ser Cathy Barriga” refiriéndose a su rol de madres y figuras públicas. Sin embargo, Vallejo tiene más mérito para ser criticada, primero por su falta de consecuencia en su discurso y la realidad que ejecuta, además, opina sobre todos los temas sin ser experta, es intolerante con las ideas ajenas, se burló indirectamente del sueldo mínimo al decir que con dos millones no le alcanza para un jardín para su hija. ¿Cuántas madres pueden llevar a sus hijos al trabajo? Si vocifera la igualdad a los cuatro vientos, que sea para todos y no para algunos.

Existe una diferencia difusa en ambas con respecto al feminismo: mientras Barriga dice ser “feminista femenina” y que no le molesta arreglarse, maquillarse y usar taco, Vallejo defiende a las “feministas con bigote” pero de todos modos Camila usa maquillaje y tacones. Siempre es vital respetar a otros (aunque ambas lo hacen) pero también ser consecuentes con su propio discurso.

Creo que ambas quieren, o al menos tienen, la intención de impulsar proyectos de transformación social desde distinto estamento y vereda política, pero ¿quién de ellas lo hace realmente de forma concreta? Los invito a crear y pensar críticas con fundamento a la gestión de cada cual y que no se centren especialmente en el hecho de ser mujeres. A mi parecer Camila Vallejo es más criticable por todo lo dicho anteriormente, por el tiempo que lleva en la vida política y su posición de la misma. A título personal espero que, Cathy Barriga sea todo lo contrario.

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores. Somos una  comunidad de expresión ciudadana que estimula el diálogo sobre la base del respeto. Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:
Roberto Rojas

10 de Enero

Tiempo que no leía una opinión tan banal, al final terminas siendo igual que Camila Vallejos: un discurso lindo, pero vacío. Por que las lindas palabras ordenadas de buena forma no generan per se un argumento.

Natalia

10 de Enero

Muy mal escrito. Sea lo que sea que te dé por escribir, revísalo antes.

Jdjdjd

11 de Enero

Pero en resumen cual de las dos encuentras mas bonita o que se maquilla mejor o se viste mejor ?

11 de Enero

El articulo me parece un aporte porque despierta la inquietud ciudadana de comparar políticos abiertamente y en distintos aspectos ya que debe elegir entre uno y otro.

Antonio Raveau

11 de Enero

Hace mucho tiempo que no leia un articulo con un contenido tan irrelevante y un analisis tan superficial.
Como no quiero cometer el mismo error, solo me remito a protestar.
Muchas Gracias.

11 de Enero

Devuelvan los minutos perdidos en esta lectura

Felipe

11 de Enero

Barriga lo ha hecho muy bien hasta ahora, mi pulgar arriba para ella. Pero tú opinión hacia Vallejo no me parece que sea muy objetiva, está más bien disfrazada. La mayoría de los políticos no son expertos en los temas que les toca legislar y sin embargo todos opinan. Por otro lado, la Vallejo en ningún caso se burló del sueldo mínimo, esa es una tu opinión personal. Ella aclaró, y con toda razón, que no pone a su hija en una sala cuna estatal para evitar la crítica y que las sala cunas cerca de su locación están fuera de su presupuesto. A mi me causa gracias que los defensores de la propiedad privada como baluarte de la sociedad ahora quieran meterse en el bolsillo ajeno. Si ella dice que está fuera de su presupuesto es al menos prejuicioso no creerle. Yo tengo un salario similar y con la carga de gastos que tengo tampoco me alcanza para varias cosas. Cabe destacar que la ola de críticas proviene de personas que no tiene siquiera claro la diferencia entre la dieta y el salario que recibe un diputado. Finalmente el hecho de que defienda a las “feministas con bigote” (un término horrible que no pudiste haber dicho peor) y que ella se vista como quiera, no tiene relación alguna. Yo puedo ser heterosexual y perfectamente defender los derechos de personas no heterosexuales, eso se llama empatía y es la capacidad de ponerse en el lugar de otro sin necesariamente participar de esa realidad. Me parece que tu “objetividad” está llena de sesgos, es totalmente antojadiza y descuidada.

Jorge Contreras V.

14 de Enero

Qué fácil es criticar a terceros. Me agradaría que los criticones asumieran, para desgracia de sus electores, el mismo cargo. Ahí podríamos observar sus incompetencias.

17 de Enero

No hay mucho que opinar después de leer la diatriba contra Camila Vallejos.
Cualquier comentario respecto de bondades de una y otra no tiene mayor peso. Barriga es populista rodeada de políticos con medios económicos, por lo tanto le pavimentan el camino; Vallejos es comunista y como eso es pecado en Chile, debe luchar el doble para posicionarse como parlamentaria.

vilma ester reyes gallardo

17 de Enero

UFFFFFFF….MÁS DE LO MISMO….¿POR QUÉ COMPARAR? SI YA EL COLUMNISTA TIENE LA TENDENCIA MUY CLARA….CRITICAR A CAMILA VALLEJO POR CRITICAR…PÉSIMA COLUMNA, TENDENCIOSA Y FALTA DE RESPETO AL TRATAR DE POCO INTELIGENTE A LA DIPUTADA….SU COLUMNA ES LA POCO INTELIGENTE