#Educación

Sí al lucro en educación

35 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Un 70 por ciento de los estudiantes que hoy están en las calles protestando no estarían en la universidad hoy si no existiera el lucro en educación. 

Cuando este no existía solo una elite privilegiada entraba a la universidad. Solo cuando empresarios arriesgaron su trabajo, creatividad, esfuerzo y capital se pudo llegar a cerca de un millón de alumnos en la educación superior. 

Educación sin lucro sería volver 40 años atrás, cuando los hijos de los ricos estudiaban a costa de la clase media. No nos olvidemos de que el financiamiento del Estado significa que la esforzada familia de Maipú o Talcahuano tiene que financiar con sus impuestos los estudios de jóvenes que no conoce, muchos de ellos de mejor situación económica que los que deben financiarlos.

Ellos, estoy seguro, prefieren financiar los estudios de sus propios hijos.  La educación tiene que ser con fines de lucro, competitiva y pagada,  para que queden solo las mejores universidades, las cuales tienen que ser controladas en cuanto a la calidad de la enseñanza, control muy deficiente hoy.

Para eso debe cambiarse la ley en cuanto al lucro y al control de la calidad. No es aceptable que cualquier entidad que imparte enseñanza se llame universidad.

El pago debe ser inmediato para las familias que están en condiciones de privilegio y con créditos sin intereses  – reajustando solo el IPC – financiados por el Estado, para los que lo necesitan.  Estos créditos deben ser rigurosamente devueltos una vez que estos jóvenes trabajen para que las nuevas generaciones puedan también estudiar.

————

Foto: Cámara acción Licencia CC
 

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:

22 de junio

“Solo cuando empresarios arriesgaron su trabajo, creatividad, esfuerzo y capital se pudo llegar a cerca de un millón de alumnos en la educación superior.” ¿Qué?!!! Déjame recordarte que los empresarios no arriesgaron NADA. Todo el sistema de ampliación se hizo en base a desprestigiar al sistema público EN DICTADURA, sin deliberación democrática, bajo el terror de la bota militar. De la misma forma estos empresarios se hicieron de sus fortunas a partir de la clase media que construyó el sistema público, y se hicieron de un sistema legal que les permitiera a esos empresarios llorarle al Estado por más recursos o por salvaguardas para sus “arriesgadas” y “creativas” maniobras.
Acá es sistema ha crecido porque hubo un cambio revolucionario hecho de forma terrorista por una clase oligárquica, pero que no ha beneficiado a todos, sino que ha enriquecido a una minoría, que por cierto no se ha esforzado, sino que ha acumulado el trabajo de otros.
Y si, tal vez el lucro no es una demanda muy clara. Pero acá se aprovecha la naturalidad del lucro para cometer usuras, que van directo a esclavizar a una generación completa bajo el dominio de la clase que se beneficia del juego financiero. Por eso mismo: NO AL LUCRO EN LA EDUCACIÓN

22 de junio

Este discurso trasnochado de los años 60 no te lo cree ni siquiera la viuda de Hoeneker que es como lo ultimo que queda vivo que usa terminos como bota militar, oligarquia, cambio revolucionario ,esclavizar y todo eso.La dictadura militar termino hace mas de 20 años, podemos tambien culpar a Ibañez entonces. El sistema publico en Chile siempre fue una verguenza, en educacion, en salud , en jubilaciones, en todo. La dictadura no tuvo que desprestigiar nada porque todo el sistema era un desastre, estaba totalmente desprestigiado.Lo unico que funciona relativamente decentemente es lo privado con fines de lucro, salud , educacion, carreteras. Lo que maneja el estado es caro y malo. Lo que manejan los privados es caro y bastante bueno.Es la realidad y sera dificil taparlo con el muro de berlin, ya no existe

22 de junio

Primera vez que leo una columna tan deficiente en la página. Está bien la postura de su redactor sea en favor del lucro, pero aparentemente se le olvida tocar el trasfondo del problema que actualmente aqueja a la Comunidad Universitaria: Éste no radica en la existencia del lucro, no es ése el punto central, el punto central es que se quiere aumentar el aporte estatal a las Universidades Privadas, y eso simplemente no puede suceder en tanto estas instituciones se sometan a los mismos estándares de control que las Universidades Tradicionales. Y no me refiero únicamente a estándares de control financiero, también me refiero a estándares en el control del ingreso.

Está bien, se cumplió la meta de garantizar el acceso, ahora empecemos a mirar la calidad, y en base a ella, otorgar recursos. Por lo demás, las demandas son extremadamente claras: ¡Educación Pública Gratuita! No ¡educación privada gratuita!, sería una contradicción de los conceptos.

