#Política

Más allá de la mejor solución: Inscripción automática y voto obligatorio

8 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Una discusión que viene desde hace mucho, es la que se ha realizado en torno al sistema de inscripción y votación que debe adoptar nuestro país. Hasta hace un tiempo, existía un cierto consenso en la clase política, donde se estableció la postura de la inscripción automática, más la voluntariedad del voto. Sin embargo, durante la última etapa, algunos abogan porque la inscripción sea automática y el voto obligatorio. Mi postura, es precisamente esa: inscripción automática y voto obligatorio. A continuación, argumentaré mi opinión respecto de ello.

Pienso que el hecho de emitir sufragio implica tanto un derecho de los ciudadanos, como una obligación para ellos. Algo tan trascendental y fundamental para el país no puede conllevar a que algunos se abstengan de ir a votar, considerando que las decisiones que tome un gobierno que resulte electo, repercuten a todos. Si a la sociedad se le impone, por ejemplo, el pago de impuestos, o que los jóvenes de 18 años tengan la obligación de asistir al cantón de reclutamiento para no realizar el servicio militar (siendo que es voluntario), resultaría absurdo en ese caso, que el voto no sea una obligatoriedad, considerando la relevancia que tiene el decidir los destinos de Chile. Muchos detractores de mi idea, me mencionarán que el hecho de votar debe ser voluntario, puesto que podría existir la posibilidad, de que ningún candidato les represente. Pues bien, dicha postura es absolutamente legítima. Sin embargo, creo que una mejor alternativa es acudir a manifestar, en este caso, el descontento con los candidatos, ya sea anulando o dejando en blanco el sufragio. Resulta más gravitante manifestarse a través del voto, ya que por medio de este modo, el descontento ciudadano tendrá mayor eco.

Sin embargo, el hecho de que exista inscripción automática y voto obligatorio, no implica que sea la única solución para mejorar el sistema político, ni mucho menos, aumentar los niveles de participación política. A mi juicio, la implementación de este sistema de inscripción y votación, debe ir mancomunada con las siguientes variables:

  • Implementación de una profunda Educación Cívica en los establecimientos educacionales: Una materia que ha sido obviada por años, y que ha sido sumamente subvalorada, es la educación cívica. Ésta, resulta fundamental para la formación del ciudadano, y para que éste, desarrolle una visión profunda acerca de los asuntos que se dan a nivel social y político. Ello, generará el  interés de participar en comunidad, como así también, de conocer y estar informado de lo que acontece día a día.
  • Cambios en el sistema político, su institucionalidad y la forma de hacer política: Esto puede parecer un absoluto cliché, pero resulta urgentemente necesario llevarlo a la práctica. La sociedad ve cómo la clase política ha sido incapaz de generar instancias de participación, lo que se suma a una carencia de renovación en las estructuras y prácticas políticas, conllevando a que la política como actividad, sea poco atractiva para la gran mayoría. Por otra parte, resulta necesario crear una nueva institucionalidad sustentada en una nueva Constitución Política, que permita ser el pilar de la construcción de una sociedad más cívica, más participativa (a través de partidos políticos, movimientos sociales, ONG, juntas de vecinos, clubes deportivos, etc.), y más inclusiva.
  • Pluralidad de las fuentes de información: La que debe existir, ya sea en medios digítales, escritos, radiales y de televisión. La diversidad, en cuanto a las líneas editoriales de éstas, permitirá que los ciudadanos puedan decidir a cual acogerse, fomentando a su vez, una visión más crítica y más profunda respecto a los sucesos de carácter político y social.  

No digo que éstas son las únicas variables, pueden existir más. Pienso que la mejor alternativa para construir una sociedad más interesada en la política y más participativa, es que se instaure la inscripción automática y voto obligatorio. Eso sí, sin dejar de lado ninguna de las variables que mencioné con anterioridad. Sería provechoso e interesante, generar un debate entre los lectores de elquintopoder en torno a este tema.

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:

31 de marzo

En tu propuesta, que parece más bien una afirmación, hay un problema en el orden de las variables en torno a un problema que tiene todo el carácter de un zapato chino. El voto obligatorio no es la solución para ninguna de las variables que mencionas y te lo explicaré.

En primer lugar, cuanto al los típicos argumentos ontológicos del deber de votar, creo que decir que es un deber y por eso simplemente legítimo obligar no basta.

Hasta una dictadura puede obligar a sus sometidos a votar porque es un deber hacerlo y no obstante, es claramente ilegitimo ese voto, no sólo porque es producto de la obligación –no existe el deber bajo coacción- sino porque no se ejerce en libertad.

