#Política

#EstoyConGuillier: Aferrarse al poder a cualquier costo

1 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

imagen

Es un hecho. Finalmente Alejandro Guillier es el primer candidato presidencial proclamado por un partido del oficialismo, aún sin ser militante del mismo. Con un confuso discurso sobre su carácter político -pero apartidista y defendiéndose de quienes lo acusan de populista- el ex rostro de televisión se ha convertido en el Pedro Aguirre Cerda de nuestra época.


Es de esperar que también la izquierda y centro izquierda de nuestro país sea capaz de reinventarse y ofrecer un proyecto concreto y coherente para competir con la nueva centro derecha y así, podamos todos participar de una democracia seria, sana y sostenible.

Sin duda el buen resultado de las últimas encuestas han posicionado al Senador independiente como el más competitivo dentro de la Nueva Mayoría y el único -aparentemente- con la capacidad de dar continuidad al programa de Gobierno (vaya mérito). Pero lo que más llama la atención es cómo los partidos de Gobierno parecen sentirse absolutamente cómodos con este candidato del cual hasta ahora casi no se conocen ideas ni posturas, pero cuya popularidad parece ser la mejor opción para lograr la permanencia en el poder.

Lo anterior confirma de una u otra forma que más allá del proyecto político, si es que alguna vez lo hubo, la Nueva Mayoría no pasa de ser una plataforma electoral funcional a la élite progresista que en momentos de crisis se aferra a personajes carismáticos para disfrazar su propia agenda detrás de un candidato “ciudadano” pero que probablemente está más vacío de lo que están hoy las arcas fiscales gracias a las reformas del Gobierno. Pero además, esto demuestra la incapacidad absoluta de los partidos de centro izquierda de ofrecer liderazgos nuevos con contenido dentro de sus propias filas, optando por construir sobre un carisma sin planteamientos pero cuyo envidiable talento para “escuchar a la gente” puede llevarlos nuevamente a la victoria, a cualquier costo.

El PS parece haber quedado totalmente fuera de juego, a pesar de haber sido (mal que mal) el único partido en darle a Chile la primera Presidenta y la primera reelección de una candidata desde la vuelta a la democracia. Pero quien fuera en su momento una de sus mejores cartas, Isabel Allende, finalmente debió retirarse de la carrera para darle espacio al (convenientemente doble militante) ex presidente Lagos. Sin embargo, el gesto parece haber sido inútil pues a pesar de todo su despliegue, Lagos ha sido incapaz de entusiasmar a los partidos y mucho menos a la ciudadanía. Mientras, Insulza sigue tratando de buscar un cupo en las primarias (algo que viene haciendo irresponsablemente desde antes que fuera agente en La Haya) pero a estas alturas es más probable que el Pánzer gane el juicio por el Silala que la nominación socialista.

El PPD por su parte, a pesar de tener un ex presidente en primera fila como candidato, tampoco ha querido tomar la decisión de apoyar a Lagos formalmente, probablemente porque entienden que casarse con Lagos implica más bien volver a la lógica concertacionista (algo bastante sensato por lo demás, considerando el éxito que tuvieron como coalición durante 20 años) en lugar de dar continuidad al proyecto transformador de la Nueva Mayoría. Y aunque Jorge Tarud planteó en su momento con bastante valentía que los tiempos nos están para las nominaciones a dedo, lo más probable es que el PPD opte por una opción más pragmática o instrumentalista, como es el carácter histórico del partido, y termine apoyando al ex presidente, pero sólo porque entienden que mantener a Lagos en carrera es en el peor de los casos la antítesis que se necesita para fortalecer aún más a Guillier y lograr el objetivo final.