Finalmente, quisiera acotar que ésta es la clase de miradas que ensucian el debate con falacias y números que ocultan problemas más profundos, no estoy en contra del lucro, estoy en contra de una educación de mala calidad, estoy en contra de que, habiéndome costado tanto ingresar a una Universidad tradicional pública tenga que pagar un arancel de mercado, ¡cuál es el rol del Estado entonces! Hasta el 2011 casi todas las obras de infraestructura que se han efectuado en mi Universidad son con recursos propios, se han cancelado fondos que ayudaban a compañeros de escasos recursos a pagar el arancel, éste sigue aumentado año a año, los intereses no bajan, y podría seguir… pero el problema no es monetario, es filosófico, mientras sigamos superponiendo la libertad de mercado al derecho humano a la educación, pues nada, ¡apaga y vámonos!

Por eso se pide la renuncia de Lavín, porque es un perpetuador de un modelo en crisis. La época dorada del capitalismo en Chile está en crisis, la gente quiere que los excedentes del cobre se utilicen en cuestiones que realmente son beneficiosas y se deje de beneficiar la inversión extranejera con políticas de subsidios, ¡es hora de que esos subsidios potencien la formación científica en Chile, sólo así lograremos ser un país medianamente desarrollado!

Saludos.

22 de junio

quizas te molesta que es primera vez que lees una opinion distinta en esta pagina ? distinta no significa deficiente. el problema con la educacion, con hidroaysen y otros temas es que uds se leen a si mismos todo el tiempo en los mismos sitios y terminan creyendo que son mayoria. si fueran mayoria gobernarian, pero los ultimos 5 gobiernos post dictadura han sido gobiernos liberales de centro y centro derecha, por lo que la mayoria parece que no sale a las calles y no esta en huelgas permantentes, esta estudiando y trabajando. no existe el derecho humano a nada, existen los derechos y los deberes y la gente se los tiene que ganar. quien va a pagar la educacion gratis ? eso no lo leo .

23 de junio

No, he leído opiniones diferentes pero con una diferencia sustancial a esta, cuentan con información y no se basan en falacias que actualmente no son aplicables y que responden a una lógica muy simple: No entender el conflicto ni las demandas estudiantiles.

No se pide fin al lucro, Se pide fin a la libertad empresarial descarada, sin garantizar condiciones mínimas de calidad ni de acceso igualitario.

Se pide que rindan cuenta si quieren recursos del Estado.

Se pide que las Universidades Públicas (al igual que las mejores de la región) sean gratuitas o bien, que consideren fuertemente el factor socioeconómico del estudiante para pagar el arancel (como hace Colombia), que se pague lo que se puede.

Sinceramente, la situación de hace 40 años no sirve de imagen al conflicto actual, porque no existía la misma cantidad de recursos, la democracia no tenía el sustento que tiene ahora, no había la cantidad de tratados internacionales suscritos y ratificados por Chile en cuanto al tema de los derechos humanos y adivina: La educación es un derecho humano, y los tratados internacionales son leyes que obligan al Estado y los tribunales están obligados a aplicarlos en su razonamiento.

En fin, critico tu columna por lo sesgada, falaz por la falta de información y por aplicar un analogía a una situación que responde a condiciones económico-sociales del país que distan mucho de las que había hace 40 años.

Saludos.

jrpaves

22 de junio

De ese millón cuántos pueden resolver un problema de ingeniería, a cuantos les dejan hacer la cirugía, a cuántos los contratan para el cargo que soñaban, cuántos tienen que seguir para hacer un magister o MBA en la misma U privada que los engaña?. Esos cuántos tenemos que contarlos en los que NO abandonaron la universidad o instituto antes de tiempo.
Y por último, eso del riesgo el esfuerzo y el trabajo, yo lo veo en mi padre, pero no lo veo en los que aprovecharon las botas y succionando fusiles llegaron a ser los hombres ricos que ahora quieren seguir estrujando lo que queda…un poco en educación, mucho en medio ambiente y a la caza de la salud pública…

Hapni

08 de enero

ayudame juanitoo!! tu putisde sacar informacion del android como conttrasef1as o alguna informacion valiosa es para un proyecto que tengo en la escuela espero alguien me pueda ayudar hhay deje el video de lo que hace mi android saludos

22 de junio

Efectivamente, el lucro no mueve. Nadie trabaja gratis ni por bolitas de dulces. No es viable para nadie, sea empresario o trabajador. Decir lo contrario es mentir.

No obstante, el problema educacional conlleva la misma raíz que la mayoría de los problemas que nos aquejan actualmente, el lucro tiende a confundirse con la usura y el mercantilismo sustentando en el privilegio estatal, cuando las élites que determinan las reglas del juego, las hacen para favorecerse a si mismas o sus amigos o compadres.

Y en ese sentido, y aunque suena crudo, esas reglas del sistema educativo las han hecho siempre las élites –sean del lado que sean-. El problema de la educación sigue siendo en parte una pugna entre élites.

