#Medio Ambiente

Unicidad de proyectos: La doctrina que se instaló en la Corte Suprema

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Porque aunque HidroAysén llegue a tener completamente aprobadas sus cinco represas, permanecerá la duda sobre su viabilidad mientras no se tramiten las líneas de transmisión. No sólo por un tema económico sino ahora también por un aspecto legal.

Menuda discusión se ha generado luego que este martes la Corte Suprema acogiera el recurso de protección presentado en febrero de 2011 por la junta de vecinos de El Totoral y de cuatro pescadores artesanales en contra de la aprobación de la central termoeléctrica Castilla. La novedad es que el máximo tribunal habría asumido algo que ya muchos sabíamos: no es legal que las empresas persistan, al igual que con el prohibido lucro en la educación superior, en vulnerar la legislación ingresando por separado a evaluación ambiental proyectos que no pueden operar en forma independiente.  Todo con el objetivo de evitar el análisis de los impactos acumulativos de sus iniciativas, saltándose así el eventual rechazo de éstas.

Álvaro Toro, abogado de la comunidad, fue claro.  Explicó que el dictamen rechazó la evaluación de la central y el puerto en procesos diferentes, lo cual se podría aplicar a “HidroAysén, que fue presentado sin el estudio de todo el tendido eléctrico que tienen que hacer”.

Los aludidos tuvieron que salir al paso con lo que mejor saben hacer: campaña del terror.  Este miércoles Daniel Fernández, vicepresidente de la eléctrica,  se tomó la portada de La Segunda y clamó a los cuatro vientos: Si terminas no haciendo Castilla ni HidroAysén, tienes la mitad del SIC sin futuro”.  Lo que por cierto obvió una vez más es que la proyección de demanda futura del Sistema Interconectado Central se calcula sobre la base de los proyectos mineros programados y no porque en la casa de la señora Juanita de aquí a 5 o 10 años tendrán en vez de uno, tres televisores.

Pero independiente de esta táctica, el tema de fondo es saber si este fallo es sorpresivo o, al contrario, es coherente con lo que ha venido diciendo la justicia desde hace algún tiempo.  Tal análisis nos deja en claro que la Corte Suprema no dijo nada tan nuevo, ajustándose a una doctrina que cada día suma más adeptos dentro de las cortes.

Ya en el dictamen que rechazó en abril de este año los recursos de protección contra la aprobación de HidroAysén del 9 de mayo de 2011 los ministros del máximo tribunal sí se hicieron cargo del principio de la necesaria “unicidad de los proyectos”.  Porque aunque no acogió en ese preciso momento la tesis del no fraccionamiento entre las represas y las líneas de transmisión, sí dejó la puerta abierta para que una vez presentado el tendido se pueda revertir la resolución de calificación ambiental de la generación aprobada regionalmente (aún falta su paso por el Comité de Ministros), si se comprueba que en la evaluación que existen impactos sinérgicos.  Ya ese 4 de abril de 2012 la Corte Suprema dejó pendiendo de un hilo una espada sobre la cabeza del proyecto energético más cuestionado en la historia de Chile.

Veamos qué dijeron los ministros
Héctor Carreño, Pedro Pierry, Sonia Araneda, Haroldo Brito y María Eugenia Sandoval en el considerando vigésimo séptimo de su sentencia:

Si como producto de la presentación y evaluación del proyecto de líneas de transmisión se verificare un efecto sinérgico en relación al proyecto relativo a las centrales que no haya sido contemplado, puede procederse a la revisión de la Resolución de Calificación Ambiental de este último”.

Así se simple y directo.  La incertidumbre en su máxima expresión.

Porque aunque HidroAysén llegue a tener completamente aprobadas sus cinco represas, permanecerá la duda sobre su viabilidad mientras no se tramiten las líneas de transmisión.  No sólo por un tema económico sino ahora también por un aspecto legal.

Y ese es el tema de fondo y no las proféticas y terroríficas palabras de Daniel Fernández sobre las supuestas necesidades energéticas del país.  Ejecutivo que, es necesario aclarar, primero fue gurú de los combustibles fósiles (Enap), luego del transporte público (Metro) y, previo a su aterrizaje en HidroAysén, de las comunicaciones (TVN).  Y hoy, gracias a su ductilidad, voz autorizada en energías renovables.

Para concluir, un tip periodístico.  El valor de una fuente debe siempre ser evaluado según su trayectoria como tal. Y en esto, la coherencia del discurso es lo mínimo que se puede pedir.  Y es aquí donde se hay algo que no cuadra en el caso de Fernández.

Un botón de muestra:

“La aprobación ambiental la hace una institucionalidad definida. Estamos en una discusión técnica con la autoridad, no en una discusión política. El sistema ambiental de Chile está muy bien establecido”. Frase de Fernández extraída de la Revista Poder y Negocios, de julio de 2010.

“Los gobiernos (y los políticos) no pueden quedarse en la asepsia de ‘será la evaluación ambiental la que determine la pertinencia de uno u otro proyecto’. Esta es una discusión política”.  Cita en El Mercurio, de agosto de 2012.

Entendámonos.  Todo ciudadano tiene derecho a cambiar de opinión. Lo que no es legítimo es acomodar el discurso a las necesidades del propio negocio haciéndonos creer que se está pensando en el bien del país.

 

 

Foto: desierto_atacama / Licencia CC

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Nuevo

VER TODO

Nuevo

Baradit deja al desnudo aspectos políticamente incorrectos, ha tocado la fibra del conservadurismo doble estándar de la elite criolla, aristocrática, oligárquica, momia. Para ellos, es de muy mal gusto ...
+VER MÁS
#Sociedad

El caso Baradit, o el arte de develar lo incómodo en Chile

Chile debe aceptar el desafió de ir por sus ventajas comparativas y tomar como propio el ser considerado como el país con más proyección en Energías Renovables (Solar, Eólica, GeoTérmica, Mareomotriz ...
+VER MÁS
#Desarrollo Regional

La leña, el cambio climático y la industria forestal

Nuestra participación y la de muchos otros es la que hace posible orientar la dirección de un país en un sentido u otro. Un grano de arena no hace una montaña, sin embargo un gran número de granos, sí ...
+VER MÁS
#Política

¿Porqué no votar?

Mirar los acontecimientos con perspectiva histórica y elucubrar una posible respuesta resulta del todo ejemplar para evitar los juicios y decisiones apuradas, de manera que en la vieja reyerta sobre si apr ...
+VER MÁS
#Política

Kohl o Merkel: la disyuntiva DC después de las elecciones

Popular

Para nosotros los psicólogos, cuando la química (no racional) te impide dar tu 100% con un paciente estás obligado a derivarlo a otro, luego, si eres responsable, tienes que analizar porque no toleraste ...
+VER MÁS
#Política

Cero tolerancia al Rincón que mata en mala

El trabajador, aparte de no leer ni siquiera Condorito en su somnolencia transantiaguina, constata como día a día su patrón ingresa desde paltas del supermercado a autos 0kms.
+VER MÁS
#Política

Saber hacerla

Ahora bien, en estas elecciones no da lo mismo quien gobierne los próximos años, lo que está en juego es decidir el país que soñamos.
+VER MÁS
#Ciudadanía

Porque no da lo mismo quien gobierne

No podemos dejar de recordar el caos que se viví­a no hace mucho tiempo en las calles de Santiago, permanentemente en pugna y con olor a bomba lacrimógena, no bien se hubo disipado el polvo el terremoto.
+VER MÁS
#Política

Cómo ganarle a Piñera