#Política

Oda a una generación desanclada

1 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

No contamos con la experiencia de la diferencia entre un pasado politizado, radical y productor de “alternativas” y un presente políticamente clausurado. No tenemos un punto de apoyo en el pasado desde donde enjuiciar nuestro presente.

Nacimos después de la constitución del 80 y si sabemos inglés es porque nuestra conciencia nació en medio de la colonización neoliberal de la economía y la cultura. Nacimos en el “fin de la historia”.

No fuimos parte ni víctimas de la dictadura o de su resistencia. Al menos no directamente.

No contamos con una biografía marcada por la huella de las transformaciones sociopolíticas traídas por el régimen militar, y no hay marcas en nuestra piel o en nuestra psique, al menos directamente.

No contamos con la experiencia de la diferencia entre un pasado politizado, radical y productor de “alternativas” y un presente políticamente clausurado. No tenemos un punto de apoyo en el pasado desde donde enjuiciar nuestro presente.

No somos árboles sino maleza porfiada, creciendo en el cemento. No hubo sol en nuestra fotosíntesis sino rayos catódicos, primero en blanco y negro, luego en color.

El neoliberalismo es nuestra autenticidad. El neoliberalismo ubicuo, como la esfera de Pascal, cuya circunferencia no existe y cuyo centro está en todas partes, incluyendo nuestras mentes y nuestros sueños.

Y ante esto es inevitable un grado de culpa, de sentirnos esencialmente inauténticos, producidos desde fuera, alienados y privados incluso de entender lo que nos aliena.

Es esta culpa la que bloquea nuestro horizonte. Es esta sensación de no tener historia, esa es nuestra debilidad política.

Sin embargo… ya no necesitamos mirar hacia atrás, como el ángel de la historia de Benjamin. No necesitamos obsesionarnos con el pasado, porque no tenemos pasado. No necesitamos un punto de apoyo, un ancla que nos encadene en la nostalgia.

Los vientos del progreso no bloquean nuestras alas, porque nacimos sin alas, somos el producto de la selección natural, podemos desplegarnos ante vientos que soplan en cualquier dirección y si no hay viento, tenemos motor.

Y aunque la culpa nos tiene, no tenemos culpa. Miremos donde miremos vemos sistemas que nosotros no construimos. Y pese a eso (o más bien, gracias a eso) somos libres de esos sistemas.

Y ésta es nuestra fortaleza política: podemos darnos vuelta y mirar hacia el frente, podemos mirar al futuro y abrazar un proyecto, podemos darnos un horizonte al margen de la historia, de esa historia como progreso inevitable. Darnos un proyecto a nosotros mismos, sin culpa, sin nostalgia.


Imagen

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:
Milton Zúñiga

09 de abril

otro más que habla, sin saber nada de pobreza, sin saber lo que es un campamento, y ni siquiera sabe donde quedan las poblaciones en santiago.

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Nuevo

Es bueno cuestionarlo aunque sea en tono sarcástico como lo hago en este texto. Y es urgente hacerlo en días en que el lugar común intenta disfrazar una movida comercial empresarial de algo que necesita ...
+VER MÁS
#Política

Visita del Papa: el nuevo triunfo empresarial

A Chile no le hace bien que nuestros argumentos base sean las descalificaciones, que a final de cuentas, poco impactan en la intención de voto.
+VER MÁS
#Política

La eterna contradicción del voto informado

Todos debemos estar convencidos de que la Contraloría tiene que disponer de más poderío para que su importante tarea, que busca la probidad en todos los ámbitos del quehacer nacional, sea una realidad e ...
+VER MÁS
#Política

El gobierno no desea que la Contraloría ejerza bien su trabajo

Yo en lo personal siempre he pensado que el más poderoso es quien puede hacer lo que quiera, quien simplemente sus actos no le conlleven consecuencias alguna, puesto le da lo mismo lo que piensen de él.
+VER MÁS
#Ciudadanía

¿Quién es el más débil?

Popular

Lamentablemente, la Mecánica Cuántica en vez de llegar a la cultura popular por sus logros científicos y tecnológicos, lo hizo con versiones extravagantes, engañosas y en algunos casos hasta ridículas ...
+VER MÁS
#Ciencia

El erróneo uso del término Cuántico por las pseudociencias

Sí a su equipo le faltó coraje, valentía, decisión, arrojo, valor, ánimo, esfuerzo o ímpetu, no se complique, dígalo con algunas de esas palabras, no con los anodinos "faltó huevos" o &quo ...
+VER MÁS
#Sociedad

Eufemismos... ¡Cuánto mal hacen!

Sólo nos quedará ver que pasa en la segunda vuelta, con los mismos actores que conocemos desde la vuelta de la democracia, que aunque las reglas han cambiado y nuevos actores han entrado, siguen siendo lo ...
+VER MÁS
#Política

Segunda Vuelta: La antesala de una crónica anunciada

El Chile de todos no merece un gobierno de derecha que signifique retroceder en los cambios de largo aliento, sino más bien uno que se atreva a generar políticas responsables que no dinamiten el camino t ...
+VER MÁS
#Política

El eterno retorno: Desafíos de la centro-izquierda chilena