No es menor tener presente que la mayoría de quienes acceden y han accedido por decenios al sistema de “universidades tradicionales” son y han sido parte de las élites o han estudiado en sus colegios (estudio de la Universidad Adolfo Ibáñez demostró que el 71 por ciento de la élite chilena estudia en los mismos colegios y el 20 por ciento de ellos ha estudiado en el Saint George). O sea, comparten mucho capital social.

Esas élites son las que no sólo han decidido en diversos momentos –por no decir siempre- cómo se educa, sino que a quiénes y dónde. Eso, aunque al sistema ingresen personas de “la clase media o clases obreras”, las élites siguen controlando el campo universitario y con ello, la toma de decisiones posterior.

Porque el sistema no es cerrado totalmente para generar la idea de apertura (y sustentar el falso discurso de la meritocracia). Así, un estudio del propio departamento de Economía de la Universidad de Chile demostró las diferencias entre sus alumnos, donde aquel miembro de la élite siendo el peor alumno, tiene garantizado entre 30 a 40% más de sueldo que el mejor alumno que viene de un sector medio-bajo.

El resto de los mortales, sometido al poder monopólico del Estado y la hegemonía de las élites en sus centros de conocimiento, termina sin saberlo, por legitimar a esas mismas élites, que van colocando diversas barreras de entrada en diversas áreas, sobre todo cuanto al conocimiento y al ejercicio del poder. Esto permite a los ya privilegiados por su origen, ampliar sus privilegios reclamando su derecho a otras dispensas, por el esfuerzo realizado.

Un sistema educacional público de alta calidad y alta cobertura, no sólo implicaría eliminar barreras de entrada existentes, sino que sería un alto riesgo para el poder de las clases dirigentes, pues aumentaría la competencia en torno a alcanzar puesto de influencia.

Un sistema de educación eficiente podría darle mayor independencia a un número importante de ciudadanos en cuanto al Estado y por tanto aumentar la oposición a su hegemonía y dominio irrestricto.

El problema no es el lucro, sino el privilegio que se viene sustentando desde la cuna. Si queremos mejorar la educación, hay que cambiar la educación básica y media. De lo contrario…nada cambiará.

22 de junio

Fe de erratas: el lucro nos mueve…

22 de junio

correcto, historicamente las elites solamente han tenido acceso a las universidades . eso cambio con la creacion de las universidades privadas donde la clase media ha logrado acceder. alguien cree que si no fueran con lucro , porque lo son, existirian 30 universides privadas ?? . es decir el lucro ha logrado que se termine con la educacion superior exclusiva para los ricos.
falta mucho, es solo un comienzo y eso era lo que quise trasmitir. antes la situacion de privilegio era una verguenza, hoy es aun muy mala pero se avanzo mucho y el camino ya es claro. volver a la educacion gratis y no permitir el lucro en educacion es volver atras. mientras mas lucro hay en la educacion en chile mejor es, mientras mas gratis es, peor es. y gratis no existe siempre alguien paga.

22 de junio

osea… cabros, agradezcan a los privados (y su gran aliado, el estado) por lucrar con la educación y hacernos el favor de lograr una carrera en cómodas 240 cuotas…
Nadie niega que no aumentaron las matrículas y que los sectores bajos tenemos la posibilidad de estudiar… pero lo hacen como un favor? por buena fe? Hay que tener un dedo de frente para entender las lógicas del mercado, y saber que mientras más ganancias y menos fiscalización, mejor para el bolsillo de los grandes dueños de la educación superior en Chile.
El quinto poder pierde credibilidad con argumentos tan sesgados como el tuyo…

23 de junio

Camila, en lo personal creo que el problema no es tan simple como privado como malo y estatal como bueno, o gratis y pagado.

Hay una serie de interrelaciones donde finalmente las élites que se educan de manera privada terminan cooptando las entidades educativas “estatales” desde las cuales, posteriormente ejercen lobby para sus inversiones privadas.

Ese punto nadie lo aborda

23 de junio

El quintopoder es solo un portal, los que pierden credibilidad son los que creen que solo ellos tienen la razon y no aceptan otras opiniones. Muy conocido en Chile en la epoca de Pinochet y la Union sovietica y todavia conocido con la monarquia de los Castro en Cuba

