#Desarrollo Regional

PSU y las regiones: ¿Cómo evitar la fuga de cerebros?

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Han sido entregados los puntajes de la Prueba de Selección Universitaria (PSU) 2017, y de inmediato se pueden evidenciar distintos tipos de desigualdades, entre ellas, la desigualdad territorial. De los cien colegios con el mayor puntaje promedio en la PSU, sólo 4 son municipales, confirmando el sesgo socioeconómico del proceso de selección. Pero además, sólo 37 colegios de 100 pertenecen a regiones distintas a la Metropolitana. De estos 37, un 41% pertenecen a las regiones de Valparaíso y Concepción, quedando sólo 22 colegios que provienen de regiones menos pobladas. Asimismo, de los 151 puntajes nacionales de Matemáticas, sólo dos provienen de fuera de la RM.

La desigualdad territorial en educación superior no termina ahí. En base al proceso de selección de 2016, se observa que, si miramos quienes rinden la PSU, un 40% son de la Región Metropolitana (un 60% de otras regiones, datos de DEMRE), pero a la hora de matricularse, la Región Metropolitana concentra a 48% de la matrícula nueva total de pregrado (el 52% se matricula en centros educativos del resto del país, datos de SIES). Esto representa el nivel de migración (neto) desde las otras regiones por motivos educacionales, lo que produce una temprana “fuga de cerebros”, exacerbada, una vez terminado el periodo de estudio, por la mayor probabilidad de obtener un trabajo profesional bien remunerado en las grandes zonas urbanas que en las ciudades más pequeñas.


Si no se avanza en la transformación de la base económica de las regiones, los jóvenes y sus esperanzas van a seguir ligadas al alejamiento de sus territorios, fortaleciendo la concentración excesiva del centro del país, en desmedro de las posibilidades de desarrollo regional.

Los jóvenes estudiantes son una fuente de desarrollo potencial para sus regiones. Pero esta potencialidad no se va a desarrollar si es que el proceso de selección y la oferta educativa escolar dificultan el acceso de los estudiantes de regiones a la educación superior; si la oferta educativa superior se encuentra mayormente concentrada en Santiago y otras grandes capitales; y si además, al salir, tienen mayor probabilidad de encontrar un empleo acorde a sus estudios y expectativas salariales en esas mismas grandes ciudades. Este problema se retroalimenta, causando que cada año tengamos más estudiantes, y más trabajadores capacitados, en el Gran Santiago, y menos trabajadores y estudiantes en el resto del país.

¿Cómo nos hacemos cargo de este problema? Hay tres caminos a considerar. El primero tiene que ver con el acceso, y a su vez puede ser separada en dos partes: primero, en el fortalecimiento de la educación pública a nivel general, con un foco especial en regiones distintas a la Metropolitana; segundo, en la búsqueda de métodos alternativos a la PSU. Ya se ha mostrado varias veces el sesgo de clase existente en la Prueba, y que no necesariamente mide las habilidades más importantes para el desarrollo académico de un estudiante. Buscar alternativas que permitan o prioricen a los estudiantes de menores recursos y de fuera de la Región Metropolitana permitiría equilibrar en parte la situación.

Los caminos dos y tres van en conjunto. Es necesario apoyar la creación de centros de estudios y universidades en regiones. La tercera, y más compleja, es apoyar la diversificación y complejización de la estructura productiva en regiones, lo que permitiría generar mayor número de puestos de trabajo altamente especializados, y también daría un rol particular a las universidades regionales como un ente de apoyo a la estrategia regional de innovación.

Sobre estos últimos dos puntos, la Agenda de Descentralización del gobierno ha avanzado en la creación de las universidades regionales de O’Higgins y de Aysén y en la creación piloto de coordinaciones de Fomento Productivo e Industria en los Gobiernos Regionales de Los Ríos, Biobío y Antofagasta, que le entregan a los GORE atribuciones y recursos para política económica. Falta un tiempo para ver el desempeño de las nuevas universidades regionales y de la próxima universidad del Ñuble, pero la experiencia piloto de fomento productivo ya está mostrando sus primeros resultados en la definición de presupuestos de inversión regionales y apoyo a industrias específicas como el turismo en el Bíobío. Si bien esto muestra un gran avance, es un trabajo que debe fortalecerse en los próximos años, asumiendo que el nuevo gobierno va a tener alguna intención de apoyar la descentralización del país. Si queremos evitar la fuga de cerebros de regiones, debemos aumentar las capacidades y la presencia de las universidades regionales, pero por sobre todo, debemos fomentar una transformación productiva real en las regiones, capaz de atraer trabajo especializado y entrar en industrias de alto valor, saliendo del turismo y de las industrias extractivas que han dominado de manera constante la economía nacional fuera de la Región Metropolitana. Ahí las universidades deben apoyar con investigación aplicada al desarrollo. Si no se avanza en la transformación de la base económica de las regiones, los jóvenes y sus esperanzas van a seguir ligadas al alejamiento de sus territorios, fortaleciendo la concentración excesiva del centro del país, en desmedro de las posibilidades de desarrollo regional.

Por David López, Investigador de Rimisp – Centro Latinoamericano de Desarrollo Rural

TAGS: #PSU

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Nuevo

VER TODO

Nuevo

El Banco Mundial (WB), entidad monetaria que junto a organismos como el Banco de Desarrollo Interamericano (BID) o el Fondo Monetario Internacional (FMI) constituían las “iglesias” de este culto global ...
+VER MÁS
#Política

La dictadura de los números y su falsa profecía

Se podría pensar que el nuevo gobierno de Piñera apuntará a una restauración mercantilista y conservadora. Así como sería lógico que toda la Nueva Mayoría coincidiera con el Frente Amplio en una age ...
+VER MÁS
#Política

Chile ¿Qué está en riesgo?

La Iglesia Católica carece de líderes de peso, no han sido capaces de encauzar la voz del pueblo, y se han cerrado a dialogar respecto a las agendas valóricas, provocando una desafección de las nuevas g ...
+VER MÁS
#Sociedad

Papa, amigo. ¿El pueblo está contigo?

El resultado de las negociaciones no será un simple acuerdo administrativo como algunos han planteado, sino que dará indicios de cómo se configurarían las relaciones de partidos y bloques en el Congreso ...
+VER MÁS
#Política

Episodio Zaldívar: la señal de alerta para la centro-izquierda

Popular

Los establecimientos educativos existen para entregar herramientas que le permitan a los estudiantes poder desarrollarse en el mundo que les tocó vivir para poder mejorar sus oportunidades de tener la mejo ...
+VER MÁS
#Educación

Celulares en colegios y el sillón de Don Otto

Para tener una mirada comprensiva del establecimiento del modelo neoliberal de nuestro país, tenemos que remontarnos a una época previa a las guerras mundiales
+VER MÁS
#Política

Hijos del Capitalismo ¿Por qué somos así?

Es posible que alguien que no tenga un conocimiento adecuado de la PSU realice rankings de las escuelas basados en sus puntajes y realice inferencias respecto de su calidad
+VER MÁS
#Educación

La responsabilidad de #DataChile

La ciudad debe ser planificada según un flujo circular al igual que la naturaleza: tomar, hacer, usar, retomar, rehacer, reponer.
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Por una ciudad inteligente con ciudadanos inteligentes