En base a esto, tu argumento del deber obvia que para que una democracia sea de calidad, donde impere la libertad, el pluralismo, la competencia política, el civismo, deben existir instituciones democráticas y una sociedad democrática.

La democracia no es sólo votar. Menos votar obligado. Porque efectivamente es cierto que las decisiones de un gobierno nos afectan a todos, pero el voto por si solo, no nos protege de los malos gobiernos. Para eso se requieren otras instituciones, que no surgen del hecho de obligar a votar, sino de un sistema político altamente competitivo, que se encargan no sólo de protegernos de malas decisiones sino también de evitar dictadura de mayorías.

En segundo lugar, el descontento se puede manifestar votando nulo, blanco, no inscribiéndose, o también, no votando el día de una elección si el voto es voluntario. Todas son formas legítimas y pacíficas de expresar descontento o inconformidad, que se pueden medir y que se pueden llevar a cabo con voto voluntario.

La obligatoriedad del voto, esconde tras su idea de deber, la amenaza del uso de la fuerza estatal contra los ciudadanos…

En tercer lugar, la pluralidad de las líneas editoriales no se impone por decreto. Lo bueno es que ya existen medios independientes y sitios donde la opinión libre circula sin censura.

Y por último, y vuelvo al inicio: todo esto es zapato chino y el voto obligatorio no cambia nada (sólo garantiza electores para quienes ya tienen poder político y controlan el campo político en todo sentido)

¿Por qué? Porque ninguno de los actores hegemónicos del sistema, que han tenido o tienen la posibilidad de implementar las medidas que planteas lo han hecho. Dudo que lo hagan. Pero si quieren voto obligatorio, primero que educación cívica y competencia política.

Saludos

31 de marzo

Estimado Jorge Andrés:

Al poner las variables que mencioné, lo que hago es sustentar que la finalidad de inscripción automática y voto obligatorio, requiere de que se den los tres puntos que mencioné.

Otro tema, si tú planteas que el voto debe ser voluntario. En ese caso, ¿Por qué uno debe pagar obligatoriamente sus impuestos, corriendo el grave riesgo que significa caer en DICOM?. ¿Es más importante votar o pagar impuestos?. En ese caso, se subvaloraría lo que es el deber de eligir a las autoridades, por debajo de lo que es el pago de impuestos.

Nunca he manifestado que la democracia es sólo votar, es cosa de que revises el segundo punto de mi artículo, y sabrás a lo que me refiero. Obviamente, que no es la única solución el voto obligatorio.

Pluralidad de líneas editoriales: Acaso Ud. desconoce a quienes pertenecen la prensa escrita, las radios y los canales de televisión?? Me puede hablar de que exista pluralidad en los medios de comunicación??. Lamentablemente, queda mucha gente en este país que no tiene acceso a los medios digitales. Se supone que la diversidad en lineas editoriales, debe darse no sólo en las plataformas digitales, sino que a nivel global.

Muchas gracias por opinar, Juan Andrés. Si bien tienes una visión distinta a la mía, me parece bien que te hayas expresado.

Saludos

31 de marzo

Estimado Felipe:

¿Cómo haces para que junto con implementar el voto obligatorio, se implementen las otras tres medidas? ¿Esperamos a que se renueven los representantes elegidos por el voto obligatorio?

En eso, hay un vacío que no abordas, y que es tremendamente importante porque se debe tomar en cuenta el proceso político y la intención de voto de las personas.

En cuanto al voto voluntario y los impuestos, y en base a lo que dices, debo suponer que tú apoyas la conscripción obligatoria y no la voluntaria. Pero si no es así ¿Por qué debería ser voluntaria?

En cuanto a las líneas editoriales, me preguntas “¿Acaso Ud. desconoce a quienes pertenecen la prensa escrita, las radios y los canales de televisión?”

No desconozco la existencia de un oligopolio, pero tampoco desconozco que eso es propiedad privada, y que existe libertad de expresión. En su casa usted puede escuchar, decir, pintar y hablar lo que quiera.

Otra cosa es que esos medios cuenten con privilegios que el propio Estado, a través de sus amigos gobernantes de turno, le entrega.

Por otro lado, el tema de los accesos huele a falacia, considerando que existe un número importante de personas que tampoco lee diarios impresos y otro tanto que simplemente no se interesa por ciertos temas.

Insisto la pluralidad no se establece por decreto sino con libertad, libertad de publicar en Internet, con libertad de elegir un proveedor de Internet (que falta en nuestro país), etc.

Saludos

31 de marzo

La respuesta a la primera pregunta: Lo dije en el artículo, debe darse de manera simultánea, es decir, establecer la inscripción automática y voto obligatorio, pero realizando a su vez, profundas reformas políticas, que parten por la instauración de una nueva Constitución. Allí, se debe garantizar la existencia de una mayor cantidad de elecciones populares, y un límite para reelecciones de las autoridades electas popularmente.

