Columna en Política
5
Difunde: Whatsapp

Alto a la ofensiva anti-inmigrante de la derecha chilena

4

En estos días pasados, Chile Vamos a través de los medios de comunicación ha salido a pedir “deportación” y “expulsión” de inmigrantes, aumento de control a extranjeros y endurecimiento de las leyes, al mismo estilo de Trump. ¿Cuál es su propósito?


Los y las inmigrantes en Chile buscamos mejores oportunidades, desarrollo personal y familiar, para muchos significa sufrimiento, desarraigo, y muchas veces precariedad y miseria.

Sin lugar a dudas asociar a la  inmigración con la delincuencia no es más que una falacia para ubicar un discurso de mano dura y xenofobia, que buscar calar en sectores más atrasados de la población atizando el discurso de la “delincuencia”, y promover políticas punitivas fortaleciendo el aparato estatal represivo. Los verdaderos “delincuentes” no son los y las inmigrantes que buscamos una mejor vida, sino los empresarios, sus partidos y sus instituciones, que buscan un chivo expiatorio frente a la crisis de legitimidad que viven.

Los y las inmigrantes en Chile buscamos mejores oportunidades, desarrollo personal y familiar, para muchos  significa sufrimiento, desarraigo, y muchas veces precariedad y miseria. La causa es este sistema social en donde una pequeña minoría de capitalistas se apropia del trabajo de la gran mayoría trabajadora, provocando, desempleo, hambruna y precariedad. Muchas veces corremos el riesgo de verdaderos carteles de empresarios que trafican con nuestras vidas.

Denunciamos el doble discurso de los empresarios y partidos defensores del modelo económico imperante, que por un lado promueven la inmigración como una forma de utilizar mano de obra barata y desprotegida, buscando hacer competir a los trabajadores para bajar salarios (ahí somos “bien” recibidos) y con un nacionalismo anti-inmigrantes, situarnos como “enemigo interno” como otra forma de división racista y xenófoba.

Emplazamos al gobierno a asumir con responsabilidad la discusión y promulgación de una nueva Ley de Migración, con enfoque de Derechos e inclusiva que garantice la integración social de los nuevos ciudadanos y ciudadanas sin discriminación y con trato humano.

A los chilenos y chilenas conscientes, los instamos a repudiar a esta derecha “trumpista” que agarra fuerza en el mundo y busca llegar al poder en Chile, deben juntarse con sus hermanos y hermanas inmigrantes, de Chile, América Latina y el mundo entero, no sólo en las demandas comunes económicas, sino en la tarea de acabar con toda explotación y opresión, unificando la lucha bajo una sola bandera, el enemigo común es la clase opresora capitalista.

MESA MIGRANTES-RECOLETA

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores. Somos una  comunidad de expresión ciudadana que estimula el diálogo sobre la base del respeto. Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:
Servallas

21 de diciembre

Este asunto de la inmigración ya se sumó a la particular  lucha política chilensis, el tema ya se chacreó, en vez de levantar el nivel del debate si es que lo hay, ya se empezó a usar políticamente, se usa al pobre inmigrante que llega con tantas carencias, con tantas necesidades, con tantas incertezas y miedos, como excusa para luchar contra el otro, para desprestigiarlo y destruirlo, hasta Trump sale al baile.  Al final del día nada de humanismo, a nadie le importa, sólo levantar las banderas.

Juan Montero

22 de diciembre

Creo que a ustedes no les han dicho la verdad, yo se los dire aunque les duela:
A Chile se viene a aperrar con la pala y la picota, no a llorar, a sudar la gota gorda, Chile no es un país del primer y segundo mundo, somos un país del tercer mundo. Lean nuestra historia, se daran cuenta que Chile nunca ha sido amigo del extranjero cuando es forasteros, lo pueden atestiguar los 3000 alemanes que los fueron a tirar en la decima region en el siglo 19, pero hicieron maravillas; los yugoslavos que vinieron al sur y al norte de Chile no la tuvieron fácil y hoy hay familias que son dueños de la mitad del país. Allí tenemos a los judíos y árabes que tampoco la tuvieron fácil, se tuvieron que secar las lagrimas y echarle para adelante y hoy son dueños de la otra mitad de Chile.
Si encuentran que Chile es hostil, tomen sus cosas y larguense de aquí, tomen el ejemplo de los yugoslavos que llegaron en 1997 o 1998, cuando vieron que la tenían difícil, se fueron.
A Chile se viene a aperrar.

22 de diciembre

Si le soy sincero sospecho tremendamente de las personas que hicieron este articulo, quizá sean ladrones o algo asi, porque los inmigrantes que yo conozco lo único que quieren es que los chilenos no los metamos a todos en el mismo saco y hagamos una discriminación justa identificando y separando los elementos indeseables con respecto los que vienen a trabajar honestamente. Así se termina la discriminación injusta de tratarlos a todos como ladrones.

Los delincuentes quieren confundirse con el resto, los honestos quieren leyes que los diferencien.

Además antes de aplicar el modelo que critican los del articulo eramos los chilenos que debíamos buscar trabajo en países vecinos por falta de expectativas en Chile. Probablemente a esta gente le va a gustar mucho menos estar acá cuando se deje de aplicar el modelo y retornará a su país o a otro con mejor expectativa. Y donde estén los delincuentes chlenos o no chilenos alegarán contra leyes anti delincuencia y donde hayan honestos querrán diferenciarse de ellos.

Saludos cordiales

ciudadano_preocupado

22 de diciembre

creo q esta mal enfocada la columna…Yo no soy de derecha y aun asi creo q debemos controlar a los extranjeros q ingresan al país.
Es verdad q hay extranjeros q se parten el lomo trabajando. Pero también hay otros q vienen SOLO a delinquir.

Servallas

22 de diciembre

Ciudadano preocupado, no hay que ser de derechas o izquierdas para pensar lo que Ud. señala, los países establecen regulaciones sobre la inmigración, y si alguien llega a trabajar, a aportar, es una persona honesta y además tiene un proyecto de vida, ¿quien no le dará la bienvenida?, que importa si es blanco, negro, asiático o lleva todas las razas sobre la piel, pero vemos que esta situación  se esta ideologizando feamente, como el caso de este supuesto grupo que escribe este artículo, se autoasumen de izquierda y recién llegan al país, y curiosamente ya entraron como grupo al conflicto político interno, la pregunta es ¿son los inmigrantes los que se autodenominan  así, o es alguien oculto  que los esta utilizando o utilizando la palabra ” inmigrante” para darle duro a su enemigo político?.