#Medios

En mi casa, el pan era un lujo

23 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP
Vivo en la actualidad en Estados Unidos por razones de estudios, pero enterarme del alza de $300 en el kilo de pan en Chile, me produjo una indignación tremenda. Traté de explicarme por qué y recordé que en nuestros días de máxima pobreza en mi casa, el pan estaba racionado a uno por persona. Éramos tan pobres que mis padres no podían comprar más: éramos cuatro hermanos y comprábamos cinco panes, uno para cada uno y mi mamá. Mi papá comía en su trabajo, así que era un pan menos que comprar.
 
Sé que para las personas que nunca han vivido la pobreza, es difícil entender por qué uno reclama tanto por el pan, si en teoría es un “alimento” que nutricionalmente no aporta mucho. No es desde la perspectiva nutricional que uno se convierte en amante del pan, es desde la perspectiva del hambre. Sólo el pan es capaz de saciar el hambre cuando tu alimentación es escuálida. Los cereales y otras sofisticaciones requieren leche o yogurt, cosas ambas que no suelen estar en la dieta de alguien que gana el sueldo mínimo o incluso menos que eso.
 
Expresando en Twitter mi indignación, algunos me respondieron que es mejor dejar actuar al mercado y ahí me indigné. No se puede “dejar actuar” al mercado cuando lo que está de por medio es el hambre. Sé que hay personas que considerarán exagerada esta frase, pero cuando “has vivido el hambre en tu vida”, sabes que es perfectamente real y no es sólo una frasecita cliché. Otros me respondieron “compre pan frío en su supermercado”, olvidando que los supermercados no están emplazados en las zonas de mayor pobreza, y que no es justo que yo, por ser pobre, deba comer pan añejo y duro.
 
Pensaba también que muchas veces se cree que Estados Unidos es la cuna del neoliberalismo y el reino del libre mercado, pero les debo decir que acá hay programas de ayuda a las personas pobres, que subsidian la alimentación, sí, les dan vales que cambian en supermercados por leche, verduras, frutas, cereales y sólo pueden ser cambiados por esos tipos de alimentos. ¿Quién se hace cargo en Chile de las personas que no pueden abordar una alimentación balanceada o al menos con el mínimo de nutrientes requeridos? Me temo que la respuesta es nadie, nadie porque vivimos en un país donde el neoliberalismo y el individualismo se han vuelto salvajes.
 
Espero que la gente reclame en las calles. Quizás no lo hagan, quizás sí, o quizás solo esté hablando recordando los malos tiempos en mi casa, cuando comer un pan era casi un lujo, aunque siempre hubo al menos un pan por cabeza, hasta en nuestros peores días.
 
Lamento la indiferencia y falta de sensibilidad del gobierno frente a un alimento tan preciado para las clases bajas, pero seguramente en “la nueva forma de gobernar” no existe gente que haya pasado hambre en su vida, ni existe gente que consuma diariamente pan. Vamos a ver ahora si los pobres reaccionan o si seguiremos mirando por la ventana todo lo que pasa en nuestro país, igual como con la situación de los presos mapuche que ya llevan 51 días en huelga de hambre y todos callan, igual que muchas otras cosas en las que todos, o al menos la mayoría, callan. Quisiera sorprenderme esta vez y quedarme yo callada con la reacción de mis compatriotas, ¡pero tengo tantas dudas de que eso llegue a ser así!
———–
TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:

05 de mayo

Tal como conversamos, el alza del pan en parte tiene un responsable: El Estado, aplicando impuesto de 20% -como en la actualidad- para productos imprescindibles como el pan, arroz, azúcar y tallarines, los combustibles, e interviniendo – a través del Banco Central- el dólar para calmar a ciertos sectores. Sabemos que la intervención genera más inflación.

Eso, se llama intervención en el mercado, lo contrario es dejar de meter la mano en esas áreas, que en el fondo se traduce en dejar de meter la mano en los bolsillos de todos.

