#Economía

¿Clase Media?

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

se deduce que el ingreso per cápita de la clase media chilena corresponde al rango entre 105.000 y 525.000 pesos. Considerando una cantidad de 3,84 integrantes por hogar (según datos de la Encuesta de Presupuestos Familiares de 2007), el Ingreso por Hogar de la clase media se situaría entre 403.200 y 2.016.000 pesos.

El día 24 de junio de 2014, Joaquín Lavín publicó en su cuenta de Twitter otra de sus tantas frases para el bronce. Literalmente decía “40 mil chilenos en Brasil. Quién fue el q dijo q en Chile no hay clase media?”. Casi instantáneamente, una serie de críticas afloraron en las redes sociales respecto de quiénes son los viajeros y cómo financiaron su viaje mundialista (cuyo costo fluctúa entre los 4 y 9 millones por persona).

Sin considerar siquiera la total falta de relación entre el número de fanáticos que asisten al mundial y la existencia (o no) de clase media, es interesante dar cuenta que Lavín hace referencia a este concepto a propósito de otro tema mucho más importante que el número de endeudados mundialeros.

¿Afecta la reforma tributaria a la clase media? Como es costumbre en nuestra política criolla, no hay matices para esta respuesta. Según la Nueva Mayoría, la reforma no afecta a la clase media; según la Alianza Por Chile, sí afecta. Pero para responder correctamente, es necesario responder otra pregunta que subyace a la primera. ¿Qué es la clase media?

Definiciones hay para todos los gustos. Autores marxistas sitúan a la clase media entre el proletariado y la clase dominante (ocupando, en parte, el lugar que el propio Marx asigna a la burguesía) aunque con varios matices según autor. Por ejemplo, Louis Fraina, fundador del Partido Comunista Americano, la define como “la clase de los pequeños empresarios independientes, dueños de la propiedad productiva de la que deriva su sustento”.

Por otro lado, Max Weber la define como uno de los cuatro estratos identificables en un sistema capitalista, entre los que es infrecuente o casi imposible la movilidad; la clase media weberiana corresponde a los trabajadores con credenciales formales.

Dahrendorf divide la clase media en dos grupos: Los trabajadores que forman parte de una cadena administrativa de autoridad (los burócratas) y aquellos que ocupan posiciones fuera de esas jerarquías. Mientras los primeros están vinculados a los grupos dominantes, los segundos están más cerca de quienes realizan trabajos manuales. En tanto, para Aron, las clases medias (en plural) son simplemente “una especie de bodega” donde los individuos son puestos en caso de no caber en otras clases. En tanto, Ossowsky considera que las clases medias (también en plural) son reconocidas en esquemas dicotómicos, siempre como apéndices secundarios de dos grandes clases (en términos simples, existirían dos clases medias, una asociada a la clase dominante y otra a la clase trabajadora, distinción similar a la que hace Dahrendorf).

Un enfoque más moderno para definir la clase media es entregado por López-Calva y Ortiz-Juárez. Según estos autores, la clase media puede ser definida según la vulnerabilidad de las familias hacia la pobreza. A partir de esta definición, desarrollaron un modelo para “medir” las clases medias de México, Perú y Chile. En términos muy simples, el modelo propuesto se divide en dos pasos. En primer lugar, se mide la probabilidad de una persona de caer en situación de pobreza ante un evento fortuito, dado su actual nivel de ingreso y dadas sus condiciones socioeconómicas actuales. En segundo lugar, se establece un umbral a partir del cual se considera que una persona tiene un bajo riesgo de caer en situación de pobreza (por ejemplo, un 10% de probabilidades, tal como sugieren los autores). La Clase Media estaría definida como el conjunto de personas que perciben ingresos sobre ese umbral hasta el punto en que la probabilidad de caer en situación de pobreza es cercana a cero.

A partir de datos de la encuesta CASEN, López-Calva y Ortiz-Juárez determinaron, que quienes perciben ingresos por sobre los 10 dólares per cápita diarios (dólares paridad de poder adquisitivo) tienen tan solo un 10% de probabilidad de caer en situación de pobreza. Entonces, la clase media se definiría como aquella parte de la población cuyo ingreso es mayor a los 10 dólares per cápita diarios (PPA) hasta los 50, donde la probabilidad de caer en la pobreza es prácticamente nula.

