#Política

El fin de las ideologías (parte 2)

8 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Ya no vamos a defender a la tierra y a la naturaleza del gran capital, vamos a defender a la Pachamama. No se acerca un cambio generado por la humanidad y sus luchas, se acerca “la Era de Acuario”. Mucha tele parece. Olvidan que la razón debe acompañarnos siempre en nuestro camino y que debemos vencer todo género de oscurantismo. Perdemos la racionalidad mientras ustedes se distraen con teorías conspirativas ridículas como que los Illuminati aquí, los Illuminati allá. ¿En qué momento se perdió el foco?

Tuvimos una candidata que se decía de izquierda (Roxana Miranda) pero que en su franja proponía, textualmente, “diluir el Estado”. Esa no es una política de izquierda, de hecho es lo que han estado haciendo los gobiernos de la Concertalianza estos 24 años. “Diluir el Estado” ¡Ja! ¿Será que lo dijo por ignorancia de lo que es el socialismo o simplemente a ella y a los demás “se les pasó”?

Me avergüenza el espectáculo que algunos de nuestros “compañeros” daban por los medios. Sus garrafales errores, nacidos de la ingenuidad y la desinformación, quedan embalsamados en ese momento en que “Cogollo” Larraín (un marihuanero farandulero) dice que Salvador Allende, léanme bien, “era nacionalista” (¡o sea nazi!) “porque había nacionalizado el cobre”. Y se sentía orgulloso de decirlo, el pobre.  Claro, es que como nacionalizar se parece a nacionalismo… ¡Peor si la izquierda siempre ha tenido una vocación internacionalista, universalista, eso incluye de forma insigne a Allende! ¡Todo lo contrario al nacionalismo!

Uno de nuestros sueños fue vivir algún día “todos juntos”, y lo mantenemos. Ninguna persona u orgánica de izquierda puede invocar el nacionalismo. Y digo también orgánica porque, vaya chascarro, algunos movimientos nuevos se están poniendo así, como algunos que apoyaron a Marcel Claude. Que show más postmoderno y ridículo de ver.

Ah pero eso no es todo, otros caen en generalizaciones burdas al identificar a “nuestros enemigos”, dirigiendo sus dardos contra razas y pueblos enteros, tales como “gringos” y judíos. Eso, perdónenme, pero es racismo y no es coherente con nuestras ideas. Los operadores del Capital son nuestros adversarios, y estos no tienen raza ni tienen fronteras. Nunca debe serlo un pueblo entero, el cual también es obrero, también está sometido y también sueña. Y de un extremo pasamos al otro.

Del racismo casi nazi de algunos, al “entreguismo” irracional ¡de los mismos! Llega el Fallo de La Haya y los ingenuos celebran que “los Angelini hayan perdido un trozo de mar”, como si el fallo afectara al capital. ¿Acaso en Perú no hay capital? ¿Acaso no acaba de ganar? Y peor aún, no se dieron nunca cuenta que el gran damnificado del fallo fue el pueblo boliviano, al que llaman hermano, que ve alejarse sus posibilidades de tener una salida al mar. ¿Dónde está su coherencia cuando un día se enfrentan al capital multinacional en defensa de la dignidad de Chile y al otro día festejan que este mismo se lleve el mar a costa de la dignidad de Bolivia? Ah, es que no lo habían pensado.

La verdad señores es que su análisis es pobre y lo que les falta es altura de miras, no sólo consecuencia. No falta el izquierdoso bonachón que admira al tirano de extrema derecha Vladimir Putin, al dictador de “izquierda” Kim Jong, un tal homófobo ucraniano Yanúkovich, o que incluso se siente identificado con los yihadistas islámicos. ¿Qué tienen que ver ellos con nosotros? Nada, absolutamente nada. Está también aquel camarada que adopta actitudes negativas y pierde la esperanza. “Que Allende fue el último presidente de izquierda, y no habrá otro”, y, claro, ya no va a votar. Como varios piensan igual, puede que su errada profecía se cumpla pero en parte por culpa de su desidia. Si hasta se ha dicho que la lucha electoral es inútil, ¡o que ni siquiera es lucha!