Pretender frenar el precio de manera ficticia a manos del Estado no es la solución y creo que lo del subsidio tampoco, porque sabemos que eso será para que los menos favorecidos terminen comiendo un pan más barato pero no un buen pan.

Saludos

05 de mayo

Excelente columna, grafica tan bien cómo hay tantas diferencias entre un ideal de libertad para consumir y la realidad de quién siquiera puede gozar hablar de esas libertades.
Los liberales te van a decir que eso no es cierto; que uno puede elegir si comer pan o… (¿o qué, tener hambre?) No basta echarle la culpa al Estado (como lo que señala Jorge en su respuesta), como si fuese un ente inanimado y no controlado por humanos, por personas. Las personas que controlan el Estado son las que permiten que puedan distribuirse las oportunidades de los impuestos. Sin Estado es imposible pensar en una forma justa de distribuirlo, lo demás es la parlanchina libremercadista que se cae cuando el bolsillo no te permite elegir qué comer.
Yo creo que está bien reclamar por este tipo de problemas, por lo gráfico de lo que muchos viven, donde las elecciones del mercado son una farsa. Eso no tienen nada que ver con el Estado como causa, sino con las personas que lo manejan, al igual que la economía.
Sigue contando loque te indigna, creo que es necesario para imaginarnos el país y la sociedad que queremos, donde vencer el hambre sea un proyecto político y no solo la tragedia que es ahora. Saludos.

05 de mayo

Estimado Iván, ¿Es culpable acaso el panadero que debe subir el precio del producto de su trabajo porque el Estado le cobra más impuesto?

Y claro, el Estado no es un ente que funciona solo, al contrario lo controlan seres humanos a los que erróneamente se les permite “intervenir” para intentar mejorar precios y distribuir accesos, como si sus racionalidades humanas fueran capaces de determinar cómo se deben distribuir los bienes de manera justa.

Pero en tu defensa del Estado y el impuesto a destajo, niegas lo que todos sabemos, que muchos impuestos finalmente castigan a quienes supuestamente se quiere ayudar al implementarlos.

Acá no hay una elección de mercado, sino claramente un precio elevado por causa impositiva, ahora y desde siempre. Y eso ocurre, maneje quien sea el Estado. ¿O propones esperar a unos ángeles o iluminados para que gobiernen y apliquen impuestos de manera correcta?

Saludos

05 de mayo

yo creo que el Estado debe tener una función regulatoria, si no llegamos a lo que hemos llegado en Chile, índices de iniquidad altísimos, porque si bien en términos macro estamos mejor y casi tenemos cifras de países desarrollados, a nivel micro la cosa no funciona tan bien.

05 de mayo

No me queda claro en el caso del pan cómo opera la función regulatoria.

¿Una función regulatoria en conjunto con un impuesto al panadero? ¿O sea, mientras por un lado se le pide un 20% del producto de su trabajo, por otro se le dice que no suba el precio? ¿Esa regulación?

Saludos

05 de mayo

No tengo recetas, sólo sé o creo más bien, que el Estado debe hacerse cargo de regular lo que el mercado no puede hacer. Quizás subsidiando el pan y aumentando impuestos en lujos o en cigarros, o el alcohol? En todo caso, insisto, no tengo recetas, sé lo que me molesta, pero no sé, necesariamente, como solucionarlo.