23 de junio

Parece que el autor no tiene claro el concepto Universidad, o asume el que le han vendido como tal, y se cree mayoría por vivir a favor del viento. En un sistema como el que tenemos. Hay Universidades, pocas, contadas con los dedos de una mano, el resto, las “universidades”, son salas de clases unificadas por un nombre y un objetivo: lucrar.
Se trata de enseñanza, pero te olvidas de la extensión y de la investigación, ambos aspectos harto poco rentables, no? Eso es parte ineludible de la labor universitaria, lo siento, si no lo hacen, no son Universidad. Y no me digan que hay más investigación por las “universidades” de lucro, porque no es así.
No voy a hablar de la vida universitaria porque supongo que no es válida en esta discusión, no se le puede poner precio.
Sobre lo injusto del sistema educativo chileno, acomodándome un poquito, podría estar de acuerdo, Chile no se ha caracterizado por sus niveles de igualdad NUNCA, pero antes era gratis y el país era harto más pobre, ahora sigue siendo injusto… y te endeudas de por vida. De la Dictadura en adelante, los gobiernos se han empeñado en denostar lo público para privatizarlo todo… todo lo que mal que mal ha sido construído con el esfuerzo de todos los chilenos durante sus buenas generaciones, y eso a pesar de todos los mercaderes (cuyos apellidos se repiten en la elite gobernante hasta ahora) que han succionado de la teta estatal por siglos… ¿recuerdas el Estanco del Tabaco? Es historia, no es el trasnoche.
Por último, decir que un discurso es trasnochado es un discurso trasnochado.
Saludos.

23 de junio

Donde dice: “En un sistema como el que tenemos. Hay Universidades…”.
Debe decir: “En un sistema como el que tenemos hay Universidades…”

Donde dice: “acomodándome un poquito, podría estar de acuerdo…”.
Debe decir: “si no fuera por la carga ideológica con que viene cargada la palabra “injusto”, estaría de acuerdo…”

Donde dice: “Chile no se ha caracterizado por sus niveles de igualdad NUNCA…”.
Debe decir: “Chile no se ha caracterizado por sus niveles de igualdad NUNCA, pero NUNCA…”

23 de junio

Rodrigo, tu comentario creo que ratifica el elitismo solapado que menciono antes cuando distingues -de manera despectiva- entre Universidades y “universidades”.

Y claro, bajo esa lógica se desenrolla toda la estructura de privilegios que existe desde los primeros años de educación, que tanto critican algunos pero que retroalimentan no sé si consciente o inconscientemente.

Lo anterior termina por dejar fuera del juego a muchos que con el esfuerzo de sus padres, y aún cuando el sistema educacional básico y medio que les ofrece el Estado -que controlan las élites- es deficiente, logran estudiar alguna carrera técnica o profesional.

Y claro, no es de una Universidad sino de una “universidad”. ¿No es eso una especie de clasismo?

23 de junio

RESUMEN. Todos Ustedes exigen educacion universitaria buena y “gratis”, es decir no pagada por los favorecidos si no x todos los chilenos, eso significa la palabra “gratis”.

Eso existe en algunos paises y funciona bien, Finlandia Noruega Israel y otros

Ingreso per capita entre 3 y 5 veces mas alto que Chile

Impuestos a la clase media 3 veces mas alto que Chile , a la clase alta 5 veces mas alto que en Chile

Costo de educacion universitaria pagada por el estado 7 a 10 mil millones de dolares anuales.

Ahora me gustaria escuchar como recaudamos esa plata. Esto es igual que Hidroaysen, a todos les gustaria preservar la patagonia, todos hablan de soluciones alternativas, pero nadie aun da numeros duros, cifras reales de costos y quienes pagan. Ojala las respuestas sean concretas y no como muchas que de la educacion se van a las botas militares y otro tipo de tonteras que nada tienen que ver con el tema

24 de junio

Pues subiendo los impuestos y nacionalizando los recursos (o por último un royalty de verdad).

23 de junio

No creo que haya mucho que decir respecto a la diferencia entre las Universidades y las universidades, para mi las diferencias son bastante claras y las mencioné en mi opinión; si encuentras que mi trato es despectivo es porque para mi las universidades son producto del desmembramiento del Estado, como dije anteriormente, que todos nuestros abuelos construyeron; dicho de otra manera, este sistema está basado en el robo de los recursos de todos por unos pocos, transformando, además, la educación en un negocio, eso sí es elitista.
La gratuidad de la educación, es así si la consideramos un derecho y una estrategia como País para su desarrollo (concepto que, por lo demás, necesita de harta discusión). Si piensan que sería injusto porque lo pagan todos y se benefician pocos, bueno, no creo que todo el mundo tenga que ir a la universidad, pastelero a tus pasteles, hay gente que no quiere estudiar, lo malo es que haya gente que sí quiere y no puede por problemas económicos, y no por falta de capacidad, eso no lo soluciona la privatización.
Respecto a los números duros, ya los estudiantes en la calle, están dando las pistas, recuperemos nuestros recursos para nuestro beneficio; de otro modo, si se trata de impuestos, que se cambien los impuestos, royalties, etc. (seguro que es demasiado general, pero no es el tema). Por cierto, hay mucho dato duro sobre las energías alternativas, es cosa de buscar.
Tenemos un país mil veces más rico que Finlandia, sólo necesitamos la voluntad. En relación a ello, y a las botas, y la Historia, la elite mercantil chilena siempre ha detenido el proceso de desarrollo impidiendo la industrialización y la creación de conocimiento, vendiendo los recursos de todos (repito varias veces “de todos”, me acusarán de marxista), impidiendo la educación del pueblo (aunque sea de perogrullo: más fácil de dominar si son ignorantes), haciéndose del poder, por las buenas o por las malas, y eso no es una tontera, ni un dato menor, por eso mencioné el Estanco del Tabaco como ejemplo. La Dictadura, y los gobiernos posteriores sólo han sido la continuación de la “manera” de hacer las cosas a la chilena (que no es muy original, por lo demás).
Saludos, nuevamente.