Lo de las líneas editoriales, por ejemplo, ¿Por qué crees que cuando hay protestas, solamente muestran el bandalismo, y no las acciones desmedidas por parte de las fuerzas policiales?. Te hablo de los medios de comunicacion que existen, dejando de lado a los medios digitales.

Lo de los accesos, creo que tu visión es demasiado superficial. Los medios de comunicación existentes (los de mayor acceso, principalmente la televisión), te fomentan a que privilegies cosas que en definitiva son superficiales. Prefieren ver Yingo o Morande, en vez de leer un libro o informarse. El mismo sistema que existe, genera esa escala de valores, donde lo banal es lo hegemónico. Si existiese una profunda educación cívica, existiría un mayor interés por lo político, lo social y lo cultural. Este tema, debe abordarse sin obviar las causas que conducen a determinadas consecuencias.

Saludos

31 de marzo

Estimado Felipe,
En ánimo de integrarme al debate, me permito expresar un par de ideas acerca de la obligatoriedad del voto (para comentario, no tan articuladas como para columna).
Tengo la impresión que si a la columna le cambiamos las palabras “obligatorio” por “voluntario”, funciona. Quiero decir que los argumentos decidan sobre la obligatoriedad del voto sobre pasan lo funcional y tienen que ver con un concepción de base acerca de lo que consideraremos democracia.
La posibilidad que el Estado castigue (con multas, como es esperable) la disidencia a votar, recorta el movimiento de acción a la hora de ser discordante con el monólogo político, y la expresión de opinión a través de una simple raya en un papel se vuelve un imperativo, a no ser que posea recursos que permitan saltarse cuantas elecciones se quiera. Esto evidentemente genera una nueva brecha económica y creo que ya tenemos bastantes.
Como se ven venir las cosas, el cambio al sistema no será tan profundo, ya que cada interesado cuidará su pequeña parcela de poder, sustentada en el sistema actual, así que las modificaciones esperables serán marginales. No se imagine un cambio al sistema binominal ni en sus mejores sueños. Como sospecho que será, los votos considerados válidamente emitidos excluirán blancos y nulos. Dicho así, la voz disidente no se escuchará en las urnas, y si se escucha, no es en la forma que se quisiera. Yo no querría que mi (hipotético, por ahora) voto nulo, expresado como un desacuerdo a malos candidatos, propuestas vacías, cosméticas o cualquiera sea mi razón, se traduzca en un voto no emitido válidamente.
Sin embargo, concuerdo en que deben incorporarse cambios a nuestro ser social, que animen a expresarnos (no solo en las urnas), a romper la inercia de quedarse inmóvil o mudo cuando vemos que nuestros “lideres legítimamente electos” nos meten el dedo en la boca, nos prometen lo que saben que no se puede cumplir y nos muestran una incapacidad intolerable a la reflexión.
Cualquier llamado a cambio en la forma de votar debe cuidar que no se fomente la flojera política y el secuestro de la voz ciudadana.
Saludos,

31 de marzo

Estimado Felipe, no sé si realmente leíste mi respuesta, porque sigues respondiendo pero sin abordar lo que te planteo.

Más directo, por qué razón, los actores políticos que dominan el campo político, y que mantienen sus cupos y plazas de poder sin mayor esfuerzo, querrían cambiar la Constitución y el sistema electoral que les permite esos privilegios.

En otras palabras ¿Por qué quienes disfrutan de un sistema que les garantiza poder y bienestar cambiarían ese sistema haciendo reformas políticas?

Ejemplos recientes tenemos muchos, como para dudar de que los actores políticos que controlan el sistema hagan cambios. A eso apunto.

En cuanto a las líneas editoriales y la pluralidad, o no leíste o no entendiste. El punto que cuestiono no es la clara parcialidad y desinformación que generan los medios hegemónicos, sino que el cómo estableces líneas editoriales pluralistas…

¿Por decreto? ¿Indicándole a cada medio como referirse a un mismo tema? ¿No te suena casi dictatorial y totalitario, el hecho que el gobierno este diciendo cómo informar a los medios?

¿Cómo lo harías para evitar que cada gobierno, según su interés, cambie los criterios de pluralidad generando entropía?

Por otro lado, creo que la visión superficial es creer que los medios fomentan algo, sin tomar en cuenta otras variables como el nivel educativo, los intereses personales, etc.

Y de hecho, tu medida siguen partiendo del final, porque aunque por decreto establezcas pluralidad (cosa que deberías definir) y “obligues a las personas a informarse”, sin educación y sin un sistema político competitivo es probable que la gente siga viendo Yingo mientras las mismas familias siguen por años en el Congreso.