05 de mayo

cuando yo era chico tambien hubo muchas veces en las cuales no había pan. entonces mi madre agarraba un poco de harina, rallaba un limón y nos hacía galletas en un sarten.

la inteligencia de mi madre nos salvó de una infancia triste y con hambre, y me enseño que muchas veces cuando la pobreza llega, uno se tiene que poner creativo.

mi pelea la prefiero dar no dependiendo de mercados que claramente estan coludidos para que nos mamemos esta alza atroz. si hago mi propio pan invierto media hora de mi vida en darle a mi familia comida sana y mas barata.

el asunto del pan es cosa seria, porque casi toda la alimentacion chilena depende de ella. esta cuestion es colusión. peleemos con inteligencia

05 de mayo

Jorge, por mucho que los ideólogos liberales lo ataquen, el Estado ha sido la institución histórica que más oportunidades de organización política e influencia social ha permitido a los sectores populares y pobres. Que ahora sea una maraña de democracia liberal y libremercadista al servicio de intereses multinacionales (que son probablemente los que presionan para tener esta carga impositiva en los alimentos) no justifica los ataques ideológicos a lo que podría permitir: una distribución más justa de los recursos. Eso no se define por iluminados, se define políticamente en la disputa por el poder. Fue gracias a la intervención política en el Estado que se permitió que los niños tuvieran leche en Chile, o que el pan tenga ingrediantes que permiten implementar políticas de salud pública. Eso, por mucho que escape al ideal de la ‘elección individual’, representa políticas públicas desde el Estado que son buenas para las personas. Me parece que es simplista atacar a la institución atribuyéndole causalidad sin reconocer a los grupos que operan en ella. Saludos.

05 de mayo

Si según tú “el Estado ha sido la institución histórica que más oportunidades de organización política e influencia social ha permitido a los sectores populares y pobres” qué sentido tiene distinguir entre Estado socialista, capitalista, socialdemócrata, liberal o conservador, si históricamente sus resultados han sido beneficiosos.

¿Me puedes aclarar eso?

Es más tomando en cuenta eso ¿Qué importancia tiene el carácter de los grupos que lo controlan, al que tanto énfasis das siempre?

Me parece simplista defender al Estado aún cuando ha generado un problema, sólo para no contradecir tus propias ideas.

05 de mayo

Sigrid, pero en este caso específico del alza del pan, la causa no es atribuible al mercado en abstracto, sino que a la carga impositiva y al alza en el petróleo -al que también se le aplica impuesto-.

No debes olvidar que la producción de pan es una de las más distribuidas, no hay una economía de escala donde un oligopolio ejerza su despotismo.

Por eso, el precio del trigo se ve afectado por el alza del crudo, que sumado a la carga impositiva eleva el costo para el panadero.

Danilo, la autogestión es una buena opción para afrontar el alza, organizar una producción mutualizada de pan.

05 de mayo

Estimados queiro comentar que hoy escuché en la radio ADN que esto suena a colusión. El alza de los $300 es en un sólo sector de santiago, pero obviamente la difusión en los medios de comunicación, encendió la alarma.

05 de mayo

Por el tipo de mercado es más difícil que eso ocurra. Aunque nunca se debe descartar.

05 de mayo

Jorge, para aclarar:
Una cuestión es juzgar la oportunidad y la otra es juzgar los resultados de esa oportunidad. En jerga futbolística sería como que el Estado es a un penal como lo que cualquier otra organización histórica de dominación (ej. monarquía) es a un tiro libre, cuando los que patean son los grupos subalternos (que por cierto, de seguro incluyen a quien hace el pan y no al industrial que es el jefe).
Por otro lado, el Estado es una institución cambiante, y está diseñado así (sino, para qué dividir los poderes, ¿no?). Esa es una distinción histórica y no la inventé yo, está en la raíz misma de lo que muchos defienden como democracia. Cuando te hablo de éxito, es evidente que gracias al Estado se han erradicado enfermedades o se mantienen controladas, o problemas sociales de nutrición se han podido resolver. El libre mercado no ha hecho mucho por liberar al ser humano del hambre, y esta alza del pan es justamente un ejemplo de ello. La atribución de causalidad a esta alza se puede construir tan facilmente con un buen andamiaje semántico. Por eso creo que el argumento de que el Estado “causa” el alza es débil, cuando a quien vemos haciendo el anuncio es a un “jefe” de industriales, y no al panadero que hace el pan (y que probablemente lo tiene que comprar también).
La discusión da para harta ideología, pero antes de hacerla, es mejor acabar con el hambre. El libre mercado no va a hacer eso.