De lo anterior se deduce que el ingreso per cápita de la clase media chilena corresponde al rango entre 105.000 y 525.000 pesos. Considerando una cantidad de 3,84 integrantes por hogar (según datos de la Encuesta de Presupuestos Familiares de 2007), el Ingreso por Hogar de la clase media se situaría entre 403.200 y 2.016.000 pesos.

Para poder visualizar donde está posicionada la Clase Media chilena es necesario conocer la distribución del ingreso en Chile. El gráfico a continuación muestra el ingreso por hogar distribuido según densidad de población (cada decil representa un 10% de población que obtiene cierto rango de ingresos expresado en millones de pesos).

incomebydecile

(Ingreso por hogar a precios de 2013 ajustado a distribución Singh-Maddala de parámetros α=551.667, c=1,67028 y k=1,22299 mediante método de máxima verosimilitud. Fuente propia con datos de encuesta CASEN 2011. El eje de las ordenadas muestra el ingreso en millones de pesos de 2013 y de las abscisas la densidad probabilística).

Según las estimaciones de López-Calva y Ortiz-Juárez la clase media correspondería al segmento oscurecido del siguiente gráfico:

clase-media-chile

(Fuente propia utilizando datos del estudio de López-Calva y Ortiz-Juárez).

El enfoque anterior es interesante conceptualmente porque permite analizar la pertenencia a la clase media no sólo mediante la magnitud del ingreso sino además mediante factores de riesgo socioeconómico. Sin embargo, el estudio asume una premisa que, según mi parecer, es equivocada. La línea de pobreza en Chile se calcula según el valor de una canasta básica de alimentos, es decir, no considera el gasto en transporte, medicamentos, arriendo, etcétera.

La OECD mide la línea de pobreza calculando el 50% de la mediana de los ingresos. En el caso de Chile, la mediana de ingresos por hogar es 469.021 pesos. Considerando 3,84 integrantes por familia, la línea de pobreza sería del orden de los 69.000 pesos, valor mucho menor que el utilizado en el estudio. Por supuesto, esta divergencia se debe a la diferencia en el nivel de ingresos entre Chile y el resto de los países que pertenecen a la OCDE. Por esta razón, mientras el estudio de López-Calva y Ortiz-Juárez calcula la línea de pobreza entre 4 y 5 dólares PPA diarios, el resto de los países que pertenecen a la OCDE la calculan en 10 dólares diarios o más. Si el estudio se realizara utilizando una línea de pobreza de esta magnitud, la Clase Media estaría posicionada en un rango de ingresos más alto.

Volviendo a la pregunta original, podemos afirmar que, apegándonos a los resultados del estudio de López-Calva y Ortiz-Juárez, y si la reforma sólo afecta al 10% más rico como lo han señalado las autoridades, entonces el sector de la clase media correspondiente a los hogares con ingresos entre 1.550.000 y 2.000.000 sí se vería afectado por la reforma tributaria aunque de forma tangencial (aproximádamente un 3,6% de los hogares).

Si asumimos que el estudio debería medir la línea de pobreza en 10 dólares per cápita diarios PPA (como en el resto de los países de la OCDE), aunque no tenemos datos provistos directamente por el estudio, podemos suponer que la reforma afectaría a una porción mayor de la clase media (el desafío sería realizar el mismo estudio de López-Calva y Ortiz-Juárez considerando una línea pobreza más alta).

En cualquier caso, el análisis de la reforma tributaria no puede hacerse separado de la reforma educacional. Aún si suponemos que la reforma tributaria afectará a la clase media debido al aumento de ciertos precios producto de impuestos adicionales (por ejemplo, a la compra de viviendas), el ahorro de las familias debido a la disminución del gasto por endeudamiento universitario será importante. En las condiciones actuales, este ahorro podría equivaler a la mitad de una vivienda por cada hijo.

