#Medios

Querella de Bachelet y la ilusión de la libre expresión

6 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

imagen

La querella de Michelle Bachellet en contra de la revista Qué Pasa ha reabierto el debate sobre la libre expresión y cómo ésta debe llevarse a cabo. Todos han dado su opinión con respecto al ejercicio del periodismo, y la forma en que se debe realizar una democracia,  centrándose en cuándo un medio colabora con un régimen democrático y cuándo no.


Nuestra estructura mediática piensa de una manera y- debido a su penetración-ha logrado por años que muchos creamos que lo que se escribe en sus páginas, o se transmite por medio de sus cámaras, es lo concreto.

De lo que no se ha hablado, sin embargo, es de la intención de confundir el hacer periodismo con la instalación temas, aunque estos no sean reales. Es decir: cuando se trata de crear una realidad sobre la base de ambigüedades de si una autoridad está o no involucrada en un caso judicial.  Porque una vez que esa autoridad es la Jefa de Estado, esto puede volverse peligroso y casi explicar una expresión ideológica del medio.

Y es que no seamos ingenuos: nuestra estructura mediática piensa de una manera y- debido a su penetración-ha logrado por años que muchos creamos que lo que se escribe en sus páginas, o se transmite por medio de sus cámaras, es lo concreto. Convengamos también que esta estructura, por mucho tiempo, no tuvo la necesidad de usar con tanta energía su fuerza como pasa actualmente, ya que la llamada “centroizquierda” nacional estaba entregada a lo que esta informaba y dibujaba.

Hoy, en cambio, la cosa es un poco distinta. Tampoco exageremos diciendo que este gobierno ha desafiado el poder hegemónico con estas reformas, pero lo cierto es que estamos tan, pero tan al extremo ideológico, que una pequeña coma que se cambie ya parece una revolución armada ante los ojos del discurso oficial.

Con esto no quiero hacer teorías conspirativas ni ver tras la publicación de las declaraciones de Juan Díaz un gran trabajo maquiavélico. Sólo quiero recalcar que en Chile los golpes mediáticos han ido reemplazando a los aviones y los tanques de antaño. Hoy, en un contexto lleno de informaciones y de libertad de decir lo que se piensa por medio de las redes sociales, los viejos medios quieren hacer valer sus puntos usando “desprolijidades” como esta.

Es el ejercicio del “honestismo” como arma para hacer un debate de ideologías soterrado. Es la manera de no querer decir que acá hay visiones de cómo concebir el capitalismo que están en disputa. Pero que en vez ser discutidas a rostro descubierto, algunas de estas visiones se prefieren refugiar en llamadas telefónicas poco claras y con testimonios poco creíbles, para así crear una desestabilización que genere sensaciones. Y claro que las ha generado a través de periodistas que más que ser reales exponentes del oficio, son más bien obedientes empleados de un relato.

Dicho esto, ¿es una buena idea presentar una querella en contra del medio que realiza el artículo? No está muy claro. Esto lo digo porque una actitud así es compleja en un país en que muchas veces el discurso de la libertad de prensa intenta acallar otro más importante: la concentración de los medios en dos o tres personas con ideas claras y con negocios también muy claros.  Es por esto que los empleados del mes esconden su sumiso trabajo como si fueran héroes de la democracia, y no simplemente personas que cumplen con lo mandatado por el jefe.

Está bien, discutamos sobre lo que hizo o no Bachelet, pero antes seamos lo suficientemente honestos para realizar un ejercicio más complicado: preguntémonos si es natural que los dueños de los diarios, radios y hasta canales sean las mismas personas que tienen medios de producción. Una vez que nos respondamos esa pregunta y hagamos algo al respecto, entonces ahí podremos seguir regodeándonos en nuestras banderas democráticas sustentadas en hermosas ilusiones.

