#Género

El Sernam y la polémica: ¿de quién es el oportunismo?

1 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

En este caso en particular, resulta especialmente delicado poner el acento en el dato y no en el fenómeno, entendiendo que las cifras relativas a las distintas manifestaciones de la violencia de género son poco sistemáticas y están dispersas, invisibilizando la magnitud del problema y la urgencia de abordarlo desde la política pública.

En los últimos días, hemos asistido con perplejidad la arremetida pública de la ministra de Sernam contra lo que ha llamado “la tendenciosa y oportunista” campaña “de ONU Mujeres”.

En el marco de la cumbre CELAC-UE desarrollada en Santiago el 24 y 26 de enero y afirmándose en sus propias cifras, que nocorresponden a los datos oficiales publicados por el Ministerio Público, Schmidt desacredita la iniciativa interagencial de Naciones Unidas contra el femicidio insinuando intenciones políticas.

Resulta increíble que la ministra desconozca los contenidos de una campaña a cuyo lanzamiento oficial -el 13 de noviembre-estaba comprometida a asistir y al que, esgrimiendo motivos de agenda, envió en su representación a la entonces subdirectora del servicio. Más sorprendente es aún si consideramos que el banner de la campaña estuvo en la web de Sernam hasta solo unos días atrás, mientras los afiches de la campaña estuvieron desplegados en la vía pública desde hace más de tres semanas.

Inquieta que alegue ignorar aspectos centrales de una campaña en pleno desarrollo, a cuya difusión se sumó el servicio, olvidando que “…fue diseñada y financiada por las Agencias y Fondos de Naciones Unidas con presencia en Chile entre las cuales no está ONU Mujeres”, tal como aclaró en un comunicado oficial el Coordinador Residente del Sistema de las Naciones Unidas en Chile, Antonio Molpeceres.

Sumergida en la polémica, la ministra parece pasar por alto a los familiares de las víctimas, quienes deben observar con estupor el baile de cifras con las que contamos o descontamos mujeres muertas. Más si consideramos que los números de Sernam no coinciden con las estadísticas  publicadas por la Fiscalía hasta septiembre 2012, tampoco con el recuento que con nombre y apellido lleva la Red chilena contra la violencia hacia las mujeres.

Si lo ponemos en contexto, el despliegue de declaraciones de Schmidt, dirigido a mantener la ilusión sobre una eventual reducción de los femicidios, presuntamente como resultado de su gestión el último año y atribuyéndose una efectividad sin parangón a nivel internacionales, a lo menos, una frivolidad.

Tratándose de un tema tan sensible, lamentamos notar que ella también haya sucumbido a la tentación ya común en la actual administración por mostrar resultados en base a cifras cuya interpretación–cuando no su producción- resulta a lo menos discutible. Lo vimos a propósito de la reducción de la pobreza con la CASEN, respecto del aumento del empleo y la encuesta trimestral del INE, todo lo cual ha comprometido significativamente la seriedad y prestigio internacional de las estadísticas oficiales.

En este caso en particular, resulta especialmente delicado poner el acento en el dato y no en el fenómeno, entendiendo que las cifras relativas a las distintas manifestaciones de la violencia de género son poco sistemáticas y están dispersas, invisibilizando la magnitud del problema y la urgencia de abordarlo desde la política pública.

Si el femicidio, tal como fue tipificado en la ley, puede ser contabilizado a partir de las víctimas ingresadas o través de los casos terminados –con sentencias e imputados- publicados por el Ministerio Público, en este no se incluyen los asesinatos de mujeres cometidos por desconocidos, parejas no convivientes u ocasionales, y quienes mueren luego de haber sido abusadas sexualmente. A estos se suma la violencia sexual sin resultado de muerte contra niñas y jóvenes, que de acuerdo al informe anual del Instituto Nacional de Derechos Humanos: “… es un hecho de ocurrencia cotidiana, en espacios familiares y privados, comunitarios e institucionales”.

Polemizar para resaltar números favorables algo bierno no mejora esta realidad, podría ser interpretado como electoralmente oportunista y es una muestra de falta de consideración con las víctimas.

(Columna publicada en Cambio 21)

 

 

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:
Marcelo López

05 de febrero

Esta “peleita” es totalmente instrascendente y orilla en lo colegial. El tema de fondo aquí es la violencia intrafamiliar y de género. Gasten sus energías en eso.

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Nuevo

A pesar del nuevo escenario, la correlación de fuerzas entre la derecha y la centroizquierda quedó casi igual a la que existían bajo la lógica binominal.
+VER MÁS
#Política

El desafío del nuevo Congreso

Queremos que los educadores disfruten de su profesión, que se sientan realizados y orgullosos de tener uno de los trabajos más relevantes, que benefician a quienes nosotros consideramos justamente las per ...
+VER MÁS
#Educación

Educación de párvulos, la profesión más importante del mundo

La ley de pesca es mucho más que pesca, es una deuda pendiente con Chile. Es la luz de alerta para entender que nuestra democracia es frágil y las políticas públicas pueden conllevar privilegios inexpli ...
+VER MÁS
#Política

Ley de pesca, mucho más que pesca

Se espera que en este mes de campaña el sector de los grandes empresarios y las consultoras y bancos de inversiones redoblen sus mensajes sobre el impacto positivo para la inversión si gana Piñera y vice ...
+VER MÁS
#Política

El balotaje y un nuevo ciclo político

Popular

Baradit deja al desnudo aspectos políticamente incorrectos, ha tocado la fibra del conservadurismo doble estándar de la elite criolla, aristocrática, oligárquica, momia. Para ellos, es de muy mal gusto ...
+VER MÁS
#Sociedad

El caso Baradit, o el arte de develar lo incómodo en Chile

Nuestra participación y la de muchos otros es la que hace posible orientar la dirección de un país en un sentido u otro. Un grano de arena no hace una montaña, sin embargo un gran número de granos, sí ...
+VER MÁS
#Política

¿Por qué no votar?

Será interesante saber si Piñera y Guillier ofrecerán nuevas propuestas en materia científica, y si rescatarán propuestas e ideas de los programas de las otras candidaturas, en particular si quieren bu ...
+VER MÁS
#Ciencia

Segunda vuelta: ¿qué esperar para la ciencia?

El capitalismo es una buena herramienta, siempre y cuando y por una avaricia desmedida genere abuso, se destruya el medio ambiente y deshumanice las relaciones entre las personas.
+VER MÁS
#Sociedad

El Burro, la Zanahoria y la utopía del crecimiento económico eterno