Que vil mezcla de arrogancia y cobardía. Sabemos lo mal que se encuentran nuestras instituciones y nuestro sistema político. Una vez, Roxana Miranda quiso compararlo con la época colonial diciendo que en ese tiempo ¡las cosas eran mejores!, “si hasta existía el derecho a rebelión”, añade. Completamente falso, si en la Colonia no había democracia sino monarquía y en las pocas votaciones que se daban sólo participaban los aristócratas (sólo hombres además). Y no podemos invocar el “derecho a rebelión”, que es un derecho medieval, teniendo en cuenta que los ideólogos de derecha los usan para justificar el golpe del 73. No nos pongamos a su nivel.

Ese pretendido derecho, de naturaleza intrínsecamente violenta, nunca ha dado buenos resultados a través de la historia, y aún menos para nosotros. Porque, les recuerdo, “ellos tienen la fuerza y pueden avasallarnos”. Esa entrevista a Roxana fue casi penosa. ¿Cómo hemos llegado a falsear la historia? Si se quieren graficar los problemas actuales no es necesario hacer comparaciones falaces. Imagínense que en la franja de Marcel Claude se decía que el pueblo mapuche constó en su época de 1.000.000 de almas, cuando sabemos que nunca superó las 350.000. Ambos episodios serían el hazmerreír de cualquiera que sepa de historia de Chile.

Otros, pareciera que ante la ausencia de algo en qué creer, unen el proyecto de izquierda con el esoterismo, el chamanismo, la astrología y todo tipo de supersticiones anacrónicas tratando de fundamentar sus sueños.

Ya no vamos a defender a la tierra y a la naturaleza del gran capital, vamos a defender a la Pachamama. No se acerca un cambio generado por la humanidad y sus luchas, se acerca “la Era de Acuario”. Mucha tele parece. Olvidan que la razón debe acompañarnos siempre en nuestro camino y que debemos vencer todo género de oscurantismo. Perdemos la racionalidad mientras ustedes se distraen con teorías conspirativas ridículas como que los Illuminati aquí, los Illuminati allá. ¿En qué momento se perdió el foco?

Y como cada loco con su tema, y como hay de todo en la viña del señor, lo que finalmente está pasando es que se ha caricaturizadp a nuestras luchas. ¿Cómo vamos a hacer crecer nuestro nicho si somos objetos de burla? Hace falta seriedad. Y nuestros “líderes” no ayudan. Uno, un personaje de novela con carácter de Quijote más que de candidato. El otro vestido de Jedi. Y la otra entregando un permanente mensaje de que en la izquierda “verdadera” sólo puede haber pobres y gente que vive en población, diciendo la palabra “pueblo” cada dos frases sin nunca haber definido tal término. Nadie lo ha hecho, por cierto. ¿Qué es el pueblo?

¿La gente que gana menos de $1.000.000? ¿Menos de 500.000 pesos? “¡Sólo el pueblo puede tomar las decisiones!” “¡Sólo en el pueblo confiamos!” ¿Y que mierda es eso? ¿Es esa gente que ve teleseries, acostumbrada a los bonos del Estado subsidiario y que jamás vota por nosotros?  ¿Y quien hace la diferencia entre “pueblo” y “no-pueblo”? ¿Una vez hecha a los demás los marginamos? No me parece democrático. Ni lógico, teniendo en cuenta lo alienadas que están las clases populares por 40 años de oscurantismo. En campaña lo comprobamos (y en las votaciones).

Es tragicómico: casi no sabemos de qué estamos hablando. O para decirlo mejor, renovamos la lucha pero nos quedó el vacío ideológico. ¡No permitamos que el fin de la historia propugnado por el neoliberalismo se vuelva realidad! ¡Levantémonos de las cenizas y ayudemos a traer de una buena vez el amanecer! ¿Cómo? Primero, todo el que se vio identificado en esta columna parta a estudiar. Segundo, consigamos madurez y seriedad para convertirnos en un proyecto factible de ofrecer al pueblo chileno. Tercero, pongamos fin al pendejerío y al purismo pretendido que nos impide la unidad. Cuarto, ¡no más personalismos de caricatura como candidatos y no más izquierdosos de caricatura como votantes! Nuestras huestes deben ser la envidia y el ejemplo para el mundo entero, un ejemplo de cómo se vive el progresismo en la vida como en la ideología.