23 de junio

Estimado Rodrigo

1) Creo que hay casos y casos. Tanto en lo “estatal” como en lo privado. De hecho la distinción entre “estatal” y privado me suena un tanto ambigua porque, por ejemplo, la UC es más bien privada.

¿Cuál es el porcentaje de alumnos de colegios municipales que ingresan a las “estatales” versus los que provienen de colegios pagados de élite? ¿Quiénes acaparan ese campo?

¿Y algo importante, de qué universidades provienen las altas autoridades de las privadas?

A eso apunto con el claro elitismo.

2) El Estado lo construyeron las élites…ellos impusieron las reglas del juego por fuerza y ley. Eso de que todos lo construimos es errado. Tanto como decir que la Constitución es un contrato hecho por todos.

3) Por un lado argumentas la gratuidad de la educación y por otro dices: “Si piensan que sería injusto porque lo pagan todos y se benefician pocos, bueno, no creo que todo el mundo tenga que ir a la universidad”.

¿Y quién determina eso? ¿De qué forma? ¿Bajo qué criterio? ¿Con las pruebas se selección vigentes?

Aquí hay un punto esencial: porque el actual sistema educativo perpetúa el no acceso a la universidad no necesariamente por falta mérito, o de ganas de estudiar, sino por falta de entrenamiento. Lo que hacen los colegios pagados –y no todos por lo demás- es dedicar gran parte del tiempo a entrenar a sus alumnos para un examen. Los colegios municipales tratan pero no lo hacen. Y eso produce una diferencia que no tiene nada que ver con merito o capacidad de estudio.

Y entonces ¿Por qué aquellos a quienes se determina desde sus primeros años educativos a no acceder al sistema universitario, deberían financiar con sus impuestos –generados con su trabajo- a los que desde sus primeros años de vida parten en una posición privilegiada?

Esa paradoja, que planteas en tu propia frase, no la abordas.

23 de junio

Al parecer hay temas mas de fondo que el lucro o no lucro.
De hecho, una solución rápida que dejase a todos un poco contentos es limitar el lucro.

Pero el problema, de raíz, tiene que ver con las estructuras de poder y la disparidad.
El estudiante es un “cliente” que tiene 0 poder de exigir elementos que no fueron prometidos explícitamente en la venta del producto, como son la empleabilidad, la capacidad de pagar el crédito,etc. O sea, ¿que está comprando realmente la persona? Una promesa vaga de que logrará un mejor status económico…pero esa promesa no se cumple siempre; sobre todo si hablamos de Universidades poco prestigiosas, etc, etc.

Si una Universidad te cobra caro, lucra harto, pero te entrega una educación de calidad, que te da, casi seguramente, la capacidad de pagar la deuda y además sube mucho tu nivel de vida, no hay realmente conflicto. Por ejemplo, la Universidad Católica; es cara, pero reditúa. La U. de Chile (no sé si lucre o no), también reditúa. Pero otras, igual o mas caras, no.

Entonces, el estudiante es un tomador de opciones, pero no realmente recibe lo que cree que está comprando. Y tiene muy poco poder de variar eso, en el momento que está estudiando.

Saludos

23 de junio

Claramente hay temas más de fondo, que van más allá incluso del tema del lucro o el financiamiento (importantes), y que tienen que ver con estructuras de poder y clasismo, que para ser precisos son formales e informales, incluso discursivas.

Y tu ejemplo me permite explicarlo de mejor forma.

En términos estrictos, la Universidad imparte conocimientos, te instruye en ciertos métodos y técnicas, y con ello permite generar mayor conocimiento en una sociedad. Pero en términos individuales, no necesariamente te otorga virtud, ni estatus, ni menos te garantiza un trabajo o una buena remuneración en el futuro –ciertamente hay otros factores que operan en ello como el capital social-.

Aquí vemos un tema no muy abordado que tiene relación con la idea socialmente difundida de que un título profesional nos garantiza por arte de magia un mejor estatus o un trabajo (aunque eso nunca ha sido el objetivo de la Universidad). Y claro eso va ligado con el estatus que discursivamente se asigna a cada entidad.

Entonces, según el estatus que se asigna a cada entidad, vemos que entre las universidades en general, se establecen jerarquías según los mismos criterios clasistas que la sociedad fomenta y mantiene.

