“Una cosa es saber y otra, saber enseñar” (Cicerón)

Titularidad para docentes a contrata
casi 38.000 profesores en el país, podrán finalmente llegar a ser Titulares de sus horas, con lo que adquirirán el mínimo de estabilidad necesaria para desempeñarse con la tranquilidad y dignidad que merecen estos profesionales de la educación, tras años de sentirse postergados de contar con los mismos derechos del resto de los trabajadores del país.

La Sala del  Senado de la República declaró finalmente admisible, en su sesión Nº 51 de 03/09/2013, el proyecto que renueva la Ley 19.648 de 1999, sobre acceso a la titularidad de los docentes a contrata en los establecimientos educacionales municipalizados, que anteriormente había sido aprobado por alta mayoría en la Cámara de Diputados.

Iniciado su trámite en el Senado, la Comisión de Constitución, Legislación y Justicia, por estrecho margen (3 x 2), lo declaró inadmisible, con los votos de mayoría de los Senadores Carlos Larraín, Hernán Larraín y Alberto Espina, y con el voto minoritario favorable de los Senadores Soledad Alvear y Patricio Walker.

Hoy, en un nuevo trámite tras ser repuesta la moción en Sala del Senado, con la votación negativa a la declaración de inadmisibilidad que diera la Comisión de  Constitución, Legislación y Justicia, por 27 votos en contra, 4 a favor y 3 pareos, la Sala del Senado deja al Proyecto de Ley en condiciones de seguir su tramitación en la  Comisión de Educación, para llegar a ser Ley de la República, tan sentida por casi 38.000 profesores en el país, que podrán finalmente llegar a ser Titulares de sus horas, con lo que adquirirán el mínimo de estabilidad necesaria para desempeñarse con la tranquilidad y dignidad que merecen estos profesionales de la educación, tras años de sentirse postergados de contar con los mismos derechos del resto de los trabajadores del país.

¿Qué importancia tiene esta moción parlamentaria?
Para dimensionarla en su justa medida, aclaremos algunos antecedentes:

Los profesores, de acuerdo a la Ley, acceden a desempeñarse en un establecimiento público por alguna de las siguientes dos vías:

1.       Mediante postulación a Concurso Público convocado por el Sostenedor (Municipalidad) y, hoy, en vigencia de la Ley 20.501, con participación de la Alta Dirección Pública. Quien gane el concurso accede a la Titularidad de las horas ofrecidas.

2.       En calidad “a contrata”: Mediante un acto administrativo de nombramiento, para prestar servicios transitorios, experimentales, optativos, especiales o de reemplazo; este nombramiento generalmente es de 1 año, terminando cada diciembre y dándole derecho a pago de sus vacaciones durante enero y febrero siguiente.

La Ley señala como tope máximo de horas a contrata el 20% de la dotación de docentes de una comuna, contemplando incluso multas a los municipios que excedan este porcentaje por parte de las Secretarías Regionales Ministeriales de Educación.

Lamentablemente, en la práctica estas disposiciones no se cumplen: la gran mayoría de los municipios del país tiene en calidad de contrata a más del 20% de sus profesores, siendo que la mayoría de ellos realiza labores docentes permanentes, es decir, que deberían ser sometidas a concurso para que se pueda acceder a su titularidad. Por otra parte, las multas no son cursadas, todo lo cual somete a los docentes a una situación de enorme inestabilidad e injusticia ya que, a pesar que lleven prestando servicios por varios períodos, cada fin de año constituye un motivo más de incertidumbre, al no saber si contarán nuevamente con su trabajo y al no poder acceder, por ejemplo, a antigüedad funcionaria, perfeccionamiento o no ser sujetos de crédito ante instituciones financieras para optar, por ejemplo, a un crédito de vivienda, entre otras situaciones de desmedro que constituyen abiertamente una discriminación social.

En dos ocasiones, la Ley ha pretendido dar alguna solución a este problema. El que se haya acogido a discusión nuevamente es una señal de la vigencia e importancia del problema. Lo que el Senado en su sesión de sala ha declarado admisible a tramitación hoy es que se renueve la Ley 19.648 del año 1999 con una pequeña modificación que, en su artículo único, señala:

Concédase, por única vez, la calidad de titulares de la dotación docente dependiente de un mismo Municipio o Corporación Educacional Municipal, a los profesionales de la educación parvularia, básica o media que, a la fecha del 30 de Abril del 2013, se encontraren incorporados a ella en calidad de contratados y que se hayan desempeñado como tales en la misma durante, a lo menos, tres años continuos o cuatro años discontinuos, por un mínimo de veinte horas cronológicas de trabajo semanal.”.

Como organización autónoma de interés público, CEPAD ha estado presente en este ya largo proceso legislativo, analizando las propuestas y comunicándose con los parlamentarios de la zona y los profesores, por lo que se hace el deber de informar a los docentes y a toda la comunidad de este importante paso en la tramitación de la Ley de Titularidad para los profesores del sector público de Los Andes y del país.

Por el Directorio CEPAD
Luis González Reyes, Gabriela Fernández Montenegro, Francisco Rodríguez Arancibia

 

Centro de Estudios Para Asuntos Docentes de Los Andes