#Política

Los partidos sí importan

1 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

 

Hoy día no está de moda decir que los partidos políticos son importantes. Es más, está de moda decir que los partidos han traicionado a la ciudadanía, y que la "clase política" no está a la altura de los actuales acontecimientos.

En parte de ese discurso se aprecia un sesgo generacional, profundizado por las movilizaciones estudiantiles de este año. Parece que los viejos políticos ya no están en sintonía con los nuevos tiempos ni con las personas que los protagonizan. ¿Es esto normal o es un síntoma de que el actual sistema de partidos está colapsando?

Si bien nada es en blanco y negro, creo que el fenómeno tampoco es de una extravagancia absoluta. Con los profundos avances tecnológicos y cambios sociales que se producen en nuestros tiempos, es bastante razonable que una persona que nació en 1960 vea al mundo y sus desafíos de una forma diferente a alguien que nació en 1990.

Para la generación de políticos que ya venían teniendo protagonismo desde antes del golpe de Estado, la tarea era bastante clara y evidente: después de optar por la vía política para acabar con la dictadura, había que volver a juntar al centro con la izquierda, devolverle la democracia a Chile y alcanzar un nivel razonable de crecimiento junto a mayores grados de justicia social. Objetivamente, y dadas las amarras institucionales, no era mucho más lo que se podía hacer durante los primeros años de la transición.

Por cierto, la generación que nació en dictadura y que se desempeñó en cargos de gobierno en democracia tenía una misión muy diferente. Había que replantearse los objetivos, imaginar un modelo de sociedad distinta, perder los miedos y avanzar hacia otro lenguaje y otra forma de acción política. Este proceso ha sido más lento que el anterior.

Y por último, los jóvenes nacidos en democracia nos enfrentamos a otra realidad. No tenemos que perder ningún miedo porque nunca hemos tenido miedo, nos cuesta mucho menos imaginar una sociedad distinta pues nacimos en el mundo de la información y la conexión al instante, no tenemos que responderle a viejas estructuras ni a dogmas pre-establecidos, podemos perfectamente cuestionarnos si es bueno o no que el centro y la izquierda sigan unidos, podemos pedir educación sin lucro y al mismo tiempo emprender nuestro propio negocio porque no tenemos prejuicios.

Ante tales diferencias hay que resolver si las nuevas generaciones debemos romper de plano con las anteriores o bien buscar la manera de complementarnos y trabajar en conjunto. Para mí, la coexistencia de todos estos valores es un activo en sí mismo. No tiene mucho sentido que cada vez que las circunstancias cambien se desarrollen nuevos movimientos que rompan con todo lo anterior, se catapulte a los partidos políticos y se excluya del debate a todo quien tiene una visión distinta. Una sociedad que se autodestruye constantemente tiene pocas probabilidades de alcanzar el desarrollo y el bienestar.

Y aquí está el gran potencial que tienen hoy en día nuestros partidos: ser el lugar donde todas estas generaciones y sus respectivas visiones se encuentran, dialogan y construyen en conjunto un proyecto político para una sociedad compleja.

Sin embargo por ahora es sólo un potencial. Faltan en los partidos mayores espacios de encuentro junto con una reestructuración profunda de su orgánica, de sus procesos democráticos y un sinceramiento de sus posturas ideológicas y programáticas. Eso es algo que podemos hacer entre todos, los que nacieron en los 60’s y los que nacieron en los 90’s.

——

Foto: 0sama / Licencia CC

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:

15 de diciembre

Muy Buena Columna! Felicitaciones !!

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Nuevo

La fauna que no tenemos en abundancia en la naturaleza, sí la tenemos en la televisión, y a diferencia de la primera, a esta la cuidamos, veneramos... Y seguimos.
+VER MÁS
#Sociedad

Fauna televisiva chilensis

Esperemos que este estándar ético que han fijado los socialistas y que exige la ciudadanía, no se relativice con el transcurrir del tiempo, sino que más bien se consolide y se haga transversal al sistem ...
+VER MÁS
#Política

Más que un acto… ¿Un Estado de corrupción?

La producción de la serie ha debido recurrir a la imaginación sociológica para configurar en la trama el estudio incipiente del comportamiento humano en los albores del FBI por entender lo inentendible: ...
+VER MÁS
#Cultura

David Fincher: Perspectiva e imaginación sociológica en Mindhunter

Aunque un tal Matteo Renzi ha vuelto a instalar la idea, no es más que el caballito de batalla de políticos desesperados en circunstancias difíciles. A veces los puentes se caen… y eso sucede muchas ve ...
+VER MÁS
#Política

Hay puentes que caen antes de la primera piedra

Popular

El Chile de todos no merece un gobierno de derecha que signifique retroceder en los cambios de largo aliento, sino más bien uno que se atreva a generar políticas responsables que no dinamiten el camino t ...
+VER MÁS
#Política

El eterno retorno: Desafíos de la centro-izquierda chilena

Con la escasa información y poca congruencia que aún se tiene de los programas de los candidato(a) s a la presidencia y de cara a los resultados a obtener a marzo del 2022 así: ¿No sería lo mismo el ca ...
+VER MÁS
#Política

¡Atención electores de Chile!

Es bueno cuestionarlo aunque sea en tono sarcástico como lo hago en este texto. Y es urgente hacerlo en días en que el lugar común intenta disfrazar una movida comercial empresarial de algo que necesita ...
+VER MÁS
#Política

Visita del Papa: el nuevo triunfo empresarial

Para algunos, en lugar de la resignación, la única alternativa podría ser la violencia, lo que supondría un retroceso en el desarrollo de la humanidad y un nuevo golpe contra la paz mundial.
+VER MÁS
#Internacional

España, capital Bagdad