Finalmente, tanto la DC como el PC seguirán la estrategia que les ha dado los mayores réditos hasta ahora y que explica en gran parte por qué decidieron unirse en un pacto político a pesar de sus profundas diferencias; esto es, apostar a ganador. Mientras los comunistas siguen dando señales de acercamiento al senador por Antofagasta cada vez más evidentes, la Democracia Cristiana hará todo lo posible por no pasar desapercibida durante estas elecciones (como ha pasado sin pena ni gloria por el Gobierno), pero sin poner en riesgo su posición de bisagra que les asegure algún pedazo de la torta para el próximo periodo. Y si bien existe una posibilidad de que la DC presente un candidato, a menos que jueguen una carta fuerte y con carácter propio (como Mariana Aylwin tal vez), su participación en una eventual primaria será solamente un saludo a la bandera como Orrego en 2013.

Pero más allá de todo el ajedrez y desfile de candidatos,  el escenario dentro de la Nueva Mayoría genera finalmente una cierta preocupación por el camino que ha tomado la estrategia electoral de la izquierda; y es que la forma en que los partido adhieren al populismo creciente, sólo contribuye a un ambiente más polarizado con poco espacio para el debate real de ideas. Es de esperar que también la izquierda y centro izquierda de nuestro país sea capaz de reinventarse y ofrecer un proyecto concreto y coherente para competir con la nueva centro derecha y así, podamos todos participar de una democracia seria, sana y sostenible.

 

TAGS: #AlejandroGuillier #Elecciones2017 #NuevaMayoría #Presidenciales2017

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:

11 de enero

Señor Evopoli: En su sector el candidato será Piñera y usted votará por él para intentar que la derecha obtenga el poder, aunque mande a Kast a una primaria que no ganará.
Deje que la izquierda resuelva sus problemas, mire que ver la paja en el ojo ajeno no es bien visto.

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Nuevo

Piñera tuvo la falta de ética de designar como director de Gendarmería de Chile a Iván Andrusco, quien fuera miembro de los aparatos represivos de la dictadura en un organismo conocido como la Dicomcar ...
+VER MÁS
#Política

La Lista de la Desvergüenza de Piñera: Derechos Humanos y Codelco

No hay espacios para avanzar cuando mi meta es que pierda el otro, solo se avanza cuando nuestra meta es solo que gane Chile.
+VER MÁS
#Política

Mi discurso presidencial

Soluciones existen, sin embargo, hoy el real problema radica en la falta de voluntad política de las entidades públicas, pues el Estado o los municipios son a menudo tan malos pagadores para las pymes com ...
+VER MÁS
#Política

La necesidad de agilizar proyecto que apura pago a pymes

¿Cómo podemos creer que Piñera logrará un alto crecimiento en un eventual nuevo gobierno? Considerando que él no fue el causante de ese alto crecimiento, por lo que no se puede asegurar de que Piñera ...
+VER MÁS
#Economía

El crecimiento económico de Piñera: ¿Logro del gobierno o mera suerte?

Popular

Sebastián Piñera intentó implementar una política presidencialista, plebiscitaria, técnica, suprapartidaria y eficientista, basada en el objetivo de articular a la derecha, al tiempo que maximizaba foc ...
+VER MÁS
#Política

Las falacias de la excelencia gubernamental de Piñera

Hoy la esclavitud no está legitimada, pero se calcula que existen unos 38 millones de esclavos en el mundo, por ejemplo en India es una realidad que se oculta y allí hay unos 16 millones esclavos.
+VER MÁS
#Economía

Lo que oculta la globalización ¿Comprarías cosas hechas por esclavos?

Mi conclusión es que Sebastián Piñera en materia de educación defenderá los intereses de los nodos principales de su red: sostenedores privados y Ues privadas.
+VER MÁS
#Educación

Red de Piñera en educación: sostenedores privados, Elige Educar y Ues privadas

Lo que antes era una carrera ganada para el expresidente, hoy es la madre de todas batallas y el resultado ahora más que nunca es incierto.
+VER MÁS
#Política

La segunda vuelta, la madre de todas las batallas para la derecha