05 de mayo

Iván por qué separas al Estado de la organización histórica de dominación. Omites la continuidad entre los diversos modos de dominación y el carácter que toma el Estado en base a éstos.

Y sé la razón, porque de lo contrario tendrías que reconocer que sin importar qué grupos –o clase- controle el Estado, siempre será una organización histórica de dominación.

De hecho, en eso radica que el Estado es una institución cambiante.

Por otro lado, no fue el Estado el que inicio investigaciones científicas sino que fueron particulares, individuos, con sus recursos, sus ideas.

De hecho, la acción del Estado en cuanto al control de enfermedades y cuestiones de nutrición, aprovechando los resultados de la creatividad libre y sin trabas, no responden a la bondad de los gobernantes, sino que a una cuestión de biopolítica (podemos discutir largamente de esto en torno a lo que plantea Foucault).

Sí analizas la historia económica, no la teoría, verás que contrario a lo que dices, no ha sido el libre mercado la causa del hambre sino que el Estado, desde la antigüedad, quitando tierras mediante conquista, estableciendo privilegios y monopolios con la guerra. Analiza qué ocurría antes de la revolución industrial con el hambre.

Tu andamiaje semántico desbarra, el Estado lleva siglos sin acabar con el hambre, y al contrario, generando más hambre.

Saludos

05 de mayo

Jorge, por favor relee lo que dije y luego reconsidera si estoy separando al Estado de la dominación. Yo no niego que el Estado sea una forma de dominación, sólo quiero que dominen otros.
Y si se trata de mandar a leer historia, te invito a leer la historia de Chile para ver si el Estado desarrollista le ha ofrecido más o menos posibilidades a las clases populares que el Latifundio o la Colonia, o que este nuevo Estado neoliberal globalizado, más allá de las ataduras simplistas de que el Estado es opresor siempre y actua por si mismo (como si fuese una máquina inhumana). El Estado como idea ofrece más oportunidades para pelear por cuestiones como el precio del pan que lo que lo hacen las multinacionales que controlan la producción de semillas en el mundo. Creer que uno deja de estar gobernado porque no hay más Estado es una ficción histórica, más utópica que el mismo socialismo que tanto nos han vilipendiado.
En fin, no creo que se resuelvan nuestras diferencias ideológicas en un blog como éste.
Saludos y que viva el pan, alimento popular bueno, bonito, barato, rico y nutritivo.

06 de mayo

Iván, no es necesario releer, ratificas lo que digo y lo dices todo con la frase: “Yo no niego que el Estado sea una forma de dominación, sólo quiero que dominen otros”.

¿Qué dominen otros? ¿Quiénes deben dominar a quiénes? ¿De la misma forma que lo hacen los actuales? ¿Cuál es esa forma de dominación “benigna”?

En cuanto a la historia de Chile, obvias algo esencial ¿Quiénes gobernaban durante el Estado desarrollista? ¿Acaso eran los obreros en reemplazo de las élites tradicionales? ¿O miembros de las élites mismas?

De hecho, la ISI pudo haber sido un salto, pero la mentalidad mercantilista y proteccionista de todos, en parte lo impidió. Los propios latifundistas se oponían al “libre mercado”, pues durante el gobierno de Ibañez del Campo, ante la crisis inflacionaria, se propuso eliminar subsidios y disminuir aranceles. Los empresarios se opusieron a eso. Porque de hecho, la ISI también se constituyó en una estructura de protección y privilegio para el empresariado.

¿Cuántos pobres había cuando el Estado desarrollista entró en crisis?