En base al estatus o la pertenencia, se produce una lógica sectaria, donde algunos se sienten no sólo superiores a otros, sino con más derechos que otros ya sean a ejercer cargos o privilegios. Se produce una lógica de cartel.

A partir de ese discurso, relativo al estatus, entramos en ese entramado oscuro del discurso educativo universitario, que esconde un discurso elitista solapado y anquilosado, que nadie enfrenta, y que tiene relación con una estructura educacional que determina a los individuos y que luego se reproduce eternamente en el mercado laboral, y que incluso quienes plantean igualdad en la educación, lo refuerzan posteriormente.

Pero se olvida que las personas optan por universidades “tradicionales” o “privadas” según opciones dadas, partiendo por el colegio donde estudiaron -que en parte determina si les va bien o mal en las pruebas de selección-; si fueron o no a preuniversitario para disminuir esa determinación o intentarlo por segunda vez durante un año sabático; según su capacidad de endeudamiento, etc.

En términos crudos, hay universidades para privilegiados y otras para no privilegiados. Eso, aunque a las primeras ingresen algunos que se consideran parte de los segundos.

Saludos

23 de junio

¿El lucro es la causa de los problemas o la solución a los mismos? Entiendo que el autor intenta demostrar que el lucro ha sido un aporte eficiente para resolver los problemas más complejos de la calidad y cobertura de la educación. Es interesante ponerlo en perspectiva histórica y comparar la situación de cobertura que existía cuando todo el sistema era público con la realidad de dependencia mixta que hoy existe. Buen punto. Sin embargo insuficiente para explicar porque nuestros profesionales egresan de las Universidades (públicas y privadas) sin estar preparados para el mundo laboral. Sin un estado que sea capaz de regular, evaluar y adoptar correcciones a malas prácticas (presentes en ambos sectores también), no vamos a lograr retornos adecuados a la inversión que todos hacemos en educación (como apoderados o como contribuyentes).
No estoy contra el lucro. Fundamentalmente porque no creo que esto sea el problema que explique nuestras fallas y déficit en educación. Como tampoco creo que sea la solución.

23 de junio

Yo más bien entiendo que el autor pretende defender al sistema privado sobre el público en resolver problemas que cada vez tienen más importancia en la producción económica, como lo es la educación. Para ello se cuelga del elitismo del sistema público de hace 40 años, y con ello reduce simplisticamente la discusión a “lo privado es bueno, lo público es malo,” como si bueno y malo tuviese un significado universal.
Ahora, la semántica del lucro puede ser el foco de conflicto, pero lo bueno es que se instale como discusión gracias a las posiciones extremas, que permiten un diálogo más sintético con miras a resolver la disputa.
En lo personal, y entendiendo que tanto el autor como tú mismo tienen intereses en la innovación pedagógica desde el mundo privado, creo que hay que separar las actividades económicas lucrativas que son cuestionadas respecto al actuar de sus defensores en educación. Si uno habla del proceso productivo y comercial, evidentemente existe una justificación mayor para el significado positivo del lucro, pues permite (o permitiría) el surgimiento autónomo de formas innovadoras de enfrentar los procesos de enseñanza y aprendizaje de calidad, cuyo costo debiera ser cubierto como una prestación de mercado. Pero cuando esa creatividad a la que alude el autor se sitúa en procesos que son especulativos, y con los cuáles se lucra como si existieran materialmente (como lo es la actividad financiera asociada a la educación) entonces ahí si el lucro adquiere un significado negativo, y se tranforma en el blanco de lo que los estudiantes denuncian. La innovación en ese aspecto no se hace para mejorar procesos educativos, sino para producir valor intangible que se transa como si fuese tangible: deudas. Para que ello fuese real en este país, hubo que eliminar la deliberación democrática y crear una infraestructura legal que redujera el costo de los inversores. Por eso, no se trata de que, en el significado negativo del lucro, hubo “innovadores” o “empresarios arriegados.” Para el significado negativo hubo terror y una deliberado traspaso de fondos públicos para que otros lucraran malamente con la educación. Eso es el problema del lucro, en mi opinión.

23 de junio

El lucro no es la causa de los problemas ni resuelve todo. En general resuelve la cantidad de alumnos que tienen la oportunidad de acceder a educacion superior, no asi la calidad de la educacion que al menos en Chile es mucho mejor en el ambito estatal que privado. Los egresados sin estar preparados todos para el mundo laboral tienen ingresos muy superiores a los que no tuvieron la oportunidad de acceder a la universidad y la cesantia es la mitad que la de los no universitarios. Para mi por lo tanto el lucro ha ayudado a que cientos de miles de chilenos accedan a una mejor educacion que sin las universidades privadas no hubiese existido. Fui claro que junto a esto hay que hacer un cambio total en la calidad de muchas de estas y en la certificacion. Y tambien soy claro que hay muchas universidades privadas hoy, mejores que las publicas. Resumiendo, el lucro es una buena solucion a la cantidad, no asi a la calidad.