TAGS: filtraciones Libertad de expresión LIbertad de Prensa Revista Qué Pasa

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:

01 de junio

Francisco, no recuerdo haber leído, un comentario vuestro cuando las acusaciones (filtraciones) denostaban a personajes de la derecha, politicos,o empresarios, hoy rasgan vestiduras porque ? es la Presidenta, ella debió querellarse contra quien las dijo, don JUAN DIAZ , no contra quien, quienes, la publicaron,¿recuerdas Protocolo a Carabineros, no participaran Programas investigación periodísticas,de la tv, Censura , periodistas de la moneda ,Ley mordaza, ahora Querella? luego será, cerrar medios, encarcelar periodistas,FIN LIBERTAD EXPRESIÓN,

01 de junio

Piñeragate sí fue un golpe mediático. Esto de la conversación de la Bachelete hubiese pasado rápido sin pena ni gloria si ella no hace escándalo. Dicen que hay mandatarios que buscan cualquier cosa para desviar la atención de algo.

Pero que es lo antinatural si los medios de comunicación también son medios de producción, son empresas, si no estuvieran en manos de empresarios no serían empresas. Están en el círculo empresarial sea éste grande o chico como en nuestro caso.

Perdóname pancho pero decir que la “centroizquerda” nacional ha estado entregado a lo que dibujaba la estructura empresarial de los medios yo lo encuentro fuera de la realidad. Una cosa es quien es el dueño del micrófono y otra quien lo usa. Quizá van a censurar un reportaje contra isapres en un programa patrocinado por isapres o este tipo de cosas. Este es prácticamente el único portal ciudadano masivo donde la editorial permite que yo exprese mis ideas. Hasta en el de Cooperativa después de uno o dos comentarios me suprimen los siguientes durante un tiempo. Pongo la radio y fuera de la Agricultura no escucho nada en armonía con mis ideas, nada. Tampoco encuentro nada leíble fuera de El Mercurio. Nose porque esta eterna cuestión patológica de supuestos poderes empresariales opresores o algo asi. Sinceramente siento que yo sí he vivido muy reprimido para expresarme. Creo que uno de los dos esta muy equivocado en esto.

En fin, tus columnas igual son muy buenas.

Saludos

01 de junio

Jose Luis.

Cuando se implica a una persona en un hecho delictivo, esa persona esta siendo falsamente acusada. Asi que es su derecho el demandar porque sino, personas ignorantes van a creer que lo que se publico es cierto. Como ha pasado en infinidad de casos, de miles de personas acusadas falsamente y cuyas caras han aparecido en diarios como culpables de crimenes horrendos y cuando se prueba su inocencia, apenas aparece una nota en la pagina 40 del diario.

Lo que me extraña es que se le de tanto bombo a lo de Bachelet, cuando lo que se publico sobre Longueira fue peor: lo acusan de maquinar secuestros e incluso cosas peores. ¿Que creo, que lo que dijo Diaz (si fue el) es cierto? Entonces Longueira es un secuestrador. ¿Ve ahora la gravedad de lo que hizo Revista Que pasa?

01 de junio

Eso es muy cierto Marcela. Creo que todo el mundo lo entiende.

Pero la forma tan explosiva y mediática de victimizarse la podría entender en el mismo Longueira u otros políticos que se pelean los medios en forma natural, no en un primer mandatario. Era cosa de mandar un equipo con los doce mejores abogados del país y de una hacen pebre a la revista y ella le dice a los medios que hablen con sus abogados porque tiene cosas mas importantes, punto, ella es la presidenta de Chile. Pero esto de “la canallada”, “voy a demandar”… nose, hay algo raro.

Que me gusta que haya vuelto Marcela.

Saludos

01 de junio

La libertad de expresión no es una ilusión. Estas ejerciendola en este momento. La ejerzo yo tambien al contestar. La ejercieron las personas que en la misma Revista Que pasa han criticado lo que hizo ese medio. No tienes ni idea de lo bien que hace tener libertad de expresión, porque en este país, en este denostado país, puedes llamar “chanchelet” a la Presidenta y no te pasa nada, mientras que en otros, por aprobar un chiste inocuo sobre un mandatario o hacer una caricatura sobre los principes teniendo sexo pueden darte hasta 15 años de carcel . ¿Captas que no es ilusión la libertad de expresión en este país?