Y veo que recurres a la pirotecnia. Nadie ha dicho que el Estado actúa por sí mismo, al contrario permite a ciertas élites, variopintas, ejercer su poder e influencia en pro de sus intereses y privilegios. Sobre todo les permite reproducir en torno al poder. Incluso aquellas élites o “vanguardias” que te gustaría que dominaran, terminan convirtiéndose en una casta privilegiada y hereditaria en desmedro del pueblo en general.

Y olvidas cosas obvias ¿Gracias a quién las multinacionales que controlan la producción de semillas en el mundo? ¿Al mercado o al Estado otorgándoles patentes y subvenciones?

Y sigues con la pirotecnia, porque nadie ha hablado de dejar de ser gobernado porque no hay más Estado…

Saludos

05 de mayo

en mi casa hasta hace unos pocos años igual muchas veces nbo habia dinero para comprar pan, y cuando se compraba era 1 o maximo 2 por cada uno, yon y mis hermanos chicos, y mis padres enfermos con su trabajo temporal el ingreso que tenia se separaba en los 5 q somos, se vive en la miseria, al crecer mas cuando fui un adolecente, ver que tus padres enfermos por trabajar para alimentarte se dañan mas la salud y uno solo quiere abandonar los estudios, y por la edad no te contratan, la desesperacion y pena solo te hace querer ir a robar, por esto mismo muchos caen en las drogas, los entiendo muy bien, a los que caen en drogas o son delincuentes, estube al borde de ser delincuente, por la desesperacion de ver como tus padres enfermo con muchpo dolor en el cuerpo trabajan y uno los ve y por la edad no puede ayudarlos casi nada,… despues a los 17 años pude tener trabajo y estudiar, y bastante las cosas por lo menos en la alimentacion, … con estudiar y trabajar es casi imposible sacar puntaje bueno en la psu como para tener becas, quede en la u igual solo con credito, en ucn, no me cubria todo lo que vale la carrera a pesar de tener 100% credito fiscal, y segui trabajando y estudiando, pero el trabajo partime no me alcanzaba como para ayudar a la casa, pagar estudios y gastos, al segundo año quede con deudad en la universidad , no me dejaron matricularme, la deuda es alta, es casi imposible que siga, … y el circulo de la pobreza se repitira en mi.

la mayoria no entiende por que el delincuente se hizo delincuente, si ellos hubieran nacido en una familia clase media no serian delincuente, pero este sistema que concentra la riqueza en los mismos pocos, actualmente dirigen el pais , y la pobreza sigue igual, algunos logran salir esforzxandose pero no todos tienen las mismas condiciones de pobreza , la pobreza extrema, simplemente no deja salida a la educacion, ya que iuno tiene q aportar a la casa para q coman tus hermanos menores o otros familiares y estudiar y trabajar es imposible….. los pobres q pueden salir esforzandose son los que estudian y trabajan pero para gastos de ellos solamente, … cosa q no todos tienen esa suerte(si es q se le puede llamar asi).

06 de mayo

Simplemente quiero adhiero al punto que señalas: el pan es muchos hogares chilenos, y cada día mas, es el sustento, lo que contenta el estómago. a tecito y a pancito solo viven muchos. no nos engañemos. pese a las afirmaciones del gob. el bolsillo de la mayoría de los chilenos cada día aguanta menos.

06 de mayo

permiso.. solo vengo a decir que el quintal de harina está mas bajo que hace 5 años atrás (16000$ vs $20000 pesos años atras) y que el costo del petroleo por transporte es el medio chanchullo.

porque la mayoría de los transportistas chicos de uno o dos camiones (el 70% de los transportistas) tienen que bajar sus precios si quieren poder competir con los grandes transportistas.

dicho esto, prosigan…

06 de mayo

Danilo ¿Según qué fuente el precio de la harina está más bajo que hace 5 años? ¿Cotrisa, Odepa?

Por otro lado, el precio del combustible sí afecta el precio de otros bienes, de hecho, lo que mencionas es que el impuesto, hace menos competitivo el mercado. Los grandes pueden bajar su precios para hacer caer a los pequeños y luego, casi como oligopolio, disparar los precios nuevamente.