23 de junio

El tema de fondo no es el recibir utilidades en función de un negocio. Es la retribución lógica de la sociedad de consumo en la que hemos vivido casi siempre. Pero “lógica” con caracteristicas de NORMAL. No es posible sustraerse al hecho que las universidades privadas reciban subvenciones del estado y además cobren. Es decir reciban por lado y lado. No es moralmente lógico que a profesores les exijan hacer repetir de ramo al 15% del alumnado (este porcentaje varía según universidades) para poder seguir percibiendo estas subvenciones No es normalmente aceptable que los docentes tengan un contrato renovable año a año en desmedro de sus ingreso de jubilación/previsión pero engordando bolsillos privados. El estado Benjamín es como tu casa, eres un hijo que nacistes sin pedirlo por lo que tus padres, mientras puedan, están en la obligación LOGICA, NORMAL y MORAL de pagar tus estudios, salud y alimentación. No sería justo para tí que tus viejos te mandaran a trabajar desde que naciste para pagar esas SUS OBLIGACIONES y además te cobraran por ello. Eso es LUCRAR. Hoy tu país que es también nuestro,vuestro y de aquellos tiene los ingresos resuficientes y remarco RE para finaciar al menos la educación de todos los jóvenes de aquí a Tres generaciones de profesionales más y esto sin descuidar las platas para otros requerimientos nacionales.
El intento del gobierno de acallar voces en las redes sociales está siendo aplicado desde un tiempito a esta parte, de hecho hoy nuevamente he sido botado del twitter. mi hashtag es #PARENLACUSTION.
@esasinomas (ex demonimo5) es un chileno común y corriente sobretodo pacifista hasta casi las ultimas consecuencias. El levantar la voz para exigir el respeto a los derechos constitucionales de la libre expresión es un deber que nos atañe a todos.

24 de junio

No vamos a discutir si el estado tiene o no OBLIGACION de pagar los estudios porque es otro tema. Digamos que si solo para seguir elaborando la idea. El estado es solo un asignador de recursos, esos recursos vienen de distintas fuentes pero especialmente de los impuestos de todos los que trabajamos.
Los ricos y las clases acomodadas pagan y les da mas o menos lo mismo que pasa con ese dinero , les sobra mucho, suficiente para enviar tambien a sus hijos a colegios particulars.
Entonces “el estado paga” significa que la clase media paga con un tremendo esfuerzo ya que los pobres no pagan impuestos.
Es inteligente que la clase media pague la educacion de todos , ricos pobres, esforzados, el 60% que no se esfuerza por terminar sus estudios ?. O es mejor que cada padre le pague a sus hijos ?. Me gusta lo segundo. Gratis, sin costo, el estado paga, no existe, siempre alguien paga.Y educacion gratis para los que no lo necesitan, menos me gusta. Los subsidios tienen que ser directos al bolsillo y no generales sin discriminar. Por eso abogo por prestamos sin intereses pagables cuando el estudiante sea un generador de ingresos como profesional

24 de junio

Estimado, por ley en Chile esta prohibido el lucro por parte de instituciones de educación superior.
El espíritu que motiva esta normativa, es que las instituciones, que están autorizadas para cobrar un arancel, por supuesto,para pagar sueldos y manutención , deben re-invertir los excedentes de los cobros en infraestructura e investigación. Por lo que su argumentación o idea que da origen a su post, es un llamado a la ilegalidad, ya que si alguien lucrase con la educación en Chile estaría cometiendo un delito o fraude, esto según las normas dictadas desde los tiempos de la dictadura militar y mantenidas por la dictadura civil posterior. Casualmente, creo que personeros de todas las tendencias han tenido participación en estas empresas de NO LUCRO y sacado al menos su dinero invertido, como lo dice el actual ministro de Educación y ex- dueño de la Universidad del Desarrollo, que casualmente también es dueño de una inmobiliaria que saca jugosos dividendos del abultado arriendo arriendo que cobran, que casualidad a esa misma universidad de fue dueño. Por lo que su argumentación de los beneficios del lucro en la educación debería dárselos al fraude y no al lucro, ya que como mencione este no es posible según nuestra legislación vigente.

Saludos

24 de junio

¡Ta’ bueno esto! Pero ahorita voy saliendo… más tarde te respondo Jorge.
Saludos.

24 de junio

La educación no se mide en terminos de ganancias monetarias, sino en otros aspectos. Pensar que el mercado, que funciona bajo estos estandares, hara que las mejores instituciones surgan es ignorar ésto. Tambien es ignorar toda la evidencia a nivel mundial, en donde las mejores universidades, y las que proveen más investigación y mejor docencia no lucran. ¿Como se sostiene el argumento si el autor señala que se necesita lucrar para tener instituciones de calidad?