Lo que es ilusión es creer que cualquier tontería publicada en cualquier medio es, per se, información. Mira nada mas lo que dijo un abogado de apellido Anguita en EMOL (http://www.emol.com/noticias/Nacional/2016/06/01/805649/Doctor-en-derecho-Si-la-Presidenta-cree-en-el-derecho-a-la-informacion-debe-resistir-y-tolerar-aquella-que-le-afecta.html) ¿Donde queda la responsabilidad social que tiene un medio periodistico cuando no se toma la miserable molestia de hacer algo que, ojo, es su obligación, que es verificar el dato?

Esa es nuestra tarea, Francisco: nosotros, ciudadanos, tenemos que ser capaces de verificar lo que se esta diciendo y considerar si es dato, chisme o información. Los medios no te engañan, quieren hacerlo. LO logran si dejas que lo hagan 🙂

Servallas

02 de junio

A veces cuando paso frente a los quioscos y veo la portada del diario The Clinic me quedo pensando… y esa gente que aparece allí, denostada, para la burla, en posiciones o situaciones grotescas, bizarras, ¿qué pensará?, ¿ es esto libertad de expresión?. En este caso creo que la Sra. Bachelet hace bien, creo que la dignidad de las personas debe estar por sobre el festín de los chismosos, sobre todo cuando se supone que la justicia no la declarado culpable de nada, todo hasta el momento no es más que teoría de la conspiración, dicho eso, esa actitud debería ser siempre para todos, sin embargo veo como gentes de la línea de izquierda de la Sra. Bachelet , denuestan, ridiculizan y montan cargos sobre gentes de derechas sin ningún problema. Quizás sea hora que asumamos como país que cuidar la honra de otras personas, es cuidar nuestra propia honra, nuestra nobleza.

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Nuevo

Un diálogo temprano, planes de relacionamiento comunitarios inclusivos y pertinentes, evidentemente deberán anticipar y/o prevenir efectos adversos en los territorios, y por ende evitar remediar “malas ...
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Diálogo y remediación

Cabe preguntarse si el nuevo “estándar ético” del que habla la senadora Goic solo es aplicable a episodios de violencia intrafamiliar, como el protagonizado hace 15 años por el diputado Ricardo Rinc ...
+VER MÁS
#Política

Insulza: ¿Arica, siempre Arica?

Así fue como vimos entrevistas y reportajes de niños, niñas y adolescentes cruzando el río Bravo o aventándose el desierto entre Sonora y Arizona. Mediatizando esta tragedia se acuerpaba la denuncia de ...
+VER MÁS
#Internacional

Niños, niñas y adolescentes migrantes: carne de cañón

Si todas las víctimas de incesto hablaran, el coro sería ensordecedor. Quienes se han atrevido a exponer públicamente su tragedia resultan ser una minoría insignificante en comparación con quienes la o ...
+VER MÁS
#Internacional

El incesto, un delito oculto

Popular

El tema de fondo es cómo no se desperdicia la oportunidad histórica de conquistar una sentida demanda del magisterio, por más que hoy se desdibuje por la conducción actual del Colegio.
+VER MÁS
#Educación

La desmunicipalización y la postura errática del Colegio de Profesores

Así que, mis queridos contertulios, si realmente están interesados en opinar de política, participen e involúcrense, porque si ya resulta difícil conseguir que los chilenos vayan a votar por algún pol ...
+VER MÁS
#Política

El joven Giorgio Jackson

Enarbolar la pureza como un objetivo a conseguir, debe ser tal vez la gran evidencia de la carencia de un real proyecto transformador.
+VER MÁS
#Política

La impura política de los puros

Las luchas anteriores por la filiación, el divorcio y la píldora fueron apenas el comienzo de nuevas luchas. El aborto en 3 causales, el matrimonio igualitario y la identidad de género son las banderas d ...
+VER MÁS
#Todos somos ciudadanos

La militancia joven y los cambios que vienen