Y finalmente, vayamos contracorriente del ideal neoliberal y volvamos a leer historia  y humanidades en general. Nos harán más capaces. Nuestros sueños y su cumplimiento están en manos de ustedes, ¡de todos nosotros! Más que un orgullo debe evocarnos un fuerte sentido del deber. Debemos ser zurdos responsables e inteligentes. ¡Sólo así florecerá en Chile esa esquiva y tardía primavera que tanto hemos esperado!

* Segunda parte del artículo “El fin de las ideologías”

—–

Foto: Eduardo Siquier Cortés / Licencia CC

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:

16 de febrero

Fe de erratas: “peor” en vez de pero. Soy perfeccionista XD

17 de febrero

Desde el primer párrafo comenzamos con errores. Primero, Roxana Miranda no se declaraba de izquierda sino que de abajo. Lo que implica una fuerte carga simbólica respecto de su posición política. Ella encarna a los de abajo, los pobres, los oprimidos, aquellos a los que Marx los invitaba a tener conciencia de clase y a no caer en los ideologismos tales como el “izquierdismo”, los que derivarían casi siempre en una “falsa conciencia”. Segundo, y en una línea similar, debemos recordar con Marx que el “telos” de todo proyecto emancipatorio es la supresión del Estado. Solamente disolviendo el Estado en el fin de la historia los hombres podrán relacionarse únicamente en su condición de hombres. El Estado, por el contrario, será siempre una superestructura de dominación, un epifenómeno de la base de las relaciones de dominaciones, el reflejo del poder de quien esté a la cabeza en la lucha de clases.

20 de febrero

Al menos tu si lo presentas d forma ideologica. Pero no puedo concordar. Si Roxana dijo eso pq era anarquista, q es lo q ya me han dicho, imposible q haya postulado a Presidenta d la República. Porque, por favor, no puede haber un gobierno anarquista. Y el Estado en las actuales circusntancias no puede desaparecer. Quizas en 200 años más cuando la humanidad sea diferente y sea capaz d autogobernarse. Empezemos por educarnos para eso entonces. Pero cuidado con las utopias impracticables.Tratando de alcanzar el Cielo se puede crear un Infierno en la Tierra

17 de febrero

Últimas observaciones y dejo de molestar:

(1) Esta entrada (las dos partes) debiese haber tenido como subtítulo “diagnóstico sobre la izquierda postmoderna” o algo por el estilo. La tesis del fin de las ideologías está más explícitamente en la primera parte. En esta segunda más bien se analiza críticamente el fenómeno contingente de los candidatos de izquierda y su falta de consistencia ideológica.

(2) Estoy de acuerdo el diagnóstico de los candidatos. Roxana era interesante como símbolo, pero no me convencía intelectualmente y Sfeir interesantísimo por sus ideas de vida no convencionales a las cuales adhiero (cuidado activo del ambiente, vegetarianismo, educación integral, uso de medicina complementaria) pero no me convencía políticamente. Demasiado “amarillo”.

(3) “Es tragicómico: casi no sabemos de qué estamos hablando. O para decirlo mejor, renovamos la lucha pero nos quedó el vacío ideológico.” Aunque en el anterior comentario diferí de la tesis del “fin de las ideologías”, ahora entiendo el contexto mejor. Sin embargo, sigo pensando que es una cuestión más bien propia del ser humano el ser irracional y desideologizado (documentales “Siglo del yo”, de la BBC, ahí hay buenos argumentos sobre la irracionalidad humana siendo manipulada) y que las corrientes políticas se aprovechan de esta condición para proliferar, pero esa sería una discusión bizantina que no resuelve nada, así que mejor dejarlo ahí no más.
…….. ……… ……..
……..
179 visitas la primera parte. 55 esta segunda hasta hoy. El diario Uno cerró por falta de compradores. El ciudadano hace colectas para mantenerse vivo. También puedes ver una bajísima cantidad de lecturas en rebelion.org y no se me vienen más webs a la mente. No importa. El punto es que tu postura está bien estructurada y, no sé si por consecuencia de ello, pero es impopular. Si te tiras a algo voto por ti con tranquilidad, pero mi círculo es tan chico y tan apático como la mayor parte de los chilenos así que no te aseguro muchos votos.
No obstante soy medio pesimista ¿Pides estudiar, cuando los estudiantes chaquetean de lo lindo al “mateo”? ¿Pides seriedad cuando hay opiones como ésta http://www.elmostrador.cl/opinion/2014/02/17/el-empoderado-kramer/? Y te aseguro que no es el único.
Un asco, un sabor amargo permanente y sé que no acabará mientras viva, porque es una lucha que ha tomado y seguirá tomando generaciones.