06 de mayo

pregunté en la panadería cerca de mi casa, como verá algunos aun tenemos vida de barrio…

06 de mayo

Primero la columa obedece a lo que se puede llamar “recuerdo condicionado”, se relaciona la noticia del alza a lo que alguna vez causó el hambre como dice Sigrid, el instinto de hacer valer y quizás tratar de que comprendan la “necesidad”. Mas allá de la discución válida y racional de
la función del Estado, su rol y la economía, que en la red puede sacar muchas conclusiones y opiniones, quizás mas de alguno tenga la “cura” para esto, pero, como sea seguiremos siendo espectadores de lo que están viviendo muchos compatriotas y que están muy ajenos a nuestras opiniones, ellos sólo quieren comer pan, pues es “el” alimento.
Al parecer el alza de $300.no iría. es menos pff , consuelo…

09 de mayo

Danilo, respeto tu fuente, aunque no me parece válida. De hecho tal como decía: “la industria del pan en Chile es mayoritariamente de medianos y pequeños empresarios, sin mucha capacidad de absorber alzas que alcanzan hasta un 67% en sus insumos como es el caso de los combustibles y la electricidad” (El Mostrador 9 de mayo 2011). Eso sin mencionar que el 95% de los actores son PYMES.

Probablemente tu panadero igual suba el pan, igual que mi panadero anarquista (no creo que tenga permisos, pero da lo mismo), al cual siempre le compro empanadas.

“En tales circunstancias, desde el punto de vista técnico, enfrentar el tema es un poco más complejo que remitirlo a un simple problema de automatismo de mercado o colusión de productores, que claramente también puede haberlo”.

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Nuevo

Este domingo nos jugamos algo importante, no estamos hablando de una elección universitaria, de centro de estudiantes, o de un tongo cuasi salfatiano.
+VER MÁS
#Política

El idealismo ético, como lastre político

Pero sí tenemos la oportunidad de intentar otra ecualización. Una donde el otro no sea, de entrada, mi enemigo sino alguien compañero, merecedor de vivir en dignidad. Donde lo que me pertenece no sea a c ...
+VER MÁS
#Política

Ecualización valórica de nuestra sociedad -en modo presidencial-

Una acción clara para hacer realidad esto, es la creación de una Empresa Nacional del Litio, que quizás no va a ser competitiva al comienzo de su ciclo de vida, pero puede volverse competitiva con el tie ...
+VER MÁS
#Energía

Litio, la última oportunidad

La tesis de una temprana degeneración concertacionista es un fantasma que, innegablemente, siempre se puede encontrar presente frente a los ojos de aquellos que depositaron sus esperanzas en el FA.
+VER MÁS
#Política

¿La temprana degeneración concertacionista del Frente Amplio?

Popular

Hoy la esclavitud no está legitimada, pero se calcula que existen unos 38 millones de esclavos en el mundo, por ejemplo en India es una realidad que se oculta y allí hay unos 16 millones esclavos.
+VER MÁS
#Economía

Lo que oculta la globalización ¿Comprarías cosas hechas por esclavos?

Mi conclusión es que Sebastián Piñera en materia de educación defenderá los intereses de los nodos principales de su red: sostenedores privados y Ues privadas.
+VER MÁS
#Educación

Red de Piñera en educación: sostenedores privados, Elige Educar y Ues privadas

Lo que antes era una carrera ganada para el expresidente, hoy es la madre de todas batallas y el resultado ahora más que nunca es incierto.
+VER MÁS
#Política

La segunda vuelta, la madre de todas las batallas para la derecha

Imagínese no sólo no ser reconocido como trabajador por su empleador, sino que, además, se le obliga a usted a cumplir con obligaciones que le corresponden a él. Así, usted se enfrenta a la posibilidad ...
+VER MÁS
#Política

La última oportunidad de ser consecuentes