El mercado a dirigido la educación chilena por varias decadas, y los resultados han sido desastrosos. Ningún sector político defiende hoy la educación que tenemos.

Claro, se ha aumentado la cobertura, pero argumentar de que se necesita lucrar o la alternativa es volver a bajos niveles de cobertura es debil e infundado.

24 de junio

Me surgió una duda luego de leer un ensayo de Bertrand Russell ¿Qué entendemos por calidad en la educación?

29 de junio

El autor olvida que esas “maravillosas” universidad con fines de lucro que, según él permiten el acceso de las clases bajas a la educación superior no supera en calidad a las universidades estatales y tradicionales. Además olvida las universidades privadas sin fines de lucro tradicionales de nuetsro país (y de las mejores) como la UdeC, UC y UTFSM.

Aconsejo leer este estudio sobre las universidades con fines de lucro y sus no tan brillantes resultados en EE.UU: http://www.edtrust.org/dc/Subprime

Está bien que se expanda la matrícula, pero no cometamos el mismo error que en educación básica, hagámoslo de acuerdo a la calidad y, lamentablemente, muchas veces la calidad riñe con el lucro.

29 de junio

Myriam, no me olvido de nada al contrario . Si lees mi opinion hable que debe mejorar la supervicion a la calidad de las universidades, tanto las privadas como las estatales. Muchas veces la calidad riñe con el lucro y muchas veces la calidad riñe con lo que mal llamamos sin costo, que no es otra cosa que paguemos todos para que unos pocos privilegiados estudien.
Ambos modelos deben convivir y ambos mejorando la calidad

29 de junio

Un detalle ¿La UC es realmente sin fin de lucro? Me parece que para distinguir así sin más entre UES con y sin fines de lucro, primero habría que transparentar qué ocurre con lo captado en términos económicos en cada universidad. Eso también permite desmitificar la creencia de que sin fin de lucro y tradicional es igual a alta calidad siempre.

Alvaro

10 de julio

El lucro en la educación no causa competencia por dar mejor educación, y hace rato esta demostrado que esa competencia que tanto te gusta no funciona en favor de la mayoría. Ellos no compiten por dar algo mejor a un menor precio, al contrario, se coluden para vender caro algo barato, y la única conclusión de eso es el aumento de los precios por algo de calidad meramente aceptable, luego los únicos que pueden pagar son los ricos, luego la mala distribución de todos los indicadores sociales se incrementa. El aumento de impuestos afecta mas al 1% mas rico que a la gran mayoría, y ese aumento de impuesto les sale mucho mas caro a esos ricos que el pago de las universidades de sus hijos, esa es la verdadera razón de porque no les gustan. No llegaron a ricos preocupándose por la mayoría.

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Nuevo

Soy optimista de que los cambios serán buenos para el país. Aumentará aún más la representatividad, y nos permitirá dar una nueva oportunidad de continuar los esfuerzos por la libertad y la igualdad y ...
+VER MÁS
#Política

La interminable transición

La segunda vuelta consagra a dos candidatos que hacen lo posible para capturar el "centro político" mientras que la votación muestra la radicalización de un sector de la derecha, la casi desapa ...
+VER MÁS
#Política

Domingo... día de elecciones

El ritmo del Frente Amplio esta re bueno, alegre, intenso y re sexy, claramente penetró dentro de Chile y se va a quedar por harto rato.
+VER MÁS
#Ciudadanía

Definiendo el ritmo

A estas alturas todos debiéramos tener claro que las encuestas hacen mucho más que medir la realidad. Gracias a la amplificación que permiten los medios de comunicación, han pasado a ser método de infl ...
+VER MÁS
#Política

Encuestas: ¿Instrumento de información o medio de manipulación?

Popular

Baradit deja al desnudo aspectos políticamente incorrectos, ha tocado la fibra del conservadurismo doble estándar de la elite criolla, aristocrática, oligárquica, momia. Para ellos, es de muy mal gusto ...
+VER MÁS
#Sociedad

El caso Baradit, o el arte de develar lo incómodo en Chile

Nuestra participación y la de muchos otros es la que hace posible orientar la dirección de un país en un sentido u otro. Un grano de arena no hace una montaña, sin embargo un gran número de granos, sí ...
+VER MÁS
#Política

¿Por qué no votar?

Será interesante saber si Piñera y Guillier ofrecerán nuevas propuestas en materia científica, y si rescatarán propuestas e ideas de los programas de las otras candidaturas, en particular si quieren bu ...
+VER MÁS
#Ciencia

Segunda vuelta: ¿qué esperar para la ciencia?

¿Cuál debiese ser la preocupación esencial? Primero que todo, brindarle al INE, de una vez por todas, la autonomía que requiere. De esa forma, se evitan suspicacias sin bases o gustos políticos como el ...
+VER MÁS
#Economía

Censo 2017 ¿Un déjà vu? ¿Problema del INE, del gobierno o del Estado?