PD: ¿cuál es la “izquierda”? ¿quién es el “pueblo”? ¿qué “racionalidad” es la apropiada para el proyecto? Quizás tengas tú definiciones, pero hace falta compartirlas, porque no se puede estar infiriendo todo siendo el texto muy retórico en varios puntos.

20 de febrero

No puedo dejar d sorprenderme contigo Luis. Podría haberle puesto “Diagnostico d la Izquierda Postmoderna Chilena” pq d hecho eso es lo q es. Pero era fome XD. Aún así tu capacidad d síntesis es asombrosa. Debo decir q si mi columna es retorica es muchos puntos es pq quiero invitar a pensar, y pq creo aún en la capacidad d los demás. Mis respuestas las tengo y te las puedo dar, pero no es mejor alumno aquel q aprende d memoria lo q le dicen, sino aquel q contesta por sí mismo las problematicas q se le presentan. Por último, y como creo en el meliorismo, sé q las personas puedes ser mejores
Y así como los individuos, también pueden serlo los pueblos. Como? A través del estudio. Tu sólo preocupate de ayudar al q tengas al lado. Ya veras como llega siempre la Aurora

20 de febrero

Y olvidate de la popularidad. De eso puede preocuparse la farandula. Los q entendieron d q se trataba, es pq a ellos iba dirigido. Si quieres algo d mí, puedes escribirme a mi correo fabiosalinasb@gmail.com Saludos compañero

21 de febrero

Jaja tmb me gusta la palabra “bizantina”, entre otras cosas por su origen histórico (lo conoces cierto?) Definitivamente Luis G eres mi hermano perdido. Dejo tmb mi tuiter @fabiosalinasbug (Fabio SB)

FABIO ALONSO SALINAS OJEDA

05 de marzo

EXCELENTE COLUMNA…

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Nuevo

Aunque un tal Matteo Renzi ha vuelto a instalar la idea, no es más que el caballito de batalla de políticos desesperados en circunstancias difíciles. A veces los puentes se caen… y eso sucede muchas ve ...
+VER MÁS
#Política

Hay puentes que caen antes de la primera piedra

La industria 4.0 se apoya esencialmente en el análisis de grandes volúmenes de datos, la computación en la nube, la ciberseguridad, la robótica y la integración de los procesos. Se aspira a que toda em ...
+VER MÁS
#Tecnología

Hacia una empresa inteligente

Con la escasa información y poca congruencia que aún se tiene de los programas de los candidato(a) s a la presidencia y de cara a los resultados a obtener a marzo del 2022 así: ¿No sería lo mismo el ca ...
+VER MÁS
#Política

¡Atención electores de Chile!

Esto no se trata de quién gana y quién pierde, se trata de devolver la vida al boxeo, en general como historiador escribo columnas sobre la época dorada del boxeo entre 1930-1960 cuando el boxeo llevaba ...
+VER MÁS
#Deporte

La vuelta del público al boxeo

Popular

El Chile de todos no merece un gobierno de derecha que signifique retroceder en los cambios de largo aliento, sino más bien uno que se atreva a generar políticas responsables que no dinamiten el camino t ...
+VER MÁS
#Política

El eterno retorno: Desafíos de la centro-izquierda chilena

Sólo nos quedará ver que pasa en la segunda vuelta, con los mismos actores que conocemos desde la vuelta de la democracia, que aunque las reglas han cambiado y nuevos actores han entrado, siguen siendo lo ...
+VER MÁS
#Política

Segunda Vuelta: La antesala de una crónica anunciada

Es bueno cuestionarlo aunque sea en tono sarcástico como lo hago en este texto. Y es urgente hacerlo en días en que el lugar común intenta disfrazar una movida comercial empresarial de algo que necesita ...
+VER MÁS
#Política

Visita del Papa: el nuevo triunfo empresarial

Para algunos, en lugar de la resignación, la única alternativa podría ser la violencia, lo que supondría un retroceso en el desarrollo de la humanidad y un nuevo golpe contra la paz mundial.
+VER MÁS
#Internacional

España, capital Bagdad