Saludos

01 de abril

Creo haber respondido tus preguntas. Pareciera que tú esperas una respuesta de mi parte, que sea de tu gusto, y no mi parecer. Además, en ningún momento he hablado la necesidad de decreto, aparte ¿Por qué sales con lo del gobierno, que busque imponer pluralismo?. Eso debe ser transversal, que todos los sectores se vean presentes, da lo mismo el gobierno de turno que esté.

Si peco de “idealista” en este artículo, si puede ser. Pero acaso, ¿No queremos aspirar a algo?. ¿Qué saca con reclamar, reclamar y reclamar, si no buscas cambiar las cosas como están?

P.S.: Leí tus otros artículos, bastante buenos, temas interesantes. Eso sí, como consejo, creo que para debatir es necesario no dejar de ser humilde para dar su opinión. El debate, siempre debe darse en un clima de respeto por el otro, más allá de las discrepancias

04 de abril

Felipe, en ningún caso te he faltado el respeto o he sido soberbio, toda mi argumentación ha girado en torno a lo que planteas en tu artículo. Tampoco se trata de que respondas lo que yo quiero, sino que respondas interrogantes que surgen en torno a lo que propones y que hasta el momento no abordas.

El foco central de tu artículo es éste, y te cito: “Pienso que la mejor alternativa para construir una sociedad más interesada en la política y más participativa, es que se instaure la inscripción automática y voto obligatorio”.

A partir de ese eje, planteas la necesidad de incorporar una profunda Educación Cívica; Cambios en el sistema político; y Pluralidad de las fuentes de información.

Si te fijas, en tu cita dices “instaurar”. Eso implica decretar o instituir. Y claro ¿Quién tiene la facultad de hacerlo en un sistema como el nuestro? El poder legislativo.

Y claro el poder legislativo podría aprobar el voto obligatorio –con el que no estoy de acuerdo- pero ¿Qué incentivos tienen actualmente para llevar a cabo cambios en el sistema político, por ejemplo?

Y aquí hay un punto importante que no clarificas ni en tu artículo ni en tus respuestas posteriores: hay cosas que puede establecer el poder político –como el tipo de voto- pero otras no –como la pluralidad en los medios-.

Y entonces surge la duda ¿Cómo implementas tu propuesta entonces?

Y el que cuestione tu propuesta no implica ser menos idealista que tú o el no querer cambiar, sólo que el camino al infierno está lleno de buenas intenciones…

Saludos

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Nuevo

El Banco Mundial (WB), entidad monetaria que junto a organismos como el Banco de Desarrollo Interamericano (BID) o el Fondo Monetario Internacional (FMI) constituían las “iglesias” de este culto global ...
+VER MÁS
#Política

La dictadura de los números y su falsa profecía

Se podría pensar que el nuevo gobierno de Piñera apuntará a una restauración mercantilista y conservadora. Así como sería lógico que toda la Nueva Mayoría coincidiera con el Frente Amplio en una age ...
+VER MÁS
#Política

Chile ¿Qué está en riesgo?

La Iglesia Católica carece de líderes de peso, no han sido capaces de encauzar la voz del pueblo, y se han cerrado a dialogar respecto a las agendas valóricas, provocando una desafección de las nuevas g ...
+VER MÁS
#Sociedad

Papa, amigo. ¿El pueblo está contigo?

El resultado de las negociaciones no será un simple acuerdo administrativo como algunos han planteado, sino que dará indicios de cómo se configurarían las relaciones de partidos y bloques en el Congreso ...
+VER MÁS
#Política

Episodio Zaldívar: la señal de alerta para la centro-izquierda

Popular

Los establecimientos educativos existen para entregar herramientas que le permitan a los estudiantes poder desarrollarse en el mundo que les tocó vivir para poder mejorar sus oportunidades de tener la mejo ...
+VER MÁS
#Educación

Celulares en colegios y el sillón de Don Otto

Para tener una mirada comprensiva del establecimiento del modelo neoliberal de nuestro país, tenemos que remontarnos a una época previa a las guerras mundiales
+VER MÁS
#Política

Hijos del Capitalismo ¿Por qué somos así?

Es posible que alguien que no tenga un conocimiento adecuado de la PSU realice rankings de las escuelas basados en sus puntajes y realice inferencias respecto de su calidad
+VER MÁS
#Educación

La responsabilidad de #DataChile

La ciudad debe ser planificada según un flujo circular al igual que la naturaleza: tomar, hacer, usar, retomar, rehacer, reponer.
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Por una ciudad inteligente con ciudadanos inteligentes