Una pregunta más amplia puede resolverse a partir del análisis de López-Calva y Ortiz-Juárez. ¿Es Chile un país de clase media? Por supuesto que no. De la misma pregunta puede abstraerse que un “país de clase media” concentraría sus ingresos en el rango correspondiente al intervalo entre el valor del ingreso per cápita correspondiente a la población que tiene un 10% de vulnerabilidad y el valor del ingreso per cápita en que esta vulnerabilidad se diluye.

El siguiente gráfico nos muestra un ejemplo de un Chile hipotético, con las condiciones actuales para determinar la Clase Media, pero en que los ingresos por hogar se encuentran mayormente concentrados en el intervalo [403.200;2.016.000]:

clase-media-hipotetica

En la situación actual, un 43,4% de la población es pobre o tiene un alto riesgo de pobreza; en un Chile ideal este porcentaje no superaría el 10%. En el Chile actual el porcentaje de la Clase Media alcanza el 50,4%; en el Chile ideal este porcentaje alcanzaría el 63%. En el Chile actual un 6,2%16 está por encima de la Clase Media; en el Chile ideal un 27% estaría por sobre el rango de la Clase Media.

Referencias:

Cooperativa (2014). “¿Cuánto le cuesta a un hincha chileno viajar al Mundial de Brasil?”
“Marxism and class: Some definitions” (1991). Paper publicado por The Britain Communist League.
Corey, Lewis (1937). “American Class Relations”. Marxist Quarterly, vol. 1 no. 2
Giddens, Anthony (1973). “The Class Structure of the Advanced Societies”. Harper & Row: New York.
Giddens, Anthony (1973). “The Class Structure of the Advanced Societies”. Harper & Row: New York.
Giddens, Anthony (1973). “The Class Structure of the Advanced Societies”. Harper & Row: New York.
A Vulnerability Approach to the Definition of the Middle Class. The World Bank, Latin America and the Caribbean Region, Poverty, Equity and Gender Unit.
Distribución del Ingreso en Chile
OECD Income Distribution and Poverty
Ministro de Hacienda explicó alcances de la Reforma Tributaria

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Nuevo

VER TODO

Nuevo

Chile debe aceptar el desafió de ir por sus ventajas comparativas y tomar como propio el ser considerado como el país con más proyección en Energías Renovables (Solar, Eólica, GeoTérmica, Mareomotriz ...
+VER MÁS
#Desarrollo Regional

La leña, el cambio climático y la industria forestal

Nuestra participación y la de muchos otros es la que hace posible orientar la dirección de un país en un sentido u otro. Un grano de arena no hace una montaña, sin embargo un gran número de granos, sí ...
+VER MÁS
#Política

¿Porqué no votar?

Mirar los acontecimientos con perspectiva histórica y elucubrar una posible respuesta resulta del todo ejemplar para evitar los juicios y decisiones apuradas, de manera que en la vieja reyerta sobre si apr ...
+VER MÁS
#Política

Kohl o Merkel: la disyuntiva DC después de las elecciones

Mientras una persona más conocimiento de sí mismo y del mundo que lo rodea obtenga, menos espacio para el dogmatismo religioso va a tener disponible.
+VER MÁS
#Religión

El fenómeno de las religiones en el mundo actual

Popular

Para nosotros los psicólogos, cuando la química (no racional) te impide dar tu 100% con un paciente estás obligado a derivarlo a otro, luego, si eres responsable, tienes que analizar porque no toleraste ...
+VER MÁS
#Política

Cero tolerancia al Rincón que mata en mala

El trabajador, aparte de no leer ni siquiera Condorito en su somnolencia transantiaguina, constata como día a día su patrón ingresa desde paltas del supermercado a autos 0kms.
+VER MÁS
#Política

Saber hacerla

Ahora bien, en estas elecciones no da lo mismo quien gobierne los próximos años, lo que está en juego es decidir el país que soñamos.
+VER MÁS
#Ciudadanía

Porque no da lo mismo quien gobierne

No podemos dejar de recordar el caos que se viví­a no hace mucho tiempo en las calles de Santiago, permanentemente en pugna y con olor a bomba lacrimógena, no bien se hubo disipado el polvo el terremoto.
+VER MÁS
#Política

Cómo ganarle a Piñera